El coste de las empresas por trabajador modera el crecimiento y sube el 0,4 %

Madrid, 17 sep (EFE).- El coste laboral de las empresas creció el 0,4 % en el segundo trimestre de 2015 respecto al mismo periodo del año anterior y alcanzó los 2.591,50 euros por trabajador y mes, lo que supone un crecimiento más moderado que en los tres primeros meses del año cuando subió el 0,5 %.

Según la Encuesta Trimestral de Coste Laboral (ETCL) difundida hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE), de dicho gasto, el coste salarial (que incluye salario base, complementos, pagos por horas extraordinarias y atrasos, todo medido en términos brutos) se situó en 1.941,74 euros por trabajador y mes, un 0,6 % superior al año anterior.

El coste salarial es el componente que más influye en el coste total en que incurre un empleador por trabajador y mes. El INE destaca que, si se excluyen del coste salarial los factores más variables (pagos extraordinarios y atrasados), el salario ordinario habría aumentado un 0,2 %.

En cuanto a los otros costes no salariales, el descenso fue del 0,2 % (649,76 euros), debido a la disminución de las indemnizaciones por despido y de las prestaciones sociales directas, en tanto que las subvenciones y bonificaciones de las cotizaciones de la Seguridad Social crecieron un 33,2 %.

El coste laboral por hora efectiva aumentó un 0,2 % en tasa anual, menos que el coste laboral por trabajador, como consecuencia del mayor número de horas trabajadas.

En tasa trimestral y con datos corregidos de calendario y desestacionalizados, el coste laboral por hora efectiva también creció el 0,2 %.

Por sectores, servicios fue el único que presentó incrementos en tasa anual (0,8 %) y un coste laboral total por trabajador y año de 2.487,58 euros.

En este sector destaca el crecimiento del coste salarial total, que fue mayor que el incremento del salario ordinario debido al aumento de las pagas extraordinarias y atrasos.

En cuanto a la industria (3.081,44 euros) y la construcción (2.781,72 euros) contabilizaron caídas del 0,4 y 0,8 %, respectivamente.

En la industria destaca la disminución de los otros costes, en especial, despidos e indemnizaciones por fin de contrato.

La construcción presentó el mayor descenso del coste laboral como consecuencia de la bajada del componente salarial.

Por actividades, los mayores incrementos del coste laboral se dieron en actividades inmobiliarias (5,5 %), educación (4 %) y administración pública y defensa (1,9 %).

Por el contrario, los mayores descensos se contabilizaron en las actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento (10,5 %), e industrias extractivas (6,1 %).

Por comunidades autónomas, el coste laboral en Madrid y País Vasco superaron en más de 300 euros la media nacional, y en Extremadura, Canarias, Galicia, Comunidad Valenciana y Castilla-La Mancha dicho coste es inferior a la media.

Teniendo en cuenta el crecimiento anual del coste, Castilla y León, Aragón y Canarias presentaron las tasas más elevadas, mientras que los mayores descensos se dieron en Castilla-La Mancha, Galicia y Comunidad Valenciana.

Durante el segundo trimestre del año, la jornada semanal media pactada fue de 34,3 horas (considerando conjuntamente tiempo completo y parcial), de las que se perdieron unas 4,2 horas por semana, la mayoría de ellas (46 %) por fiestas disfrutadas.

Si se añaden las horas extras y se restan las horas perdidas, la jornada se reduce al 30,2 horas efectivas de trabajo.

La diferencia salarial entre los trabajadores a tiempo completo y parcial fue de 5,31 euros por hora (15,52 euros/hora para el completo y 10,21 para el parcial).

En cuánto al tiempo de trabajo, los trabajadores a tiempo completo prácticamente duplicaron las horas de trabajo efectivo frente a los que contaban con jornada parcial (34 horas semanales frente a 18).

Acerca de ProfesionalesHoy 14531 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy