Rato recurre que se investigue en una pieza separada a su excuñado

Madrid, 6 jul (EFE).- El exvicepresidente del Gobierno Rodrigo Rato ha recurrido la decisión de abrir una pieza separada sobre las actividades de su excuñado, Santiago Alarcó, al considerar que las actividades de éste no figuraban en la denuncia inicial que ha dado lugar a la investigación sobre el origen de su fortuna.

En un escrito dirigido al titular del juzgado de instrucción n 31 de Madrid, Antonio Serrano Arnal, Rato señala que Alarcó “ni siquiera estaba incluido en la denuncia que dio lugar a la incoación de las presentes diligencias previas, ni ha sido nunca objeto del presente procedimiento”.

Dicha denuncia, aclara el escrito, no mencionaba a Santiago Alarcó en relación con ninguno de los hechos que se imputan a Rato, ni en el supuesto alzamiento de bienes, ni en el supuesto delito fiscal, ni en un supuesto delito contra la Hacienda Pública que habría cometido a través de la sociedad Kradonara.

Tampoco se le mencionaba ni se le incluía en ninguna de las medidas cautelares solicitadas, como los registros, la incautación de documentación, la prohibición de libre disposición de fincas o el bloqueo y embargo preventivo de cuentas bancarias.

En opinión de la defensa de Rato, y dado que la fiscalía no incluía en su denuncia a Santiago Alarcó, la documentación incautada en la que se le menciona no debería formar parte de la causa.

Una pieza separada que investigue a Alarcó es, por ello, nula de pleno derecho, aunque a pesar de su opinión, Rato deberá declarar el 8 de septiembre como investigado por presuntas irregularidades en la contratación de su excuñado en Bankia, también citado a declarar.

Según han informado fuentes jurídicas a Efe, la comparecencia de Rato se produce en el marco de las pesquisas por la contratación de Santiago Alarcó en Caja Madrid y Bankia, que como experto en mercados internacionales comenzó cobrando 120.000 euros anuales en 2011 y dos años después llegó a ganar más de 480.000 euros.

El ex director gerente del FMI reitera que es una muestra más de que existe una “causa general”, que mantiene abierta contra él una investigación a la espera de encontrar indicios de criminalidad, cuando lo lógico es abrir una investigación cuando ya se cuenta con tales indicios, y no al revés.

La ONIF, la Oficina Antifraude dependiente del Ministerio de Hacienda, se ha mostrado hasta ahora incapaz de emitir un informe definitivo relativo a los hechos que denunció ante la Fiscalía y que dieron lugar a la presente causa, alega Rato, pese a los numerosos requerimientos por parte del juez en ese sentido.

Según Rato, la ONIF se ha limitado a presentar informes “sobre la base de documentación ilícitamente obtenida”, que no son concluyentes y que sólo añaden nueva información a la causa pero sin aportar indicios de criminalidad previos.

La causa contra Rato, abierta en abril de 2015, se inició con una investigación de Hacienda sobre el origen de su patrimonio, ante las sospechas de que su paso por la presidencia de Bankia le sirvió para enriquecerse irregularmente.

En concreto, Rato está imputado por varios delitos fiscales, blanqueo de capitales y corrupción entre particulares, aunque siempre ha defendido que todos los bienes que ha tenido en el extranjero tienen origen familiar y han sido declarados voluntariamente a Hacienda.

Acerca de ProfesionalesHoy 14886 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy