Última hora

La CE abre la vía a reducir la oferta láctea para responder a la crisis del sector

Bruselas, 14 mar (EFE).- La Comisión Europea (CE) propuso hoy dar a los ganaderos la posibilidad de reducir temporalmente la oferta de leche en el mercado, para reducir el exceso de volúmenes actuales y ayudar a combatir la crisis que atraviesa el sector.

El titular europeo de Agricultura, Phil Hogan, presentó un catálogo de medidas en un Consejo de Agricultura comunitario, que incluyen el recurso por primera vez al artículo 222 de la Organización Común del Mercado (OCM) lácteo, como pedía España, para permitir los acuerdos entre las organizaciones de productores a fin de disminuir la oferta láctea.

En su discurso ante los ministros, Hogan admitió que el exceso de oferta preocupa a los Estados miembros, y que algunos países han solicitado recurrir al artículo 222 de la OCM para permitir acuerdos voluntarios entre las organizaciones de productores y cooperativas en relación con la producción y la gestión de la oferta.

En ese contexto, según fuentes comunitarias, la Comisión Europea (CE) está preparada para proponer “sobre una base temporal” ese tipo de acuerdos voluntarios en el sector lácteo, ante el severo desequilibrio en el mercado entre la oferta y la demanda.

Hogan precisó, no obstante, que las modalidades completas de esta medida todavía deben ser finalizadas, según las fuentes.

La CE se mostró, por otra parte, dispuesta a considerar la concesión de ayudas estatales por un máximo de 15.000 euros por ganadero por año y sin techos máximos nacionales, con el fin de responder de manera rápida a la actual crisis.

Hogan señaló que muchos países han solicitado un aumento temporal del tope de primas que se puede conceder a los productores sin tener que justificarlas a Bruselas y que se conocen como ayudas “de minimis”; en la actualidad ese techo está en 15.000 euros por explotación, y los Estados piden que aumenten a entre 20.000 y 30.000 euros.

Sin embargo, la CE no apoya esa opción ya que considera que la revisión de esas ayudas no es una solución inmediata, al exigir un procedimiento que retrasaría la respuesta al menos siete meses.

Por otra parte, el Ejecutivo comunitario propuso doblar los volúmenes de intervención pública a precio fijo para la leche en polvo desnatada y la mantequilla, que ahora están en las 109.000 y 50.000 toneladas, respectivamente, hasta alcanzar las 218.000 y 100.000 toneladas.

Aunque se mostró contrario a crear un grupo de alto nivel sobre la leche, planteó una reunión o seminario entre expertos europeos de alto nivel de los Estados miembros y el grupo de trabajo de los mercados agrícolas, para presentar propuestas a los problemas estructurales existentes.

Por otra parte, la CE se declaró lista para considerar la introducción de un nuevo almacenamiento privado de carne de porcino, después del último que comenzó a principios de año y duró tres semanas, y a establecer un observatorio del mercado de la leche, que incluya también la carne de cerdo y de vacuno.

Bruselas plantea además aumentar las ayudas para cofinanciar proyectos de promoción de los lácteos y de la carne de cerdo.

La CE admitió que pese a los esfuerzos europeos, hay pocos avances en la mejora del comercio con Rusia, que desde hace años aplica un veto a ciertos productos agroalimentarios europeos.

Por ello, se muestra dispuesta a prolongar un año las ayudas extraordinarias (que expiran el próximo 30 de junio) concedidas a los productores de frutas y hortalizas como consecuencia de ese veto.

Por último, la CE se comprometió hoy a estudiar el desarrollo de una herramienta al crédito a las exportaciones, que complemente los esquemas de los países.

Acerca de ProfesionalesHoy (12135 artículos)
Equipo editorial de ProfesionalesHoy