La telefonía, la gasolina y la luz moderan la caída de los precios al 0,6 por ciento

Madrid, 13 may (EFE).- Los precios de consumo cayeron el 0,6 % en abril respecto al mismo mes de 2014, de manera que se moderó una décima el descenso interanual registrado en marzo, debido en su mayor parte a la evolución registrada por los servicios de telefonía, los carburantes y la electricidad.

Con este descenso, los precios acumulan ya diez meses en terreno negativo, aunque en los últimos tres se ha ido moderando la caída, una tendencia que continuará en los próximos meses, ha manifestado hoy el secretario de Estado de Economía, Íñigo Fernández de Mesa.

En la misma línea, el servicio de estudios del BBVA prevé tasas negativas de inflación pero sólo hasta la mitad de año, derivadas del menor precio de las materias primas respecto al año anterior.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) atribuyó la moderación de la caída de abril al sector del transporte, cuyos precios registraron un descenso interanual del 3,5 % (un punto menos que en marzo) por la estabilidad de los servicios telefónicos, frente a la bajada de abril de 2014.

También influyó el transporte, cuyos precios cayeron el 3,4 % (una décima menos), debido al mayor encarecimiento de los carburantes y lubricantes; en tanto que los de la vivienda disminuyeron el 1,9 % (una décima menos), por el encarecimiento de la electricidad, que prácticamente compensó el abaratamiento del gas.

El INE destaca el comportamiento del ocio y la cultura, que agudizó su caída nueve décimas hasta el 1,3 %, por un menor encarecimiento de los viajes organizados; en tanto que los hoteles, cafés y restaurantes redujeron una décima su ascenso, hasta el 0,6 %, por el menor incremento de los precios de los hoteles.

La inflación subyacente, es decir, una vez eliminado el efecto de los alimentos frescos y de la energía, aumentó el 0,3 %, una décima más que el mes anterior, y se situó casi un punto por encima del IPC general.

En tasa mensual, los precios subieron el 0,9 % durante abril, en línea con el incremento registrado en ese mismo mes del año anterior (0,9 %), gracias al mejor comportamiento del vestido y calzado; el transporte; los hoteles, cafés y restaurantes; y el ocio y la cultura, y pese a la repercusión negativa de los alimentos y bebidas no alcohólicas.

En tasa interanual, los precios experimentaron un comportamiento al alza en cinco comunidades autónomas, si bien el mayor incremento se registró en Baleares (donde el descenso de los precios se moderó dos décimas hasta el 0,2 %).

Agudizaron su descenso una décima Aragón (0,9 %), Cantabria (1 %), Extremadura (1 %), Navarra (0,7 %), País Vasco (0,5 %) y Castilla-La Mancha (1,2 %).

En cuanto a la variación anual del IPC Armonizado -que mide la evolución de los precios con el mismo método en todos los países de la zona del euro- mostró un retroceso en abril del 0,7 %.

Esta caída representa una moderación de una décima respecto a la registrada el mes anterior (-0,8 %) y es siete décimas más intensa que la contabilizada en la Unión Monetaria (0 %).

Este comportamiento ha sido destacado por Fernández de Mesa, ya que representa una ganancia de competitividad por parte de la economía española, que “contribuye a una mejora de las exportaciones y la reducción del déficit”.

Para UGT, la caída de los precios refleja la debilidad de la recuperación económica, ya que “sigue sin llegar a las familias y a los trabajadores”.

La caída de los precios de abril es la primera registrada en un cuarto mes del año desde 2009 (0,2 %) y la mayor de la serie histórica del INE, que comenzó en 1960.

Las previsiones de CEOE apuntan una variación de los precios negativa para el conjunto del año 2015, en torno al -0,3 %, debido a que las tasas negativas que el IPC tendrá en la mayor parte del año se irán suavizando hasta volver a positivo, una previsión en la que también coincide la patronal de las pymes Cepyme.

Acerca de ProfesionalesHoy 14498 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy