Nuevo vídeo corporativo de AEFA

En la primera Asamblea de AEFA de este año, entre sus novedades, ha sido presentado oficialmente el vídeo corporativo titulado ‘AEFA: uniendo esfuerzos… por un mundo sostenible’, que se puede visualizar pinchando aquí

Con una duración de poco más de tres minutos, AEFA transmite un mensaje asentado en aquellos valores que aglutinan sus asociados como son la sostenibilidad, el respeto por el medio ambiente, los compromisos con la sociedad. La locución del vídeo pone de manifiesto que AEFA y sus asociados son conscientes de que el siglo XXI presenta un reto nutricional y ambiental sin precedentes. Así como que la agricultura moderna, sustentada en la aplicación de agronutrientes y bioestimulantes agrícolas se ha convertido en una solución para la alta demanda de alimentos y en una esperanza para el desarrollo sostenible. AEFA lidera y fomenta este compromiso y lo proyecta por el mundo entero, ejerciendo a su vez de interlocutor entre las actividades empresariales y las administraciones públicas.

Agricultura ecológica, producción integrada y economía circular, conforman las doctrinas que AEFA transmite a sus asociados y para aplicar debidamente esta filosofía, impulsa también la divulgación, formación y transmisión tecnológica.

AEFA matiza en su vídeo que “no existe desarrollo sostenible sin que la generación de riqueza y la conservación del medio ambiente vayan de la mano. Porque el hombre debe formar parte del entramado ecológico y que cubrir las necesidades alimenticias con la preservación de los recursos, debe de ser viable… No es la mejor opción, es, la única opción”.

AEFA lidera la agronutrición, pero también abandera un principio innegociable: atender las necesidades del presente sin comprometer las necesidades futuras ya que no existe un desarrollo económico perdurable, sin una naturaleza sana que lo sostenga. Como reza su mensaje final, AEFA: uniendo esfuerzos… por un mundo sostenible.

Este vídeo también reivindica que una actividad económica agrícola en el mundo de los insumos no debe de ser incompatible con la propia agricultura y el medioambiente. Bajo este concepto podemos ver ejemplos como los cerezos del Valle del Jerte coincidiendo con su floración, los campos de almendros en flor en Alcalalí (Alicante), los paisajes de girasoles y las extensas zonas doradas en verano con las espigas del cereal, sin olvidar los arrozales en el Delta del Ebro, La Albufera o los de las Marismas de Guadalquivir, que por cierto los tres se cultivan en plenos Parques Naturales.

Más información en www.aefa-agronutrientes.org