Los carburantes y la electricidad sitúan de nuevo al IPC en negativo

Madrid, 28 ago (EFE).- La bajada de los precios de los carburantes y de la electricidad han llevado a que los precios de consumo vuelvan a registrar tasas negativas en agosto, el 0,4 %, después de dos meses en positivo, según el indicador adelantado del IPC.

En junio se había puesto fin a once meses de caídas interanuales de los precios, que comenzaron en julio de 2014 (0,3 %) y que continuaron con una leve moderación en septiembre (0,2 %) y octubre (0,1 %), para volver a intensificarse en noviembre (0,4 %), diciembre (1 %) y enero (1,3 %).

A partir de ahí, se inició una moderación de los descensos en febrero (1,1 %), marzo (0,7 %), abril (0,6 %) y mayo (0,2 %), para pasar a tasas positivas en junio y julio (ambos 0,1 %).

El secretario de Estado de Economía, Íñigo Fernández de Mesa, ha subrayado el “impacto positivo” de la bajada del petróleo, ya que así disminuyen los costes de producción y la economía es más competitiva, debido a que España “es muy dependiente” del crudo.

El catedrático de Economía de la Bangor University e investigador de Funcas, Santiago Carbó, ha dicho a Efe que la caída tan pronunciada del IPC en agosto era previsible, dada la evolución de los precios de la energía y porque el descenso reciente del crudo tiene una influencia importante.

Carbó destaca que lo que hay que mirar con detenimiento es la inflación subyacente (índice general sin alimentos no elaborados ni productos energéticos), cuando el dato se confirme y se conozcan todos los detalles y componentes.

Sobre la evolución futura del IPC, admite que el precio del petróleo ha descendido y que se está manteniendo bajo más tiempo del que se esperaba.

Además, señala que las tensiones en los países emergentes no van a facilitar una situación diferente en algún tiempo.

El BBVA Research sostiene que el descenso de los precios es superior al esperado y augura que la inflación subyacente podría haberse mantenido estable en agosto, en torno al 0,8 %.

La federación de autónomos ATA ha afirmado que la vuelta a tasas negativas del IPC por la caída de los precios de la electricidad y de los carburantes “no es una mala noticia” y que es “bueno” para la economía familiar y los autónomos.

El presidente de ATA, Lorenzo Amor, ha recordado que, pese a que el IPC se sitúe nuevamente en negativo en agosto, desde que comenzó 2015 los precios han subido un 0,9 %.

Asimismo, Amor ha avanzado que, aunque algún mes más el IPC pueda continuar en valores negativos, terminará el año “muy plano” y en positivo.

UPTA ha indicado que el IPC negativo se debe, en gran parte, a la escasa recuperación del consumo interno, “que no ha llegado a unos niveles razonables”, a pesar de la mejora del crecimiento del PIB.

Asimismo, el INE ha informado de que los precios de consumo registraron en agosto una tasa mensual negativa del 0,3 % respecto a julio.

Además, el indicador adelantado del IPC Armonizado -que mide la evolución de los precios con el mismo método en todos los países de la zona del euro- tuvo una tasa negativa del 0,5 % en agosto.

Si este dato se confirma, la tasa anual del IPCA disminuiría cinco décimas respecto al mes anterior.

También hubo una variación negativa en el indicador mensual adelantado del IPCA, el 0,4 %

Acerca de ProfesionalesHoy 16412 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy