Genie BYG
Home / A Fondo / Mercado de las cargadoras compactas y minicargadoras

Mercado de las cargadoras compactas y minicargadoras

Case.

Según los últimos datos aportados por la Asociación Nacional de Distribuidores e Importadores de Maquinaria de Obras Públicas, Minería y Construcción (Andicop), los seis primeros meses de 2018 arrojaban datos optimistas en el sector de la maquinaria, con la venta de 2.899 máquinas, lo que supone un crecimiento del 30 % respecto al mismo periodo del 2017. La evolución ha sido positiva en todos los segmentos que analiza la asociación excepto en uno de ellos. En concreto las cifras son Minis (+40%), Producción (+20%), Compactación (+11%), Elevación (+35%) y Trituración/Clasificación (-13%).

Como se puede observar, la categoría de las minicargadoras vuelve a ser la más favorecida, tanto en términos absolutos (1.372 unidades) como en términos relativos (con un incremento interanual del 40 %).  Dentro de este grupo destaca de forma especial el comportamiento de las miniexcavadoras, cuyas cifras de ventas han cerrado el primer semestre con la venta de 797 unidades (+46 %) frente a las 546 registradas en el primer semestre de 2017. Si a estos datos se añaden las 236 miniexcavadoras de cadenas (+19%) y 11 miniexcavadoras de ruedas (+22%) se sobrepasan las 1.000 máquinas en un semestre. Todas estas cifras vienen a confirmar el éxito de este tipo de maquinaria en el sector.

Por lo que se refiere al resto de maquinaria incluida dentro de la categoría minicargadoras, en los seis primeros meses del año se vendieron 32 palas cargadoras de ruedas de menos de 4,6 toneladas, con un incremento del 100 % respecto al año anterior, y 17 minicargadoras de cadenas (-29%).

En un mercado tan competitivo, las empresas se esfuerzan día a día por ofrecer nuevas minicargadoras y cargadoras compactas con una óptima capacidad operativa, nuevas actualizaciones técnicas, mayor versatilidad y fiabilidad, así como una mejora en los niveles de emisiones. En este sentido, Case fue el primer fabricante de maquinaria de construcción que proporcionó la reducción catalítica selectiva (SCR) y la recirculación refrigerada de los gases de escape como soluciones para cumplir las estrictas normas de emisiones.

CASE Construction Equipment lleva en el negocio de las minicargadoras casi 50 años, desde que en 1969 lanzó su primer modelo `Uniloader´. Desde entonces, CASE ha vendido más de 300.000 unidades entre minicargadoras y cargadoras de cadenas compactas. En 2019 se celebrará el 50 aniversario de CASE en este segmento de producto.

Nacida como una pala pequeña y ágil, la minicargadora ha destacado a lo largo de los últimos 15 años entre la maquinaria de construcción por su versatilidad y su adaptabilidad en cada trabajo, gracias a los numerosos accesorios que pueden ajustarse a esta pequeña máquina compacta y convertirla en una verdadera `navaja suiza’. Obras en las áreas urbanas, limpieza de establos en las granjas, infraestructuras de fibras ópticas en el centro de la ciudad o nieve en las montañas, cada espacio encuentra la solución adecuada en la minicargadora o en la cargadora compacta de cadenas.

Fabricada en la planta de Wichita, Kansas (EE. UU.), recientemente ganó el Premio CNHI World Class Manufacturing Silver Award. La gama de minicargadoras CASE y cargadoras compactas de cadenas ofrecen opciones entre trece modelos, nueve de los cuales son de neumáticos y cuatro de cadenas. La gama CASE ofrece brazos de geometría, radial o vertical, para garantizar que todas las necesidades de empuje, elevación y carga de material se resuelvan de la mejor manera.

Riccardo Balma, responsable de minicargadoras y cargadoras compactas de cadenas, explica que “los nuevos accesorios, sin importar la demanda energética o hidráulica, han marcado la evolución de la minicargadora en los últimos años. También el uso de la telemática ha empezado a impactar cada vez más en los productos y en sus usos o aplicaciones. El confort del operador, la ergonomía de la cabina, los rendimientos hidráulicos, la capacidad de servicio, el coste total de propiedad y, por supuesto, las características de seguridad, han impulsado la evolución del producto en los últimos años, así como el cumplimiento de las regulaciones que afectan a las emisiones del motor”.

