Eurocloudexpo

Última hora

Los ministros concluyen su viaje a Irán y acuerdan colaborar en materia turística

Isfahán (Irán) 8 sep (EFE).- Los ministros españoles José Manuel García-Margallo, Ana Pastor y José Manuel Soria finalizaron hoy en Isfahán su visita oficial de dos días a Irán, donde el sector turístico es uno de los que tiene más proyección de cara al futuro y en el que España se comprometió a colaborar para su desarrollo.

Después de la jornada política y económica celebrada ayer en Teherán, los ministros se desplazaron hoy a la turística Isfahán, localizada a 340 kilómetros al sur de la capital iraní y la tercera ciudad más grande de Irán, después de Teherán y Mashhad.

Considerada la perla de Persia y ciudad Patrimonio Mundial de la Unesco, Isfahán es el segundo centro industrial del país, con metalurgia, tejidos y talleres artesanales, además del principal destino turístico de la República Islámica.

José Manuel Soria, quien junto a Pastor y García-Margallo mantuvo una reunión con el gobernador de la provincia de Isfahán y con el alcalde de la ciudad, explicó en declaraciones a Efe que el turismo es uno de los sectores donde mayor proyección va a haber de cara al futuro en la economía de este país.

El ministro de Industria aseguró que el país y en concreto Isfahán, que fue dos veces capital del imperio persa, tiene unas fortalezas “extraordinarias” desde el punto de vista de la historia, el arte, la cultura y la arquitectura.

Los ministros recorrieron la plaza de Naqsh-e Yahán (mapa del mundo) o plaza del Imán, una de las más grandes del mundo que data del año 1602 y que está dominada por la mezquita del Imán, ambas patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

“A España nos ven como una gran potencia turística mundial, con casi 70 millones de turistas al año, eso les impresiona y también el gasto turístico que hacen, la competitividad de la economía”, destacó Soria, quien expuso que por ello las autoridades iraníes han pedido a España colaboración y orientación en esta materia.

Soria acordó intercambiar borradores para firmar un memorando de entendimiento con esas líneas de colaboración, un asunto en el que también se trabaja en la conectividad aérea.

De hecho, tal y como anunció ayer Ana Pastor, se estudian nuevas conexiones aéreas entre Madrid y Barcelona con Teherán en las que ya están interesadas dos aerolíneas iraníes y una española.

España colaborará y asesorará a Irán en su proyecto de construir 300 hoteles de cuatro o cinco estrellas en los próximos diez años, como en dar facilidades desde el punto de vista administrativo, burocrático, de licencias y de autorización del suelo.

El vicepresidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Joaquín Gay de Montollá, insistió en que se trata del “momento oportuno” para posicionarse en el mercado iraní.

Apostó por tomar posiciones a corto plazo para estar preparados cuando se produzca el levantamiento de sanciones tras la firma del acuerdo nuclear en sectores industriales y energéticos.

Después de los avances registrados entre las autoridades españoles e iraníes para recuperar las relaciones económicas y comerciales que ambos países tenían antes del régimen de sanciones, ambos gobiernos también acordaron establecer un diálogo en materia de derechos humanos, según informaron a Efe fuentes diplomáticas.

Ese diálogo bilateral, para el que no hay acordada ninguna fecha, debería hacerse, en opinión de España, en paralelo al que se espera que se reanude pronto entre la UE y la República Islámica.

La modalidad práctica escogida para empezar ese diálogo bilateral podría tener la forma de consulta o seminario, esta última opción sugerida por los propios iraníes, según las mismas fuentes.

Las fuentes diplomáticas explicaron que tras el acuerdo nuclear entre Irán y el Grupo 5+1 (EEUU, Francia, China, Rusia, Reino Unido y Alemania) alcanzado el pasado 14 de julio para limitar su programa nuclear a cambio de un levantamiento de sanciones es “un buen momento” para hablar de derechos humanos.

“Hay elementos alentadores dentro de un panorama que es manifiestamente mejorable”, señalas las fuentes, que recuerdan que Irán se sometió hace unos meses al examen periódico universal de la ONU y aceptó 130 recomendaciones en ámbitos muy diversos.

El presidente iraní, Hasan Rohaní, prometió en su campaña una carta de derechos humanos, una promesa que España espera que cumpla el país persa.

Irán está considerando la posibilidad de reformar su Código Penal para tipificar con una pena distinta a la muerte los delitos de narcotráfico.

La lucha contra la pena de muerte es una de las prioridades de la política exterior española en materia de derechos humanos, recuerdan las fuentes diplomáticas.

España reconoce que ese diálogo con la República Islámica “no va a ser fácil”, pero es básico, añaden, saber conjugar el principio de universalidad de los derechos humanos con “ciertas características culturales propias”.

Por Belén Anca López

Acerca de ProfesionalesHoy (11577 artículos)
Equipo editorial de ProfesionalesHoy