Eurocloudexpo

Última hora

La caída del dólar encarece el Río olímpico

Río de Janeiro, 17 jul (EFE).- La caída del dólar y el aumento de precio de algunos servicios, como los hoteles, encarecerán la ciudad brasileña de Río de Janeiro durante los Juegos Olímpicos de agosto, aunque los turistas la encontrarán más asequible económicamente que durante el Mundial de fútbol 2014.

Los extranjeros que visiten Río a partir de agosto verán el real brasileño sobre los 3,30 dólares, un 20 % más apreciado que a principios de año, cuando la moneda estadounidense llegó a los 4,00 reales en medio del agravamiento de la crisis política y económica que vive el país.

Pese a que durante los Juegos Olímpicos el cambio será más desfavorable que hace algunos meses, los visitantes podrán acceder a precios más asequibles que en el Mundial de 2014, del que Río de Janeiro fue una de las doce sedes y cuando el dólar se vendía a unos 2,20 reales.

Además del bajo valor del billete verde durante la Copa del Mundo, los turistas se encontraron de frente con la especulación a pie de calle, especialmente en las zonas más concurridas de la ciudad, algo que muchos cariocas temen que vuelva a suceder en las próximas semanas con la cercanía de los Juegos, que comienzan el 5 de agosto.

El agua de coco, una bebida típica en las playas brasileñas, y el alquiler de sombrillas y tumbonas suele ser un indicador para comprobar el alza de los precios en una ciudad en la que, de por sí, todo suele ser más caro que en el resto de Brasil.

Lejos de las playas, el complejo olímpico ofrecerá precios al estilo de las grandes competiciones: el agua costará 8 reales (unos 2,4 dólares), la cerveza 13 (unos 4 dólares) y un plato de pasta unos 20 reales (unos 6,1 dólares).

Los billetes aéreos también pueden convertirse en un villano para los turistas y brasileños que quieran desplazarse a Río o a alguna de las seis sedes de fútbol de la competición.

Según la Asociación Brasileña de Agencias de Viajes (Abav), fueron detectados que algunos billetes superaron hasta diez veces el valor normal de un pasaje, aunque ese hecho también es común en Brasil en periodos no olímpicos.

“Detectamos picos que llegan a diez veces el valor normal, pero también existen billetes con prácticamente ningún cambio de valor respecto a otros periodos, dependiendo de la fecha, del horario y la compañía buscada”, aseguró Abav en un comunicado enviado a Efe.

La asociación también detectó que el mismo fenómeno sucede con los hoteles, “que en muchos casos ofrecen valores súper facturados, aunque en otros es posible encontrar valores sugestivos”.

“Muchas operadoras efectuarnos bloqueos grandes para el período de los Olímpicos, lo que puede garantizar que los precios sean más accesibles”, señaló la asociación.

Los turistas tampoco escaparán del aumento del precio en los alquileres en las tres principales regiones de la ciudad donde habrá competiciones olímpicas: Maracaná, la turística zona sur y el barrio de Barra de Tijuca, en el que está ubicada la mayoría de las instalaciones.

Según los datos del Sindicato de Habitación de Río de Janeiro (Secovi), en la zona sur de la ciudad, donde se encuentran las famosas playas de Copacabana e Ipanema, los alquileres han aumentado un 259 % si se compara con un arrendamiento en baja temporada.

El alquiler de temporada de un apartamento de dos cuartos en un agosto normal suele costar unos 320 reales (unos 98,2 dólares) la noche. En los Juegos Olímpicos, en cambio, los propietarios pedirán unos 1.150 reales (unos 353 dólares).

Acerca de ProfesionalesHoy (11577 artículos)
Equipo editorial de ProfesionalesHoy