Asimisimo, Riccardo Balma destaca que “el sector de las minicargadoras en Iberia ha mantenido un ritmo de crecimiento constante de dos dígitos durante los últimos cinco años. Además, el segmento de cargadoras de cadenas compactas es un mercado emergente con un crecimiento constante, particularmente en relación a las áreas urbanas y los usos agrícolas, donde CASE TV380 destaca por su extraordinario rendimiento hidráulico y potencia. El mercado ibérico demostró ser particularmente receptivo también para las máquinas de gama media como la SR175 de geometría radial, inmejorable en cuando a empuje y elevación de carga, y el brazo vertical de la SV185 es perfecto para trabajos de carga, ya que ambos cuentan con una notable estabilidad, gracias al CASE `power stance´ con una mayor distancia entre ejes y una mejor fuerza de arranque”.

CASE Construction Equipment ha ampliado su línea de modelos de minicargadoras y cargadoras compactas de cadenas. La gama revisada incluye seis minicargadoras de neumáticos de elevación radial (modelos SR), tres minicargadoras de cadenas de elevación radial (modelos TR), tres minicargadoras de neumáticos de elevación vertical (modelos SV) y una minicargadora de cadenas de elevación vertical (modelo TV).

En un entorno de movilidad cambiante, el papel de las empresas para adaptarse a la regulación y a las nuevas necesidades tiene que adelantarse a esos cambios. En muchas ocasiones, las empresas hacen un gran esfuerzo e inversión para posicionarse y ocupar su lugar en un nuevo mercado, estar presentes.

Enero de 2019 marca la fecha de entrada en vigor de la nueva normativa de la Unión Europea destinada a reducir y controlar las emisiones de gases contaminantes en motores diésel de maquinaria off road. El objetivo final es alcanzar los objetivos de calidad en el aire fijados por la Unión Europea, además de incidir en la aplicación de políticas comunitarias basadas en el respeto del medio ambiente.  En los últimos años, la evolución de las cargadoras compactas Bobcat está muy relacionada con los cambios en las normativas sobre emisiones del motor. La firma ha aprovechado estos cambios obligatorios para introducir constantemente nuevas funciones; algunas de las cuales se han convertido en características estándar y otras opcionales. Carlos Campos, District Manager de Bobcat Iberia y Turquía, explica que desde Bobcat “se busca ofrecer a los clientes potenciales el mejor producto en su clase, diferentes modelos y configuraciones que se ajustan a cualquiera de las necesidades potenciales de cualquier cliente. La consecuencia de esto ha sido alcanzar niveles de cuota de mercado sobresalientes, lo que confirma a Bobcat como líder en el segmento de cargadoras compactas”.

España es un mercado de importancia histórica para Bobcat y, por ello, la compañía, tal y como asegura Jiri Karmazin Product Manager Loaders de la firma, “sigue aumentando su participación en el mercado con la recuperación continua del país, así como por la gran implicación de nuestra red de distribución. En relación a la evolución de la demanda en este tipo de producto, la tendencia es positiva y nuestro objetivo es seguir manteniendo o mejorar nuestros actuales niveles de cuota de mercado. Bobcat tanto en cargadoras compactas sobre ruedas como sobre cadenas destaca por ofrecer productos altamente fiables para aplicaciones difíciles, con máquinas muy cómodas para el operador, muy fáciles de manejar y con altos valores de reventa, se trata de máquinas capaces de trabajar con un amplio surtido de implementos ofreciendo a los clientes solución a sus distintas necesidades que puedan tener en cada momento”.

Bobcat, además, proporciona servicios de financiación y programas de soporte de postventa, como el Protection Plus o BobCarePM. La gama Bobcat y sus implementos son compatibles con los negocios de construcción, alquiler, así como para otros sectores.

Respecto a los modelos más populares en cargadoras sobre ruedas Carlos Campo explica que son los modelos S70, S100, S450, S510, S530, S570, S650 y S770. “Mientras, las cargadoras compactas de orugas también están ganando popularidad, especialmente en jardinería y aplicaciones especiales como las forestales, la nivelación precisa 2D / 3D o la recolección de olivos. En este ámbito modelos más populares son la T770, T870 o la MT55”, añade Campo. Además, destaca que Bobcat cubre todo el territorio con una serie de distribuidores oficiales altamente cualificados.

Las cargadoras sobre ruedas entran en juego cuando se necesita una máquina fiable y flexible para el transporte de material: en la arquitectura de parques y jardines, parques de alquiler, servicios municipales o empresas de construcción. Además, las máquinas han de ser concebidas de manera que se desenvuelvan perfectamente en espacios confinados. Precisamente ahí reside uno de los puntos fuertes de la nueva cargadora sobre ruedas WL28 de Wacker Neuson.

