Glenmorangie y Ardbeg, Medalla de Oro en los World Whisky Awards

Las destilerías del grupo LVMH Glenmorangie y Ardbeg reciben el máximo reconocimiento en los World Whiskeys Awards, que anualmente seleccionan los mejores whiskies del mundo, con dos single malt premiados con la medalla de oro en sus respectivas categorías. Glenmorangie, fundado en las Highlands escocesas en 1843, ha sido galardonado con el premio Best Highland Single Malt con Glenmorangie Lasanta, mientras que Ardbeg, un whisky ahumado, complejo y turbado, elaborado en Islay, ha ganado en la categoría Best Islay Single Malt con Ardbeg Corryvreckan.

El World Whiskeys Awards es una competición en la que los whiskies son probados a ciegas en tres rondas entre el jurado, formado por expertos de la industria, periodistas de whisky y maestros destiladores. En la presente edición de 2017 participaron más de 500 whiskies de 30 países.

El jurado tuvo palabras de elogio hacia Glenmorangie Lasanta, madurado primero durante diez años en barricas de ex-bourbon para almacenarse después dos años más en barricas españolas de Oloroso y Pedro Ximénez. El panel de expertos lo describió como “deliciosamente ajerezado, almendrado, con un toque de sequedad, albaricoques, dátiles y nueces. Un paladar seco, pero magníficamente equilibrado. Mentol, pastel de frutas, chocolate negro, notas de canela y clavo de olor. Excelente”.

Mientras tanto, Ardbeg Corryvreckan, que toma su nombre del célebre remolino marino escocés, el más grande de Europa y el segundo del mundo, fue aclamado por sus “frescos aromas de brisa marina y un distintivo pinchazo del alcohol”. Los jueces elogiaron su carácter distintivo, diciendo: “dulce, denso, ahumado y salado en el paladar. Como morder carbón. Sal de mar y pudín de toffee. Aceites de naranja y picante – anís estrellado y pimienta blanca, además de algas”.

El Dr. Bill Lumsden, director de Distilling, Whisky Creation & Whisky Stocks, para Glenmorangie y Ardbeg, dijo: “Estoy encantado de que nuestros maravillosos whiskies hayan sido seleccionados en una competición tan respetada como ganadores en su categoría. El carácter más rico y redondo de Glenmorangie Lasanta asegura que es realmente digno ser nombrado mejor Highland Single Malt. Y el hermoso equilibrio de Ardbeg Corryvreckan claramente atrajo a los jueces por encima de cualquier otro Single Malt de Islay. Este éxito es un homenaje a la artesanía y la pasión por la que tanto Glenmorangie y Ardbeg son reconocidos”.

 

Notas de cata:

  • Glenmorangie Lasanta se filtra en frío y se embotella a un 43 %. Esta malta de color rojizo se madura en barricas de Oloroso para conseguir un acabado más rico y redondo, con acabado adicional en barricas de Pedro Ximénez – el Rey de los vinos de Jerez. Las características españolas del whisky se reflejan en su textura suave y aromas profundos y dulces de cálidas especias, pasas cubiertas de chocolate, miel y caramelo.
  • Ardbeg Corryvreckan no se filtra por frío y se embotella a un 57,1 %. Este whisky de color ámbar toma su nombre del torbellino que se encuentra al norte de Islay. Los aromas y los torrentes de sabor profundo, turbio y picante acechan bajo la superficie de este whisky equilibrado.