El FMI insiste en la insostenibilidad de la deuda griega y critica los objetivos de superávit

Atenas, 22 jun (EFE).- La jefa de la misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) en Grecia, Delia Velculescu, insistió hoy en que la deuda del país heleno no es sostenible y criticó a los socios europeos por presentar unos objetivos de superávit demasiado ambiciosos.

Velculescu hizo hincapié en el deber del Gobierno del primer ministro Alexis Tsipras de cumplir sus compromisos, en especial en la lucha contra la corrupción y la reforma del sistema impositivo, y reiteró que la participación del fondo en el rescate está sujeto a que se produzca un alivio “sustancial” de dicha deuda que “ciertamente no es sostenible”.

La responsable del FMI intervino en el ciclo de conferencias organizado por el semanario británico The Economist que gira en torno a la economía griega

Velculescu declaró que “todo debe hacerse en paralelo, las reformas y el alivio de la deuda”, y destacó que aunque aceptan “que no se aprueben medidas de alivio antes del final de programa en 2018”, las medidas de la Unión Europea (UE) deben coincidir “de verdad” con un análisis de la “sostenibilidad” de la deuda.

Por otro lado criticó la postura de la UE por establecer unos objetivos fiscales “ambiciosos” que “incrementan el riesgo de fracaso (del programa)”, los calificó de “no razonables” y remarcó que son necesarios “objetivos más realistas respecto al superávit primario y el ritmo del crecimiento”.

El FMI ha señalado repetidamente que un superávit primario -que excluye el pago de los intereses de la deuda- del 3,5 % es inalcanzable y se ha pronunciado a favor de reducirlo al 1,5 %.

Durante el mismo foro el jefe del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), Klaus Regling señaló que “si las reformas continúan en Grecia, la Eurozona tiene la voluntad de ayudar con más medidas para el alivio de la deuda” y pidió que el Gobierno y el pueblo griegos asuman “como suyo” el programa de rescate.

No obstante Regling reiteró el martes en una rueda de prensa en Atenas que el objetivo de superávit primario a partir de 2018 (3,5 % del PIB) es un acuerdo que debe respetarse.

El viceministro de Finanzas, Yorgos Juliarakis, dijo en su intervención que “un compromiso es un compromiso” y que Grecia “debe cumplir sus compromisos para restituir su credibilidad”, aunque reclamó que se “reconsidere el objetivo de déficit” a partir de 2018, cuando expire el actual programa, con una reducción del mismo “de entre 1,5 y 2 %”.

El representante de la Comisión Europea (CE) en la cuadriga de los acreedores de Grecia, Declan Costello, señaló por su parte que la segunda evaluación del programa de rescate, prevista para el otoño, se enfocará en la aplicación de las reformas aprobadas hasta ahora.

“Ahora pasamos a la aplicación (de las reformas)”, destacó Costello que señaló que la segunda evaluación será muy exigente y con muchos retos por afrontar.

El representante de la CE aseguró asimismo que ya no hay riesgo de que se produzca una quita en los depósitos en los bancos griegos y que el objetivo respecto a la deuda de Grecia es reducir el coste anual de su desembolso.

Con respecto a la participación del FMI en el tercer programa de rescate griego Costello reiteró que esta es crucial para Europa.

Al término del debate, los representantes de la denominada cuadriga se reunieron con el ministro de Finanzas griego, Euclides Tsakalotos, en lo que puede suponer un primer sondeo de cara a las negociaciones de la próxima evaluación del programa de rescate, prevista para septiembre, y en la que se abordará el espinoso tema de la reforma del mercado laboral.

Acerca de ProfesionalesHoy 15374 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy