El Bundesbank ve acercarse el fin del programa de compra de deuda del BCE

Berlín, 25 jun (EFE).- El presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, considera en una entrevista publicada hoy por el dominical Welt am Sonntag que, si se mantienen las condiciones actuales de crecimiento e inflación, el Banco Central Europeo (BCE) tendría que empezar a preparar el fin de sus políticas expansivas.

Sus declaraciones se enmarcan dentro del debate sobre qué debe hacer la autoridad monetaria en el momento actual de la eurozona en términos económicos, si seguir apoyando la recuperación o si empezar a desmantelar las medidas extraordinarias puestas en marcha durante la crisis ante los riesgos que conlleva mantenerlas.

“Si continúa el sólido crecimiento económico y la evolución de los precios tal y como se prevé, sería el momento de examinar una salida de las políticas monetarias expansivas”, asegura Weidmann, que ha sido uno de los miembros del consejo de gobierno del BCE más escépticos con el programa de compra de deuda.

Además, el presidente del Bundesbank indicó que en el consejo de gobierno del BCE “no se ha discutido aún” una “posible extensión del programa de compra de bonos”.

Este programa, que adquiere unos 50.000 millones de euros en deuda pública y privada al mes como fórmula para estimular la economía de la eurozona -de forma similar a lo que se hizo en Estados Unidos-, ha sido controvertido desde el principio, especialmente en Alemania.

Esta medida no convencional -la plasmación de la famosa frase de Mario Draghi, presidente del BCE, “lo que haga falta”- ha causado recelos en el Gobierno alemán y en el Bundesbank, porque consideran que daña al ahorrador y desincentiva que los gobiernos busquen presupuestos equilibrados.

Weidmann advierte que el final de programa de compra de deuda podría elevar la prima de riesgo en algunos países, lo que podría provocar “presiones políticas” sobre el consejo de gobierno del BCE “para que mantenga las políticas monetarias expansivas más allá de los necesario” desde una perspectiva meramente económica.

La economía alemana, precisó el presidente del Bundesbank, no precisa de estímulos monetarios pues su economía crece a buen ritmo, con un buen nivel de empleo y de utilización de recursos.

Acerca de ProfesionalesHoy 16746 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy