La “transitoria” debilidad eleva la incertidumbre sobre el alza de los tipos de interés en EE.UU.

Washington, 29 abr (EFE).- La debilidad económica de comienzo de año en EEUU, que la Reserva Federal (Fed) achaca a “factores transitorios”, ha aumentado la incertidumbre en torno a la fecha para la esperada subida de tipos de interés en Estados Unidos antes de que acabe 2015.

A la conclusión de la reunión de dos días del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por su sigla en inglés), el banco central estadounidense reiteró hoy su confianza en la solidez de la recuperación económica.

“El crecimiento económico se ralentizó durante los meses de invierno, en parte como reflejo de factores transitorios”, indicó el comunicado de la Fed.

Asimismo, reconoció que el ritmo de la creación de empleo se ha “moderado”, y agregó que “la infrautilización de los recursos laborales apenas ha cambiado”.

El organismo dirigido por Janet Yellen se encuentra inmerso en un proceso de normalización monetaria después del multimillonario programa de estímulo e inyección de liquidez lanzado para revitalizar la economía después de la aguda crisis de 2008.

Tras finalizar el programa de compra de bonos el pasado, la Fed ha anunciado su intención de considerar la subida de los tipos de interés de referencia, que se encuentran actualmente entre el 0 % y 0,25 %, a mediados de año.

Hace solo un mes, los pronósticos para esta alza se situaban en la reunión de la Fed de junio o la de septiembre.

Sin embargo, los últimos datos económicos, con una creación de empleo en lo que va de 2015 por debajo de la registrada en 2014 y una inflación baja, ha respaldado la posibilidad de un retraso de esta subida de tipos para más adelante.

Pese a que la tasa de desempleo está en el 5,5 %, el nivel más bajo desde 2008, la media de creación de empleo mensual se encuentra por debajo de los 200.000 puestos en los tres primeros meses del año.

La evaluación de la Fed coincidió con la divulgación en EEUU del primer dato estimado sobre el crecimiento del Producto Interior Bruto en el primer trimestre del año, que sorprendió por ser casi nula, al situarse en una tasa anual del 0,2 %.

Se trata del menor ritmo de crecimiento registrado en más de un año.

Entre las causas “transitorias”, figuran la caída de los precios del petróleo, casi un 50 % en un año, y la fuerte apreciación del dólar ante divisas como el euro o el yen, cerca de un 15 %.

De hecho, el comunicado del banco central hace referencia a que las “importaciones de productos no energéticos” estaban manteniendo la inflación por debajo del 2 % anual, en referencia al impacto del dólar fuerte.

“La inflación se espera que permanezca cerca de su reciente nivel bajo en el corto plazo, pero el comité espera que crezca gradualmente hasta el objetivo de 2 % a medio plazo”, aseguró la Fed.

Los mercados se mostraron algo más cautos que la Fed. Wall Street terminó a la baja y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, cedió un 0,41 %, arrastrado por el flojo dato de crecimiento del PIB.

En una nota a sus clientes, la firma financiera IHS Global Insight rechazó que la Fed peque de ingenuidad.

“Las autoridades comprenden totalmente que aunque gran parte del frenazo del primer trimestre estuviese relacionado con el clima, el crecimiento y la inflación todavía enfrentan vientos de cara relacionados con el fuerte dólar, los bajos precios del petróleo, la debilidad externa y el continuo desendeudamiento de los hogares”, explicó.

El próximo encuentro del FOMC está previsto para el 16 y 17 de junio, fecha en la que la Fed actualizará sus proyecciones económicas y Yellen ofrecerá una rueda de prensa.

Acerca de ProfesionalesHoy 15316 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy