Comercio espera que haya acuerdo con Mercosur este año, pese a las reticencias

Madrid, 2 jul (EFECOM).- La secretaria de Estado de Comercio, Marisa Poncela, ve posible cerrar un acuerdo de libre comercio entre la UE y Mercosur antes de final de año gracias al impulso que está dando a las negociaciones la comisaria de Comercio de la UE, Cecilia Malmström, y a pesar de las reticencias de algunos países miembros.

“Las negociaciones para el acuerdo han sido un poco como el Guadiana”, afirma Poncela en una entrevista con Efe, en la que reconoce que las mayores reservas al acuerdo han procedido de Francia.

“Al sector ganadero y agrícola francés le cuesta asumir que se llegue a un acuerdo con Mercosur”, asegura la secretaria de Estado en vísperas de que este lunes se celebre en Madrid una jornada sobre la futura alianza promovida por el Gobierno y por empresarios españoles e iberoamericanos.

Después de unos años “dormido” el acuerdo se ha relanzado con dos rondas de negociaciones completadas y una tercera para julio, con el objetivo por parte de la comisaria Malmström de que se culmine a finales de año.

Poncela es optimista respecto a esta meta temporal porque detecta interés a ambos lados del Atlántico, a pesar de que dentro de la UE algunos países como Francia se hayan mostrado recelosos, si bien considera que las dudas son minoritarias.

Según dice, no es posible hacer una estimación realista del impacto económico que el futuro acuerdo tendrá para España dada la volatilidad de los flujos comerciales bilaterales en los últimos años, pero pone como ejemplo el suscrito con Corea de Sur, que ha supuesto un ahorro de 2.800 millones para las empresas europeas.

No obstante, señala que la ventaja será obvia teniendo en cuenta que muchos productos españoles que se venden en los países del Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay, Bolivia, Paraguay y Venezuela) pagan aranceles del 35 %.

Asimismo, destaca que hay productos, como el biodiésel, que a España le interesa comprar pero que están sujetos a cuotas de exportación, a lo que suma otras “barreras no arancelarias” que desaparecerían como la falta de respeto a las denominaciones de origen o las escasas posibilidades de acceder al mercado de compras públicas.

A su juicio, España está llamada a jugar un papel primordial en el acuerdo como “principal embajador de Iberoamérica en la UE” y porque tiene el convencimiento de que hay que ayudar al Mercosur, y sobre todo a Argentina y Brasil, a abrir sus economías al mundo.

Preguntada por el efecto del “brexit” sobre el comercio de España con el Reino Unido, Poncela asegura que el Gobierno no ha hecho cálculos porque no sabe en qué condiciones va a salir el Reino Unido de la UE, aunque reconoce que ya se ha notado algo el impacto negativo de la depreciación de la libra sobre el flujo de bienes, si bien el turismo ni se ha resentido ni espera que suceda.

No obstante, entiende que necesariamente el tráfico de mercancías se va a ralentizar porque todas las que provienen de Europa (el 50 % de las que entran en Reino Unido) tendrán que pasar por aduanas.

Respecto a la sentencia del Tribunal Constitucional que anula dos preceptos de la Ley de Unidad de Mercado por vulnerar competencias territoriales, la secretaria de Estado asegura que no tiene ningún impacto en el ámbito del comercio y que “lo que está establecido sigue exactamente igual”.

Asimismo, ha explicado que el Gobierno no se plantea ninguna modificación de los criterios de declaración de zona de gran afluencia turística por la que se establece la libertad de horarios comerciales, porque no cree que tenga mucho sentido para un país turístico.

Tampoco está sobre la mesa una limitación de los periodos de rebajas, aunque reconoce que es un tema polémico que genera posiciones encontradas entre pequeños y grandes comerciantes, por lo que considera que antes de adoptar cualquier medida hay que estudiarla con datos en la mano.

Acerca de ProfesionalesHoy 14504 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy