Varufakis pide a Alemania confianza, sin intromisiones ni «moralina»

Berlín, 15 mar (EFE).- El ministro griego de Finanzas, Yanis Varufakis, pidió hoy a Alemania que confíe en el nuevo Gobierno de Atenas y en su disposición a cumplir sus compromisos, pero rechazó la «moralina» o que se pueda dar «instrucciones» a un país soberano.

«Necesitamos confianza», repitió en varias ocasiones Varufakis durante una entrevista en la televisión pública alemana, donde recordó que el Gobierno de Alexis Tsipras lleva sólo dos meses en el poder y no es responsables de las políticas de regímenes corruptos anteriores.

El ministro abogó por acabar con «estereotipos» y «prejuicios» entre griegos y alemanes y por dialogar como socios europeos, sin «moralina», con el fin de encontrar soluciones «razonables» a la «tragedia» que vive Grecia.

Según sus palabras, el país se encuentra «estrangulado» por las deudas, aunque calificó de «insignificantes» los problemas de liquidez difundidos por los medios.

Varufakis condenó las palabras del ministro de Defensa griego, el conservador Panos Kamenos, que ha advertido a Alemania sobre los flujos de refugiados que llegarían a Alemania desde Grecia si este país es obligado a dejar el euro.

Sin embargo, dejó claro que esas diferencias no dan derecho a un político a «dar instrucciones a una nación soberana», en referencia a las declaraciones del presidente del Parlamento Europeo, el alemán Martin Schultz, en las que instaba a Atenas a romper la coalición e Gobierno.

Insistió en que la situación actual de Grecia demuestra que la receta aplicada hasta el momento no ha funcionado y pidió diálogo a las instituciones y a los socios europeos para que el país pueda cumplir con sus compromisos.

Su Gobierno apuesta por Europa y su objetivo es, aseguró, «minimizar el coste» de la crisis griega para Alemania y el resto de países miembros.

Cuando una empresa tiene problemas para pagar sus deudas, los bancos acreedores negocian para reestructurarlas y acuerdan un nuevo contrato para recuperar su dinero cuando la empresa consiga liquidez, subrayo el ministro haciendo un paralelismo con las peticiones de su país a la eurozona.

A su juicio, es posible mantener los compromisos con los socios europeos y al tiempo cumplir el «programa electoral de mínimos» con el que Alexis Tsipras ganó las elecciones, ya que todas las promesas están dirigidas a mejorar la situación de los ciudadanos que se encuentran por debajo del nivel de la pobreza.

Sobre las reparaciones de guerra por la ocupación nazi que Atenas reclama a Berlín, Varufakis señaló que se trata de una cuestión «moral», pero aseguro que no es un chantaje y abogó por desligar ese asunto de las negociaciones con la eurozona sobre la deuda griega.

El ministro griego lamentó la mala imagen que se tiene de él en Alemania y aseguró que en ningún momento ha ofendido o pretendido ofender al titular de Finanzas germano, Wolfgang Schäuble, a quien elogió públicamente.

Tampoco nunca ha insultado a Alemania, aseguró al calificar de «montaje» un vídeo mostrado en el programa y ampliamente difundido en Internet en el que muestra el dedo corazón a Berlín, presuntamente grabado en 2013 en Zagreb.

Acerca de ProfesionalesHoy 26060 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy