De Guindos afirma que España puede ir “atrás” con rapidez si cambia su política económica

Barcelona, 13 abr (EFE).- El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha alertado hoy de que si España cambia su política económica “todo puede volver atrás rápidamente”, y confía en que la sociedad española “es madura” y “sabe dónde estábamos y dónde estamos”.

En una conferencia en el Círculo Ecuestre, el ministro ha querido así dejar claro que las “incertidumbres” que se ciernen sobre España ahora son de carácter “político”, y en particular provienen del ciclo electoral de este año, que incluye elecciones municipales, autonómicas y generales.

De Guindos ha asegurado que, a diferencia del caso de Grecia, quien gobierne España tras las elecciones generales tendrá “margen” para desarrollar su política económica, pero ha avisado de que si el próximo ejecutivo “revierte muchas de las reformas realizadas”, eso tendría un impacto “no inmediato”, pero sí “muy rápido”, sobre la economía española.

En esta línea, el ministro ha insistido en que España está en condiciones de encadenar “cuatro o cinco años de crecimiento” de su producto interior bruto (PIB) a un 2,5 o un 3 % que sirvan para “restañar las heridas de la crisis”, pero que esa posición “única”, está condicionada a mantener la misma política económica seguida hasta ahora, ha apuntado.

El ministro ha destacado los avances conseguidos en los últimos años en competitividad, financiera o bien fiscal, y ha añadido que el Ejecutivo de Mariano Rajoy evitó el rescate del país en 2012.

“España habría perdido la autoestima” si hubiera sido rescatada, ha dicho el ministro, que ha insistido en que la economía española crecerá este año “entre un 2,5 y un 3 %”.

En este punto, el ministro ha comentado que España recuperará entre 2014 y 2015 “la mitad de la renta” que había perdido durante la crisis, en torno a siete puntos, y ha remarcado que el país generará este año más medio millón de puestos de trabajo.

Asimismo, ha calculado que el consumo interno se incrementará este año en torno a un 3,5 %, y que la construcción está empezando a recuperarse.

El ministro se ha mostrado convencido de que Grecia “no va a dejar el euro”, ya que ello sería “malísimo” tanto para la propia Grecia como para el conjunto de la zona euro.

No obstante, ha recordado que el país heleno “tiene que cumplir las reglas”, y ha añadido que la reunión del Eurogrupo prevista para el próximo día 24 en Riga (Letonia) puede ser “clave” para Grecia.

Respecto a las emisiones de deuda del Tesoro español con tipos de interés negativos, el ministro ha admitido que no es una situación “normal”, y la ha ligado con la coyuntura actual, marcada por los niveles de inflación muy reducidos y por los estímulos aplicados por el Banco Central Europeo.

En cuanto al tipo de cambio entre el dólar y el euro, ha opinado que “ya se está llegando a un nivel que se puede considerar de equilibrio”, y que se situaría en torno a 1,10 o 1,15 dólares por euro.

En cualquier caso, ha comentado: “Es posible que se vea la paridad. Yo no desdeñaría esa posibilidad”.

El ministro ha defendido la labor del Gobierno de Mariano Rajoy y ha destacado que en 2012 el Gobierno del PP evitó, con sus recortes del gasto, que se pusiera en riesgo el Estado del bienestar.

También ha querido desmentir la idea de que el Estado ha rescatado “a los banqueros”, y ha apuntado que, en realidad, se rescató “a los depositantes”.

Frente a las acusaciones de que España solo crea actualmente empleo precario, ha defendido que ahora “hay más gente trabajando” y se hacen contratos por “más horas”.

Respecto al tratado de libre comercio entre la Unión Europea y Estados Unidos, ha apuntado que podría aprobarse “a principios del año que viene” y que puede beneficiar especialmente a comunidades como Cataluña, por su tejido empresarial exportador.

Acerca de ProfesionalesHoy 14132 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy