El BCE apunta al proteccionismo como el mayor riesgo para la economía europea

Bruselas, 9 jul (EFE).- El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, dijo hoy que los principales riesgos para el crecimiento económico en el área de la moneda única están ligados a la “amenaza” de un mayor proteccionismo e instó a la Unión Europea (UE) a mantenerse unida y apoyar el comercio global.

“Los riesgos a la baja para la perspectiva están relacionados principalmente con la amenaza de un mayor proteccionismo”, dijo Draghi en su comparecencia semestral ante la comisión de Economía de la Eurocámara.

El jefe del BCE señaló que “las incertidumbres relacionadas con factores globales”, en particular el proteccionismo, “se han hecho más prominentes”, si bien los riesgos para el crecimiento de la eurozona “siguen en general equilibrados”.

La institución prevé que el crecimiento en el área de la moneda única sea del 2,1 % en 2018 y se modere hasta el 1,9 % en 2019 y el 1,7 % en 2020.

Frente a la incertidumbre en el exterior, Draghi llamó a la UE a mantenerse “fuerte y unida” y a apoyar el “multilateralismo y el comercio global”, pero advirtió de que para tener “éxito fuera” la UE necesita “instituciones fuertes”.

La advertencia llega en un momento de incipiente guerra comercial por la imposición de aranceles al acero y aluminio europeos por parte de Estados Unidos, que ha llevado a Bruselas a responder con sus propios aranceles y recurrir ante la Organización Mundial del Comercio.

La intervención de Draghi hoy ante la Eurocámara fue además la primera después de que el Consejo de Gobierno del BCE decidiera el 14 de junio poner fin a sus compras de deuda a finales de este año y reducirlas a partir de octubre a 15.000 millones de euros mensuales.

Sin embargo, establecieron que los tipos de interés seguirán en sus niveles actuales al menos hasta el verano de 2019.

En su intervención, Draghi defendió estas decisiones y subrayó que el BCE “tiene confianza” en que la inflación convergerá hacia el objetivo de lograr un nivel por debajo pero próximo al 2 % a medio plazo y de forma sostenida aún cuando reduzca de forma gradual las compras.

“Pensamos que la economía es suficientemente fuerte para continuar la expansión aun cuando el programa de compra de activos haya reducido su importancia”, dijo Draghi, quien incidió en que mantienen su compromiso de reinvertir el principal de los bonos que vayan venciendo por un extenso periodo de tiempo tras el fin de las adquisiciones.

“No estamos retirando los estímulos. La política monetaria sigue siendo expansiva y se necesita un amplio grado de acomodación monetaria”, insistió el jefe del BCE, que pidió “ser pacientes, persistentes y prudentes” con una política que ha sido “muy efectiva” para impulsar crecimiento e inflación.

Por otra parte, Draghi llamó a reforzar la integración en la eurozona para hacerla menos “vulnerable”, mejorar la confianza de los mercados y continuar la expansión económica.

En particular, instó a constituir el Sistema Europeo de Garantía de Depósitos (EDIS), pilar que es fundamental para completar la unión bancaria pero está bloqueado desde hace años por el recelo de Alemania y otros países a costear los problemas de la banca en otros Estados.

“No deberíamos detenernos por la distinción entre la reducción de riesgos y la mutualización de riesgos”, dijo Draghi, quien subrayó que los bancos europeos han reforzado su capital y continúan reduciendo los préstamos fallidos y que el reparto de riesgos “ayuda enormemente” a su reducción.

Draghi pidió también que el cortafuegos para el Fondo Único de Resolución bancaria “esté operativo cuanto antes” y defendió la creación de un mecanismo que permita estabilizar la economía de la eurozona, sin pronunciarse sobre qué forma debería tomar.

No obstante, advirtió de que estas medidas no serán posibles sin “confianza entre Estados miembros” y esto requiere que cada uno refuerce su economía.

Por otra parte, el presidente del BCE dijo que el “brexit” tendrá un impacto “limitado” en “el corto plazo” y en términos “agregados” sobre la economía real en la Unión Europea, aunque admitió que afectará a unas partes más que a otras.

“En esencia, dependerá de cómo sea gestionado”, dijo Draghi interrogado al respecto por los eurodiputados el mismo día en que han dimitido dos ministros británicos en relación con la salida del Reino Unido del bloque.

En otro orden de cosas, a preguntas de los parlamentarios, Draghi reiteró que la institución no ve actualmente riesgo de “burbujas” en el sector inmobiliario y cree que las monedas virtuales no generan “mucho riesgo” para la estabilidad financiera porque la exposición de los bancos de la eurozona a las mismas “no es relevante”.

Acerca de ProfesionalesHoy 20411 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy