El fiscal apoya archivar el caso para otros dos imputados por tarjetas opacas

Madrid, 30 abr (EFE).- La Fiscalía Anticorrupción ha apoyado archivar la causa contra otros dos usuarios de tarjetas opacas de Caja Madrid porque no se les puede achacar ninguna responsabilidad “más allá de la fiscal”, pues no fueron administradores y, por tanto, no tuvieron capacidad de decisión.

En dos escritos, a los que ha tenido hoy acceso Efe, el fiscal Alejandro Luzón respalda el sobreseimiento de las actuaciones respecto al expresidente de Inversis Luis Gabarda, que cargó a su tarjeta “black” 139.700 euros, y el ex consejero ejecutivo Carlos María Martínez, que gastó 276.000 euros.

Y lo hace con los mismos argumentos que ya esgrimió para secundar el archivo provisional con respecto al antiguo jefe de la Casa del Rey Rafael Spottorno y los exdirectivos Carlos Vela, Ricardo Morado y Juan Astorqui.

Para el Ministerio Público, “cabe distinguir” entre miembros del consejo de administración y de la comisión de control y los directivos, a los que, al no haber ejercido una función de administradores de la entidad, no se les puede atribuir ninguna responsabilidad en las visas opacas “más allá de la fiscal”.

Es por ello que, por el contrario, no exonera al exdirector del gabinete de la secretaría de Estado de Hacienda José María Buenaventura, que disfrutó de 63.000 euros de su visa opaca, y el exdirectivo Cándido Cerón, que gastó 78.059 euros, para los que el ha pedido que se mantenga su imputación.

Aunque ninguno de los dos pertenecieron ni al consejo ni a la comisión, sí que asistieron a reuniones de este último órgano y se les entregó una tarjeta “similar” a la que recibieron el resto de sus miembros, según afirma en sus escritos, a los que ha tenido acceso Efe.

“Su situación, por lo tanto, no es equiparable a la del resto de directivos quienes, a diferencia del resto de imputados, recibieron estas tarjetas claramente como complemento retributivo, como se infiere no solo de las declaraciones de los usuarios y de quienes se las entregaron, sino también del hecho de que tenían otra tarjeta de empresa, está sí de gastos de representación que justificaban debidamente”, reitera el fiscal.

Sesenta y cinco de los 86 usuarios de tarjetas opacas que desveló Bankia en su informe de auditoría interna eran miembros del consejo de administración y de la comisión de control.

Al inicio, Anticorrupción se mostró a favor de imputar solo a los 27 consejeros por administración desleal, si bien ahora cree que también pudo haber apropiación indebida en el uso que dieron los integrantes de la citada comisión.

Sin embargo, el magistrado decidió imputar a todos ellos, aunque ya ha archivado la causa respecto a 14 de los imputados, en este caso por prescripción de los hechos al haber pasado más de diez años desde el último movimiento de la visa para gastos superiores a los 50.000 euros, o cinco en los que no alcanzaron esa cuantía.

Acerca de ProfesionalesHoy 13561 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy