ArchitectWork

Home / A Fondo / El desafío de visibilizar un edificio bajo tierra

El desafío de visibilizar un edificio bajo tierra

Obra del arquitecto Guillermo Vázquez Consuegra, Sevilla muestra orgullosa un nuevo espacio de divulgación de las artes y las humanidades. Con tan solo un año de vida, el nuevo CaixaForum de la capital andaluza es ya todo un referente gracias a un nutrido programa de actividades y exposiciones escondido bajo una singular marquesina de espuma de aluminio.

Fotografías: © Jesús Granada

Intervenir en una estructura ya existente es una ardua tarea que no siempre es fácil abordar. En el caso del proyecto CaixaForum Sevilla, capitaneado por Guillermo Vázquez Consuegra, el éxito se ha conseguido por partida doble al resolver coherentemente dos cuestiones determinantes: la estrategia de ocupación y la necesidad de visibilidad dentro de una organización prevista.

En lo que se refiere a la primera de ellas, ha sido necesario realizar un exhaustivo estudio con el objetivo de analizar los usos previstos con anterioridad en el Edificio Pódium del Complejo Torre Pelli, un hecho que ha condicionado inevitablemente la distribución del programa y la configuración espacial de los distintos usos. En este sentido, tal y como aseguran desde el estudio, la estrategia principal ha consistido en “ubicar una serie de volúmenes relativamente autónomos dentro de la estructura existente buscando la convivencia entre cada una de las actuaciones”.

“La icónica marquesina curvada de espuma en aluminio anuncia el acceso al edificio, situado bajo suelo”

Como consecuencia, tanto el auditorio con capacidad para 276 personas como las dos salas de exposiciones, están dispuestos en los únicos espacios existentes que permitían su acomodo por altura y dimensiones. De este modo, están situados en los niveles de sótano por debajo de la plaza de acceso y delimitados con unos cerramientos autoportantes que evitan los conflictos con la estructura de hormigón ejecutada. Por su parte, con el objetivo de aprovechar las vistas y la iluminación, en los niveles superiores se encuentran la cafetería y administración.

Con respecto a la necesaria visibilidad de este centro cultural, se han llevado a cabo operaciones de mejora y clarificación de la entrada. La marquesina configura una plaza cubierta ubicada entre las hileras de árboles y permeable a los flujos de personas que se adentran en el conjunto de edificaciones. Bajo la firma de Vázquez Consuegra también se encuentra el diseño de los jardines, en los que se encuentran desde jacarandas hasta tipuanas y melias. Sus raíces se hunden en el corazón de la edificación y, cuando el visitante accede al interior del edificio, puede admirar el fondo de las jardineras de hormigón en las que se suspenden estos árboles.

Una icónica marquesina

Si por algo se caracteriza este nuevo espacio cultural es por su característica y singular marquesina curvada fabricada en espuma de aluminio, gracias a la cual se destaca el acceso al edificio que se encuentra bajo el nivel del suelo.

Además, permite que el espacio subterráneo se ilumine al actuar esta marquesina como conducto de la luz exterior. De este modo, gracias a un ingenioso sistema de lucernarios y una inteligente distribución de los ambientes, se obtiene un equilibrio entre la introspección que requieren las salas de exposición y su conexión con la singular atmósfera sevillana.

Diálogo y reflexión

Este nuevo centro cultural, además de ser todo un referente arquitectónico, se ha convertido en un verdadero generador de ideas, tendencias e investigaciones de la sociedad contemporánea. En su corta pero intensa trayectoria, ya ha recibido a más de 293.000 visitantes que se han dejado caer por sus instalaciones. Esta buena acogida durante su primer año de vida no hace más que corroborar la importancia de este espacio en la vida cultural y cívica de la capital andaluza. Exposiciones, conferencias, conciertos, cursos de pintura, ciclos de cine, talleres… El abanico de iniciativas llevadas a cabo durante este año ha sido rico y variado, y promete seguir la misma estela llevando por bandera la transformación social que tanto caracteriza estos espacios.

Tras los siete CaixaForum distribuidos por territorio nacional, esta última incorporación es el primero de ellos que se ubica en tierras andaluzas. Por dimensiones, con sus 7.500 metros cuadrados, es el tercer centro de la Fundación Bancaria La Caixa tras los espacios de Barcelona y Madrid. Sin embargo, si hay un claro rasgo que distingue el centro andaluz de sus homónimos en otras ciudades españolas es el hecho de adaptarse a un espacio ya construido. En este sentido, el resto de CaixaForum se ha basado en el aprovechamiento de antiguos edificios, como es el caso del proyecto en Madrid de Herzog y de Meuron en la vieja Central Eléctrica del Mediodía, que permitió suministrar luz al Madrid del siglo XX, o la restauración de la Fábrica Casaramona de Montjuïc, de la mano Josep Puig y Cadafalch en Barcelona.

Vázquez Consuegra en Sevilla

Si analizamos el grueso de los proyectos de Guillermo Vázquez Consuegra, es indudable que la arquitectura en Sevilla lleva su nombre. Desde las viviendas sociales Ramón y Cajal hasta edificios públicos como el Palacio de Congresos o la Biblioteca de la Universidad de Sevilla, así como la rehabilitación del Museo Arqueológico de la capital andaluza. Este nuevo proyecto vuelve a corroborar la importancia de este estudio en la formación y devenir de la urbe sevillana.

FICHA TÉCNICA

Localización: Isla de la Cartuja. Sevilla

Superficie construida: 10.500 m² (edificio) | 4.200 m² (urbanización)

Arquitecto: Guillermo Vázquez Consuegra (proyecto y dirección de obra)

Arquitecto técnico: Marcos Vázquez Consuegra (proyecto y dirección de obra) con Ignacio González (dirección de obra)

Estructura: Edartec Consultores, S.L

Instalaciones: Ingenieros-JG, S.L

Acústica: Higini Arau

Mecánica escénica: GD Consulting

Constructora: Dragados S.A.

Colaboradores: Juan José Baena (coordinador), Eduardo Melero, Alberto Brunello, Martina Pozzi, Álvaro Luna, Patricia Fraile (mobiliario).

Pincha en las imágenes para verlas a tamaño completo

About Laura García-Barrios

Coordinadora Editorial NAN Arquitectura y Construcción

Te puede interesar

Cevisama inicia la comercialización de su próxima edición con la previsión de volver a crecer en oferta

Cevisama abre el periodo oficial de comercialización para su próxima edición, que se celebrará del 28 de enero al 1 de febrero de 2019. El certamen de la Feria de Valencia se enfrenta a una nueva convocatoria con la previsión de volver a crecer en superficie expositiva.

Publicidad

Actualidad sobre eficiencia y recursos energéticos

Actualidad sobre paisajismo y jardinería

Actualidad sobre la obra pública