Bruselas empeora las cifras de paro, el déficit y la deuda de España pese al crecimiento

Bruselas, 5 nov (EFE).- La Comisión Europea (CE) ha empeorado hoy sus pronósticos sobre el paro, el déficit y la deuda pública de España, pese a haber elevado las expectativas del crecimiento económico del país, que considera que no basta por sí solo y necesita ser acompañado de más reformas.

Las previsiones macroeconómicas de otoño de Bruselas solo mejoran uno de los principales indicadores respecto a sus anteriores estimaciones publicadas en mayo: el crecimiento.

Tras un “fuerte comienzo” del año, la economía española se expande, aupada por la mejoría de la confianza, el bajo precio del petróleo, la mejora de las condiciones financieras y la creación, más suave, pero persistente de empleo.

España seguirá creciendo más que la media de la eurozona, pero no es inmune al parón global, sostiene la CE, que considera que los cálculos del Gobierno español son demasiado optimistas.

En concreto, Bruselas cree que el PIB español crecerá este año el 3,1 %, el 2,7 % en 2016 y el 2,4 % en 2017. En el mismo orden, el Gobierno que preside Mariano Rajoy apuesta por el 3,3 %, el 3 % y el 2,9 %.

El Ejecutivo español achaca el baile de cifras a que las previsiones de la Comisión tienden a ser conservadoras y la economía suele crecer a un mayor ritmo finalmente, baza con la que cuenta para poder cumplir los objetivos de déficit de este año y el siguiente.

El ministro de Economía de España, Luis de Guindos, ha vuelto a mostrar hoy su convencimiento de que se alcanzará las metas de rebajar el déficit al 4,2 % del PIB este año y colocarlo bajo el límite europeo del 3 % el siguiente, gracias a la evolución de los ingresos y del gasto público, así como del crecimiento.

La Comisión, por el contrario, cree que las cuentas españolas pecan de optimistas y no ha dudado en empeorar el análisis especial que llevó a cabo hace tan solo tres semanas, para insistir en que el país no cumplirá con la disciplina fiscal ni este ejercicio (4,7 %), ni el siguiente (3,6 %).

Sus previsiones de hoy apuntan a que la CE no confía en que el crecimiento sea suficiente para resolver los problemas que aquejan a la salud económica de España, como una tasa de desempleo que afecta a una quinta parte de la fuerza laboral en activo y una deuda por encima del 100 %.

Para Bruselas la clave siguen siendo las reformas estructurales.

Así lo ha señalado a Efe el vicepresidente de la CE para el Euro, Valdis Dombrovskis, que declaró que España necesita continuar “con determinación” la aplicación de reformas y reducir los elevados niveles de deuda pública y privada.

Esto es un requisito necesario para poder alcanzar una “recuperación sostenible” y mejorar las condiciones sociales en el país, consideró el político conservador.

Las previsiones de otoño de la Comisión son más que un ejercicio técnico, dado que son la base sobre la que la institución publicará sus opiniones sobre los proyectos presupuestarios de los países y para pedir acciones políticas cuando sea necesario.

Este es el caso de España, que recibió la opinión comunitaria por adelantado el 12 de octubre a petición del Gobierno ante la proximidad de las elecciones generales del 20 de diciembre.

En ese documento se advertía del riesgo de incumplimiento de la disciplina fiscal y de la necesidad de tomar las “medidas necesarias”.

Las previsiones de hoy también analizan la deuda pública, punto en el que de nuevo la Comisión maneja unas cifras más pesimistas que el Gobierno de Madrid, al situarla por encima del 100 % del PIB tanto este año (101,3 %), como en 2016 (101,3 %) y 2017 (100,4 %).

Lo mismo sucede con la tasa de desempleo, que Bruselas espera que España cierre este año en el 22,3 % y el próximo año en el 20,5 %, de modo que no bajaría del 20 % hasta 2017, con un 19 %.

Maria Teresa Tejero Martín

Acerca de ProfesionalesHoy 12569 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy