Schneider’

Premios NAN 2019

Home / AA En Portada / Se certifica bajo el estándar Passivhaus el primer hotel de grandes dimensiones en España

Se certifica bajo el estándar Passivhaus el primer hotel de grandes dimensiones en España

No es el primer hotel certificado de España, porque en Finisterre hay un pequeño hotel de ocho habitaciones, pero sí es el primero de grandes dimensiones y el más grande certificado Passivhaus en el mundo. Un hito que supondrá una reducción de emisiones anuales de 150.000 kilogramos de CO2. El edificio es el Hotel Arima, ubicado en San Sebastián, y que cuenta con siete plantas, 146 habitaciones y una superficie total construida de 14.000 metros cuadrados. Su certificación Passivhaus le confiere la capacidad de dejar de producir una cantidad de carbono similar a la que absorbe el parque del retiro de Madrid, y pone de manifiesto que diseño, eficiencia y confort son plenamente compatibles en este estándar.

El hotel Arima ha obtenido la certificación Passivhaus Classic, la más completa, reconocida y exigente en el mundo de la edificación energéticamente eficiente. Esto garantiza una demanda de energía para calefacción y refrigeración menor o igual a 15kWh/m² al año; una demanda de energía primaria menor o igual a 120kWh/m² al año y la práctica ausencia de infiltraciones de aire en el interior de la vivienda o edificio: menor o igual a 0,6 renovaciones por hora a 50 pascales.

Para la obtención de esta certificación, las fachadas principales se han resuelto con un sistema de entramado ligero de madera sobre la estructura principal de hormigón, con un aislamiento de 16 centímetros de lana de roca. Se ha combinado carpintería de madera de castaño con triple vidrio y gas argón en las cámaras, así como muros cortina con vidrios dobles y perfiles certificados. Se han instalado más de ochenta equipos de ventilación de doble flujo con recuperador de calor de alto rendimiento y volúmenes muy diferentes en función de las distintas zonas del hotel. La climatización se realizará mediante fancoils y la generación de energía a través de un sistema de geotermia y aerotermia apoyados de una caldera de gas que hasta el momento no se ha tenido que utilizar y un sistema de microcogeneración. Todo el hotel cuenta con un sistema de ventilación mecánica con recuperación de calor permanente a muy baja velocidad. Su diseño y regulación, el uso de filtros y el funcionamiento ininterrumpido durante las 24 horas del día garantizan la máxima calidad de aire interior.

El primer hotel de España de grandes dimensiones certificado bajo el estándar Passivhaus supondrá un ahorro de emisiones anuales de 150.000 kilogramos de CO2, que equivale a las emisiones que realiza un vehículo tras 1.000.000 de kilómetros, y un ahorro estimado de más de 100.000 euros anuales en energía. El certificado ahora obtenido contempla las obras ejecutadas hasta la fecha. En breve se finalizarán las obras de la piscina climatizada —otro gran consumidor de energía— que también cumplirá con los estándares de la certificación. En ese momento el edificio contará también con la segunda piscina climatizada certificada a nivel mundial.

“Con el objetivo de diseñar un hotel respetuoso con el medio ambiente en todos los ámbitos, incluyendo los máximos niveles de confort interior posible, hemos construido este hotel bajo el estándar Passivhaus. Queríamos que todos nuestros clientes disfrutaran de la gran comodidad de nuestras instalaciones, sabiendo al mismo tiempo que están beneficiando al medioambiente cuando se alojan en nuestro hotel; La certificación nos ha obligado a ser todavía más cuidadosos y estrictos en el diseño y construcción del Hotel Arima, pero nos ha permitido garantizar que nuestros clientes puedan disfrutar plenamente del placer de la sostenibilidad en sus estancias”, ha destacado Naiara Imaz, gerente del Hotel Arima.

Por su parte, Bruno Gutiérrez Cuevas, presidente de la Plataforma de Edificación Passivhaus ha explicado que es un verdadero honor presentar la certificación Passivhaus de este hotel que cuenta con 146 habitaciones y 7 plantas. “Los hoteles son enormes consumidores de energía debido a la necesidad de estar siempre disponibles para albergar gran cantidad de personas. Hoy estamos dando un gran paso para la sociedad en general y para el turismo en España en particular. Gracias al hotel Arima una multitud de personas podrán comprobar de primera mano las ventajas del estándar Passivhaus, y disfrutar de ello sabiendo que apenas se necesita energía, en un entorno 100% natural que, sin duda, les aportará gran confort y bienestar”, ha añadido.

Passivhaus en el sector hotelero

Todavía no son muchos los hoteles certificados Passivhaus hasta la fecha. Los mayores rondan las cien habitaciones. El hotel Arima no solo supone un hito cuantitativo sino también cualitativo.

Certificar este complejo proyecto en estándar Passivhaus no ha condicionado su cuidado diseño o la estética proyectada inicialmente, poniendo de manifiesto la versatilidad del estándar para amoldarse a todo tipo de proyectos.

A su vez la certificación ha permitido garantizar para el usuario las más altas cotas de confort interior posible —tanto higrotérmico, acústico o de calidad del aire—, es decir experiencias placenteras, descanso y estancia responsable ya que todo ello se produce con mínimas emisiones de CO2.

Para el propietario la certificación le garantiza una menor dimensión de los sistemas activos, así como los menores consumos posibles en calefacción y refrigeración, mejorando por lo tanto su competitividad.

En un país como España las ventajas de aplicar el estándar Passivhaus en el sector hotelero son importantísimas, ya que permitiría ofrecer experiencias de mayor calidad, aumentaría la competitividad y reduciría de manera brutal la huella de carbono del sector.

Cinco principios básicos

Una edificación pasiva es un tipo de construcción enfocada a la máxima reducción de la energía necesaria para su climatización, logrando mantener una temperatura constante y confortable mediante la optimización de los recursos existentes. En este sentido, existen cinco principios básicos para el diseño y la construcción bajo el estándar Passivhaus: aislante térmico de gran espesor, ventanas y vidrios de altas prestaciones, ausencia de puentes térmicos, ventilación con recuperador de calor y ausencia de infiltraciones de aire para responder a los criterios de salubridad que exige la normativa.

La importancia del certificador

La Plataforma de Edificación Passivhaus (PEP) reivindica la estandarización en España de la construcción de Edificios de Consumo Casi Nulo (ECCN) sobre la base del estándar Passivhaus. Para ello, es importante obtener la certificación Passivhaus otorgada por un certificador independiente y autorizado porque es un mecanismo de garantía de calidad que asegura que tales requisitos se cumplen.

Suscrbete

About ProfesionalesHoy

Equipo editorial de ProfesionalesHoy

Te puede interesar

Curso Tradesperson PHI para arquitectos que trabajan con Kömmerling

Del 21 al 23 de mayo, varios de los arquitectos que trabajan con Kömmerling tuvieron la oportunidad de realizar el Curso Oficial de Técnico de Ejecución de Obra para Edificios de Consumo Casi Nulo Bajo el Estándar Passivhaus

Publicidad

Hoppe

Construmat

Baumit

Helske

Northgate

Salamander

Finsa
Vaillant
Saint Gobain
Schreder
Actis
Cupastone

Schindler

La-Parrilla
Iguazuri
Etanco

Actualidad sobre eficiencia y recursos energéticos

Actualidad sobre paisajismo y jardinería

Actualidad sobre la obra pública