Última hora

BBVA plantea un ajuste de 2.000 personas tras tomar el control de CatalunyaCaixa

Barcelona, 10 jun (EFE).- BBVA ha planteado hoy un ajuste de plantilla en los próximos tres años de unas 2.000 personas y el cierre de 400 oficinas en Cataluña, apenas un mes y medio después de tomar el control de CatalunyaCaixa, marca comercial de Catalunya Banc.

BBVA ha puesto sobre la mesa esta cifra durante la primera reunión con los sindicatos de CatalunyaCaixa para hablar sobre la reestructuración en la entidad catalana, un proceso de diálogo previo al período oficial de consultas del ERE.

A finales de abril, el anterior consejero delegado de BBVA, Ángel Cano, dio a entender que el ajuste podría afectar a unas 1.700 personas y a 285 oficinas, por lo que los sindicatos de la entidad consideran una “exageración” la cifra comunicada hoy por el grupo financiero.

En un principio, el ajuste se repartiría entre 1.350 empleados de oficinas y otros 650 de servicios centrales de CatalunyaCaixa, dado que muchas de las funciones de la central se solapan con los servicios centrales de BBVA.

Fuentes de CatalunyaCaixa han comentado a Efe que la intención del banco es pactar con los sindicatos tanto la cifra de afectados como el número de oficinas que se cerrarán, y han reiterado que desean un ajuste sin despidos.

El pasado 24 de abril BBVA completó la adquisición de Catalunya Banc por unos 1.165 millones de euros e incorporó así a una entidad con 4.386 empleados y 728 oficinas en Cataluña, según datos actualizados a diciembre de 2014.

CatalunyaCaixa es fruto de la fusión de Caixa Catalunya, Caixa Manresa y Caixa Tarragona, por lo que su plantilla viene de dos reestructuraciones de plantilla previas: la planteada con la fusión de estas tres cajas y la hecha en octubre de 2013 para reducir la plantilla en un máximo de 2.153 personas.

Por este motivo, los sindicatos de la entidad esperan que para este ajuste de personal se cuente también con la plantilla de BBVA en Cataluña, ya que en CatalunyaCaixa el personal mayor de 54 años suma 600 personas, mientras que el BBVA cuenta en Cataluña con más de mil personas de esa franja de edad, según cálculos de los sindicatos.

“Hay cantidad suficiente de personas en situación de prejubilación para no tener que recurrir a medidas más traumáticas”, ha asegurado el presidente del SEC, Jordi Campins, el primer sindicato en CatalunyaCaixa.

En materia de oficinas, la compra de CatalunyaCaixa por parte de BBVA ha hecho que el banco presidido por Francisco González pise los talones a CaixaBank, dado que a finales de 2014 BBVA y CatalunyaCaixa sumaban 1.367 oficinas en Cataluña (639 correspondientes a BBVA y 728 a Catalunya Banc), frente a 1.407 que sumaba CaixaBank en Cataluña.

BBVA ha planteado hoy reducir el número de oficinas en 400, dado que quiere contar con menos oficinas, pero de mayor tamaño.

Desde que BBVA tomó el control de CatalunyaCaixa, puso en marcha una campaña de comunicación para explicar a todos sus clientes la integración en BBVA, si bien por el momento BBVA opera con dos marcas en Cataluña: la suya y la de CatalunyaCaixa.

Aunque las negociación acaba de arrancar, los sindicatos ya se plantean como objetivo lograr que todas las medidas sean voluntarias, ya sean prejubilaciones, bajas incentivadas o excedencias.

Asimismo, Campins ha precisado a Efe que plantearán que personal de CatalunyaCaixa pueda cubrir ofertas de empleo en BBVA para reducir el número total de afectados, al igual que se hizo cuando BBVA integró a Unnim.

Al anunciar la adjudicación de Catalunya Banc, BBVA ya avanzó que había provisionado unos 450 millones de euros para cubrir el coste de la reestructuración, lo que incluía el ajuste de personal.

Dos directivos de BBVA, Cristina de Parias y Xavier Queralt, llevan las riendas de CatalunyaCaixa, la primera como presidenta y el segundo como consejero delegado.

CatalunyaCaixa obtuvo en 2014 un beneficio de 122,8 millones de euros, lo que supone un 75,5 % menos que el año anterior, como consecuencia de la reducción del balance por los compromisos del Plan de Reestructuración aprobado por la Comisión Europea y por los extraordinarios obtenidos en 2013.

BBVA estima que Catalunya Banc comenzará a tener un impacto positivo en las cuentas de BBVA a partir de 2016, y que su aportación será de unos 300 millones anuales a partir de 2018.

Acerca de ProfesionalesHoy (12052 artículos)
Equipo editorial de ProfesionalesHoy