El Tesoro vuelve al mercado con la deuda española cerca de mínimos históricos

Madrid, 21 ago (EFE).- El Tesoro Público volverá a apelar esta semana al mercado, en una subasta de letras a tres y nueves meses que será la primera que celebrará España después de que el rendimiento de la deuda de referencia haya tocado mínimos históricos.

El jueves 18 fue cuando la rentabilidad del bono español a diez años se situó en niveles nunca vistos, en el 0,916 %, lo que contribuyó a que la prima de riesgo cerrase por debajo de 100 puntos básicos por primera vez desde abril de 2015.

Según los expertos consultados por Efe, la mejora del mercado de deuda se está viendo propiciada por varios motivos como las nuevas políticas monetarias del BCE o las operaciones que han llevado a cabo los inversores privados, que, ante un bono alemán en continuo rendimiento negativo, encuentran más atractivos los bonos de los países periféricos.

De la misma manera, la decisión de no sancionar de Bruselas a España pese al desvío del déficit público y la menor incertidumbre política estarían contribuyendo a esta mejora, según los analistas.

Y es que en los últimos dos meses, la prima de riesgo se ha estabilizado desde los casi 200 puntos básicos que llegó a alcanzar tras el “brexit” (24 de junio), hasta los 99 que marcó el viernes.

En este contexto, el Tesoro vuelve a apelar al mercado en la que será su tercera y última subasta de agosto, ya que la puja prevista para el día 18, de bonos y obligaciones, fue suspendida.

Sí se celebró la subasta fijada el 4 de agosto, en la que España captó 3.041 millones en bonos a cinco años, obligaciones a 15 y bonos a tres años indexados a la inflación.

En esta última denominación, España logró unos intereses negativos por segunda vez en la historia.

También fueron negativos los rendimientos conseguidos en la subasta del martes día 16, en la que España colocó 4.958 millones en letras a seis y doce meses, por las que cobró aún más a los inversores.

Del total adjudicado, 3.971,7 millones fueron en letras a doce meses, que salieron a un interés marginal negativo del 0,197 %, un nuevo mínimo histórico.

Igualmente, en letras a seis meses se adjudicaron otros 986 millones, que también tuvieron un interés marginal negativo, en este caso del 0,251 %, frente al -0,238 % anterior.

Para los analistas, el hecho de que España siga adjudicando deuda a intereses negativos confirma el buen momento de su economía y la confianza que los inversores han puesto en ella, apoyada en los últimos datos de empleo y en el incremento de las perspectivas de crecimiento para este semestre.

Los mismos expertos prevén que esta tendencia de reducción de costes de la deuda se mantenga, lo que contribuiría a que el martes, España vuelva a colocar letras a tres y nueve meses a intereses negativos.

La última vez que España subastó este tipo de deuda fue el 19 de julio, cuando colocó 3.052,3 millones a un rendimiento negativo que aún fue más abultado que en referencias previas.

De los más de 3.000 millones emitidos ese día, la mayor parte, 2.471,3 millones, fueron letras a nueve meses, con un interés del -0,206 %, un nuevo mínimo histórico.

Otros 581 millones se emitieron en letras a tres meses, con un rendimiento negativo del -0,321 %, lo que también en ese caso supuso que el inversor debía pagar aún más.

Acerca de ProfesionalesHoy 12537 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy