El G7 sigue lejos de lograr una postura común para la recuperación económica

Tokio, 24 may (EFE).- Los países del G7 siguen lejos de alcanzar una postura común favorable a incrementar el gasto público para favorecer la recuperación económica durante la cumbre que celebrarán el jueves y el viernes en Japón, según señaló hoy el Gobierno nipón.

“El acuerdo actual es suficiente. No está previsto avanzar más en este sentido”, señaló el ministro nipón de Finanzas, Taro Aso, al ser preguntado hoy en rueda de prensa sobre la posibilidad de que los líderes del G7 adopten una declaración sobre el tema, tal y como defendía Japón.

En la reunión que celebraron el pasado fin de semana en la ciudad nipona de Sendai, preparatoria para la cumbre, los ministros de Finanzas del G7 destacaron la necesidad de acometer reformas estructurales, monetarias y fiscales adaptadas a las necesitadas de cada país para potenciar la recuperación económica global.

Sin embargo, los siete países más industrializados evitaron lanzar un mensaje que apostara por aplicar estímulos fiscales e impulsar el gasto público de forma coordinada para reforzar el crecimiento, debido a sus diferentes diagnósticos y estrategias ante la situación económica global.

“Cada país tiene una situación particular”, dijo en este sentido Aso, quien señaló el caso concreto de Alemania, cuya Constitución establece restricciones sobre el gasto público al igual que en otros países de la moneda única.

“Lo que está claro es que hemos acordado estimular la demanda con políticas fiscales, monetarias y de flexibilización normativa con vistas a impulsar la economía”, señaló el titular nipón de Finanzas.

La incertidumbre en torno a la economía mundial será uno de los asuntos centrales de la cumbre que se celebrará en el parque natural de Ise-Shima (centro de Japón), y en la que además de la presidencia nipona de turno del G7 participarán los líderes de Alemania, Canadá, Estados Unidos, Italia, Francia y el Reino Unido y de la UE.

El primer ministro nipón, Shinzo Abe, ha recalcado durante los últimos días la necesidad de que el G7 lance “un mensaje claro y contundente” para “liderar un crecimiento robusto”, ante “los crecientes riesgos y las vulnerabilidades que afronta la economía global”.

Los expertos ven más probable que los líderes del G7 adopten simplemente una declaración general donde se volverá a subrayar la importancia de emplear todas las políticas disponibles para hacer frente a estos desafíos.

Desde la llegada al poder de Abe a finales de 2012, la política económica de su Gobierno se ha caracterizado por la aplicación de una agresiva flexibilización monetaria y un incremento del gasto público para fomentar el crecimiento y dejar atrás el largo ciclo deflacionista que atraviesa la tercera economía mundial.

Acerca de ProfesionalesHoy 12584 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy