EE.UU. eleva el crecimiento en el tercer trimestre de 2015 a un ritmo del 2,1 por ciento

Washington, 24 nov (EFE).- El producto interior bruto (PIB) de Estados Unidos aumentó en el tercer trimestre de 2015 a un ritmo de 2,1 %, lo que significa una revisión al alza frente al 1,5 % calculado hace un mes, e impulsado por el incremento de los inventarios de las empresas.

La cifra divulgada hoy por el Departamento de Comercio, en el segundo de sus tres cálculos, coincidió con la anticipada por los analistas, aunque es aún menor que la tasa anual del 3,9 % registrada en el trimestre pasado.

Respecto al tercer trimestre de hace un año, la economía estadounidense creció un 2,2 % en su tasa interanual.

El incremento de su segundo cálculo se debió en gran medida a un alza de los inventarios de las empresas superior a lo previamente estimado, al pasar de 56.800 millones de dólares a 90.200 millones de dólares.

También es reflejo del aumento de la inversión empresarial no residencial, que incluye equipamiento, construcción e investigación, y cuya estimación creció un 3 % frente al 2,7 % calculado previamente.

En este aspecto, el dato negativo es el descenso de la inversión en minería y energía, como consecuencia de la caída de los precios del petróleo y otras materias primas, que se redujo un 7,1 % y mantiene su tendencia a la baja.

Asimismo, el gasto público, que lleva siendo un freno a la actividad económica por los recortes presupuestarios, avanzó un 1,7 %, sin cambios respecto a lo previamente calculado.

Por su parte, el gasto de los consumidores, que supone dos tercios de la actividad económica del país, se expandió un 3 %, frente al 3,2 % calculado inicialmente, aunque sigue mostrando solidez.

Se espera que este indicador siga mostrando fortaleza en los meses que restan de año impulsado por los bajos precios del petróleo y la llegada de la época de compras de Navidad.

Por otro lado, el incremento de las exportaciones fue revisado a la baja, del 1,9 % al 0,9 %, mientras que las importaciones repuntaron ligeramente hasta el 2,1 %.

En su habitual comentario sobre el indicador, el director del Consejo de Asesores Económicos de la Casa Blanca, Jason Furman, destacó en un comunicado “cómo la demanda interna continúa creciendo a un ritmo robusto”.

Pero agregó que “la ralentización de la demanda externa continúa pesando sobre el crecimiento general, lo que subraya la importancia de políticas que favorezcan una demanda doméstica consistente en lugar de una austeridad innecesaria”, en referencia a los recortes fiscales acordados por el Congreso.

El tercer y definitivo cálculo sobre el PIB del tercer trimestre se dará a conocer el próximo 22 de diciembre.

No obstante, la de hoy es la última lectura del crecimiento económico estadounidense antes de la reunión clave de la Reserva Federal (Fed) del 15 y 16 de diciembre, en la que el banco central analizará si aumenta los tipos de interés de referencia de los actuales niveles de entre el 0 % y el 0,25 %, y ratifique así la consolidación de la recuperación económica.

La decisión de la Fed, que pospuso el inicio del ajuste ante la fragilidad de la actividad económica nacional y la volatilidad financiera internacional en sus reuniones de septiembre y octubre, sería la primer subida del precio del dinero en Estados Unidos en casi una década.

En este sentido, el pasado fin de semana, el presidente de la Reserva Federal de San Francisco, John Williams, afirmó que habrá más argumentos para elevar los tipos de interés en diciembre si siguen viéndose “buenos datos sobre la economía” y señales de acercamiento a los objetivos previstos.

Acerca de ProfesionalesHoy 15367 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy