Zoido alerta del elevado nivel de deuda en España y duda de que siga al alza Wall Street

Madrid, 21 dic (EFE).- El presidente de Bolsas y Mercados Españoles (BME), Antonio Zoido, ha alertado hoy sobre algunos riesgos que soporta la economía española, como el elevado nivel de deuda, al tiempo que ha dudado de la continuidad de la subida de Wall Street.

Zoido, que ha presentado el informe de mercado de 2017 de BME, ha señalado en su discurso que “en líneas generales, el escenario que se plantea para 2018 parece favorable pero no está exento de dificultades”, por lo que además de los riesgos coyunturales para España ha señalado otros “persistentes”.

Entre estos figuran el déficit (el 1,97 % del PIB sin corporaciones locales hasta septiembre) y la deuda (se sitúa en octubre en el 98 % del PIB), “que permanecen en niveles elevados, al igual que la tasa de paro (16,38 por ciento en el tercer trimestre, según la EPA)”.

Además, ha recordado que “Bruselas y el FMI han pedido a España que no se relaje en las reformas estructurales para reducir las vulnerabilidades existentes” y ha advertido de la competencia que trae a la bolsa el sector tecnofinanciero y de las transformaciones que debe acometer el sistema financiero para adaptarse a “la nueva realidad” ligada a la regulación -Mifid II- y la innovación.

En su intervención señaló que “hay mercados, como el español, que cotiza con descuento respecto de las previsiones de beneficio de consenso”, pero ha indicado que existen “otras Bolsas mundiales en las que ocurre lo contrario, como es el caso de Nueva York y Nasdaq” (suben el 25 y el 30 %, respectivamente), a pesar del sesgo restrictivo de la política monetaria de la Reserva Federal.

Por ello, ha dudado de la sostenibilidad de las subidas de Wall Street, que ha encadenado máximos históricos este año el índice Dow Jones “sin el acompañamiento de un incremento comparable de los beneficios de las cotizadas, o de los volúmenes negociados”.

Ha precisado que el índice Dow Jones de Industriales (se acerca a 25.000 puntos) “ha pasado a cotizar a un PER -ratio entre cotización bursátil y el beneficio de las empresas- de 20,4 veces y el Nasdaq registra un crecimiento de esta ratio hasta casi 30 veces. Ningún índice europeo se ha encarecido en una proporción similar”.

Pese a todo, dijo que en 2018 la Bolsa española “goza de buenos pronósticos por parte de los analistas” por el “entorno favorable”, con la economía en crecimiento, resultados empresariales al alza y mejora de perspectivas crediticias.

El presidente de BME no ha olvidado el papel el próximo año del Banco Central Europeo (BCE), sobre el que ha precisado que “queda por ver la fortaleza de las economías a medida que vaya retirando los estímulos y el impacto de amenazas como la inflación, hoy contenida”.

Antonio Zoido ha destacado el buen año vivido por la Bolsa española, que se salda con una subida del 10 %, el mejor resultado de los cuatro últimos ejercicios, además de recordar que en 2017 se celebra el 25 aniversario del IBEX, el principal indicador del mercado nacional, que “en este período ha subido más de un 250 %”.

Ha recordado que el IBEX 35 “tuvo un mejor comportamiento en la primera parte del ejercicio, llegando a revalorizarse hasta un 21 %”, pero ha añadido que “la tensión política, en particular en España, y otras incertidumbres mundiales han influido de forma negativa en los últimos meses” y deteriorado su resultado.

Entre otros de los principales hitos de este ejercicio, Zoido ha señalado el pago de 25.000 millones de euros en dividendos de las compañías cotizadas, que sitúan a la Bolsa española con una rentabilidad por dividendo superior al 4 %, lo que la convierte en una de “las más atractivas”.

También ha subrayado el crecimiento del 31 % del importe de las ampliaciones de capital, hasta 29.477 millones, así como la incorporación a cotizar en los distintos mercados de BME de 23 empresas, que han captado casi 4.300 millones.

En la bolsa tradicional se han estrenado cinco: Cash, Neinor Homes, Gestamp, Aedas Homes y Unicaja y 18 compañías han sido admitidas en el mercado alternativo bursátil (MAB) -tres en el segmento de empresas en expansión y 15 en el segmento de socimi-.

Ha indicado que el importe acumulado de contratación en renta variable en 2017 apenas cambiará respecto a 2016 y se situará alrededor de 650.000 millones, y ha precisado que los inversores no residentes poseen acciones por un valor aproximado del 45 % del mercado, un nuevo máximo histórico.

En su discurso también ha resaltado el “importante esfuerzo” efectuado por las empresas españolas para “reducir deuda y reforzar los recursos propios”, además de continuar con “su proceso de internacionalización”.

Acerca de ProfesionalesHoy 17332 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy