Iberdrola impulsa renovables en México con su mayor planta fotovoltaica

Villa de Arriaga (México), 27 feb (EFE).- Iberdrola dará un impulso a las energías renovables en México con la planta fotovoltaica Santiago, que con su extensión de 750 hectáreas en el céntrico estado de San Luis Potosí será la más grande construida por la empresa a nivel mundial.

Gracias a sus 672.000 paneles solares, la planta contará con una capacidad instalada de 170 megatvatios (MW) y tendrá una producción energética capaz de abastecer a 138.000 hogares.

Unas mil personas trabajan a día de hoy en la instalación, ubicada en el municipio Villa de Arriaga, que ya presenta un avance del 70 % -la construcción dio inicio en febrero de 2017- y entrará en labores previsiblemente a finales de año, dice a Efe la directora del proyecto, Carla Hernández.

La filial mexicana del grupo español Iberdrola espera que la energía limpia que produzca la planta, que evitará la emisión a la atmósfera de 340.000 toneladas de CO2 anuales, contribuya a las metas que el país tiene para los próximos años.

Y es que para 2024, México tiene como objetivo aumentar su generación de energía renovable al 35 % del total.

Esta es la primera planta fotovoltaica que la empresa pone en marcha en el país, donde también construye otras tres instalaciones de energía renovable: dos eólicas en los estados de Puebla y Guanajuato y otra más fotovoltaica en Sonora.

En cuanto a la energía limpia, “para 2020 queremos llegar a los 1.500 MW; eso quiere decir que vamos a ir más o menos poniendo en marcha unos 600 MW cada dos años”, afirma la directora del proyecto.

Aunque en México el recuso solar ya de por sí es muy favorable -debido a que se encuentra dentro del denominado “cinturón solar”, con los mayores niveles de radiación del mundo-, la localización de la de planta Santiago se decidió porque en San Luis Potosí se dan unos factores climatológicos idóneos.

La altura y la temperatura en el terreno (no es una zona tan calurosa como norte del país ni tan húmeda como el sur) hacen que la instalación tenga una “mayor eficiencia”, indica Hernández.

Explica que el “plus” que presenta el proyecto es que la empresa consideró en todo el momento el impacto ambiental.

Después de un estudio técnico y como parte de los programas de mitigación y prevención, se hizo la reubicación y reforestación de las especies de flora y fauna.

La autorización ambiental que posee la compañía señala que hay ciertas especies cuya supervivencia se tiene que garantizar en un 85 %, detalla Hernández.

Por otra parte, asegura que la introducción de la energía limpia en el estado va a favorecer que muchas personas no tengan que migrar a Estados Unidos y se queden en la región.

Gracias a la capacitación que han recibido los trabajadores de Santiago, ahora estos podrán buscar ocupación en México, porque por ejemplo “todo lo que es la zona del Bajío está entrando muy fuerte en cuanto a la energía fotovoltaica”.

La construcción del parque Santiago implica una inversión de alrededor de 200 millones de dólares.

Antes de que arranque la actividad en esta instalación, Iberdrola inaugurará, alrededor del mes de agosto, la planta fotovoltaica de Hermosillo (Sonora), en el norte del país, de menor potencia.

Esta contará con una extensión de 300 hectáreas y una capacidad total instalada de 100 MW generada a través de 392.940 módulos fotovoltaicos.

Con casi veinte años de presencia en el país, Iberdrola México es el primer productor privado de electricidad con más 6.000 megavatios de capacidad y 17 plantas operativas.

Acerca de ProfesionalesHoy 20438 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy