Última hora

La troika vuelve esta semana a Atenas para tratar de superar las diferencias

Bruselas, 7 mar (EFE).- Los acreedores volverán esta semana a Atenas, probablemente mañana, para retomar las negociaciones con el Gobierno heleno y tratar de resolver las diferencias que permanecen entre dos cuestiones sumamente delicadas, la reforma de las pensiones y los ajustes fiscales.

El presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, anunció hoy que, tras semanas de ausencia en la que se ha dejado los trabajos en manos de los técnicos, los jefes de misión de las instituciones volverán de manera inminente a Grecia para retomar las discusiones, pese a que aún se mantienen las diferencias.

“Los jefes de misión volverán a Atenas, no sé exactamente cuándo, quizás ya mañana. Hay suficiente terreno en común, se ha llevado a cabo una preparación suficiente para que la misión continúe, esperemos, hacia una conclusión exitosa”, dijo Dijsselbloem.

No obstante, recalcó que para cumplir con lo acordado en verano, cuando se concedió a Grecia un tercer rescate por valor de un máximo de 86.000 millones de euros, es necesario que se haga “más trabajo y más esfuerzos”.

“Hay diferencias fiscales que hay que rellenar y algunas reformas tendrán que ser más profundas”, dijo Dijsselbloem, por lo que hizo un llamamiento “tanto a las instituciones, y especialmente al Gobierno griego, para que hagan ese esfuerzo adicional”.

En las últimas semanas se han hecho públicas las diferencias que mantienen las instituciones acreedoras sobre las exigencias a Grecia, entre las que el Fondo Monetario Internacional (FMI) ha adoptado una postura más dura.

Este mismo domingo, el primer ministro griego, Alexis Tsipras, culpó al FMI de los retrasos que están afectado las negociaciones entre ambas partes, que impiden que se cierre la primera revisión del cumplimiento de las condiciones del tercer rescate a Grecia.

Dijsselbloem aseguró que “hay convergencia” entre las instituciones, aunque aún es necesario que se trabaje más en Atenas para lograr claridad sobre “un paquete que llegue a los objetivos acordados en verano”.

“No va a ser fácil, somos conscientes, ya había sobre la mesa propuestas serias en cuestiones como la reforma fiscal o las pensiones, pero tendrá que haber suplementos para lograr alcanzar la ambición”, dijo.

Por su parte, el comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici, aseguró que los jefes de misión vuelven en Atenas “para lograr un acuerdo lo más rápido posible y que llegue lo más lejos posible”, aunque consideró que queda aún bastante trabajo por resolver.

“No soy un jugador, no trato de predecir mucho, pero no suelo equivocarme tanto en cuestiones griegas y creo que nunca pensé que (la revisión) se podría cerrar antes de la Semana Santa católica”, apuntó.

En paralelo, el presidente del Eurogrupo recordó al resto de ministros de la eurozona que la discusión sobre conceder a Grecia un alivio sobre su deuda se acerca “rápidamente” y tendrá que ser abordada en un “futuro próximo”.

“Sobre la deuda, tenemos una promesa hace tiempo de que si el Gobierno griego cumple con sus compromisos y tiene un superávit primario, haremos todo lo posible por hacer que los pagos de la deuda anuales sean más manejables”, dijo Dijsselbloem.

El presidente del Eurogrupo y también ministro de Finanzas holandés afirmó que esta cuestión está “vinculada” con las medidas que ahora están negociando las instituciones y las autoridades griegas, aunque formalmente las conversaciones sobre el alivio de la deuda no comenzarán hasta que se concluya la revisión en curso.

“Cuanto más se haga en la reforma de las pensiones, menor será la diferencia fiscal y menos cuestión sobre la deuda habrá en el futuro. Vamos a poner presión en ambas partes” al respecto, apuntó Dijsselbloem.

Por su parte, el ministro de Finanzas de Alemania, Wolfgang Schäuble, pidió desvincular las discusiones sobre la gestión de la crisis de refugiados, que afecta seriamente a Grecia y que ha hecho surgir el fantasma de que se aisle al país y se convierta de facto en una isla al margen de Schengen, de las negociaciones sobre el rescate griego.

“Hemos sido muy generosos (…) Pero tenemos que mantener la postura de que Grecia debe tomar medidas que la devuelvan a la senda sostenible. Pero los dos temas hay que separarlos, con mezclarlos no conseguimos nada”, dijo Schäuble.

Acerca de ProfesionalesHoy (12055 artículos)
Equipo editorial de ProfesionalesHoy