Javier Fernández, director gerente de Wacker Neuson señala que a pesar de que toda la cartera de cargadoras de ruedas de Wacker Neuson se sirve en España, la máquina más popular es la WL28. La WL20e eléctrica también está empezando a ganar popularidad. Por su parte, el cargador de ruedas compacto (< 50HP) es todavía un concepto relativamente nuevo en España —hasta el momento se ha realizado dicho trabajo con dúmperes autocargables (SLD) y carretillas elevadoras todoterrenos (RTF)—. Sin embargo, Wacker Neuson ofrece un innovador concepto de cargador de ruedas que ha sido capaz de lograr un continuo aumento en el volumen de ventas desde su introducción.

En cuanto a la demanda, Javier Fernández apunta que “es sólida y se espera un mayor incremento en volumen, a menos que ocurra una situación como la crisis económica mundial de 2018, consecuencia de la burbuja inmobiliaria”.

Pese a su tamaño compacto, la cargadora compacta sobre ruedas WL28 de Wacker Neuson es un equipo potente: con una carga de vuelco de 1,9 toneladas, puede transportar sin ningún problema todo tipo de mercancías, por ejemplo, un palé de adoquines con hasta ocho capas. Tampoco significa un problema la carga de camiones de obra gracias a su altura de descarga de 2,33 metros. La guía en paralelo optimizada y dos cilindros elevadores de gran tamaño proporcionan una gran potencia al brazo de carga.

Un aspecto importante en el desarrollo de la nueva cargadora sobre ruedas de Wacker Neuson era la cuestión de la visibilidad. Para garantizar esta circunstancia, la altura del carro delantero se ha mantenido intencionadamente bastante baja. Otro punto importante es la estabilidad de la cargadora sobre ruedas. Gracias a un ángulo pendular de 12 grados es todoterreno y por su ángulo de unión articulado de 44 grados son posibles radios de giro muy pequeños. Un bloqueo al 100 % del diferencial permite que la cargadora sobre ruedas tenga la máxima tracción también sobre terrenos difíciles. Además, cuenta con un sistema hidráulico de hasta 58,5 litros por minuto que facilita el manejo sin problemas de implementos hidráulicos como desbrozadoras, barredoras o cucharones para la elaboración de hormigón, aumentando así la productividad total de la máquina.

Con el paso de los años, la firma Volvo ha diseñado soluciones que han revolucionado el uso de los equipos de construcción, con el objetivo solucionar las necesidades particulares de cada cliente en las distintas aplicaciones. Volvo ha ampliado y mejorado el diseño de las palas cargadoras compactas hasta llegar a tener una amplia gama, que comprende de las 4,3 toneladas hasta las casi 10, todas ellas con un diseño sólido y bien equilibrado que proporciona el máximo rendimiento en los lugares con mayores dificultades de espacio.

Raquel Esplugas Miguel, jefa de producto de Ascendum, actualmente responsable entre otros productos de las palas cargadoras compactas de Volvo, destaca como características principales el sistema hidráulico sensible a la carga que proporciona unos tiempos de ciclo más cortos, garantiza un excelente control de carga y proporciona un equilibrio entre las fuerzas de elevación y tracción; el sistema de suspensión de la pluma (BSS) opcional, cuya función es la absorción de los impactos y reducción del rebote en terrenos irregulares, aumentando así hasta un 20 % la productividad; bloqueos de diferencial 100 % delantero y trasero que incorporan un diseño sin patinaje y sin desgaste para mejorar el agarre y garantizar la máxima tracción en todos los terrenos; transmisión hidrostática que proporciona un control excelente en trabajos delicados y la máxima potencia en trabajos más exigentes; porta implementos hidráulico Volvo que le permite cambiar fácilmente de implemento y una amplia gama de implementos Volvo que se adapta perfectamente al enganche y transmisión de la máquina para aumentar la productividad.

Texto: Marisa Sardina

 

Galería de imágenes:

About Jon Caballero

Te puede interesar

El mercado de excavadoras consolida su recuperación pero sigue lejos de su techo

Sin prisa pero sin pausa. Así podría definirse la marcha del mercado de maquinaria de construcción en general y de excavadoras de producción en particular. Con más de 400 unidades vendidas en 2018, las ventas de este tipo de equipos encadenan cinco años consecutivos en positivo.

Publicidad

Cydima JCB
Northgate
La-Parrilla

Actualidad de la obra pública

Actualidad del sector del garden y la jardinería

Actualidad del sector energético