Nadal dice que hay intereses empresariales para sustituir el carbón por gas

Madrid, 29 nov (EFE).- El ministro de Energía, Álvaro Nadal, ha dicho hoy que hay intereses empresariales para que el carbón usado en la generación de electricidad sea sustituido por el gas, porque eso hace más rentables sus centrales.

Nadal, que ha comparecido en la Comisión de Energía del Congreso de los Diputados, ha recordado que las renovables no pueden cubrir toda la demanda, especialmente en momentos en que hay unas condiciones meteorológicas adversas de falta de lluvia y viento, y tienen que ser suplidas con energía nuclear o carbón, o bien con gas, mucho más caro que el carbón.

«Por eso mantenemos que el carbón y la nuclear sigan en el mix» energético -diferentes fuentes de energía que cubren el suministro del país-, ha dicho Nadal, quien ha defendido el real decreto que el Gobierno quiere sacar y que amplía las causas por las que se puede denegar el cierre de una instalación de generación eléctrica.

Ha explicado que si esa norma se ha adelantado a las conclusiones del grupo de expertos creado para que haga aportaciones a la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, es porque el Ejecutivo quiere evitar «situaciones irreversibles» y que «las empresas vayan a hechos consumados y decidan por nosotros».

Nadal ha dicho que si no se toman decisiones ahora y las empresas, por ejemplo, deciden ir cerrando sus nucleares, en 2025 en España no habría una sola central de esta tecnología, lo que tendría un impacto «enorme» en el precio de la electricidad y supondría un «coste inasumible para la industria y los consumidores españoles».

Ha recordado que el Ministerio ha recalculado el precio que hubiera tenido la electricidad en el mercado mayorista en los tres últimos años sin las dos centrales de carbón que quiere cerrar Iberdrola en Asturias y Palencia, y hubiera sido de 38 céntimos de euros más.

Por eso, el ministro, que ha señalado que ese real decreto se hace para todo tipo de centrales, no sólo las de carbón, ha afirmado que si ahora no se adoptan mecanismos para que la política pública pueda decidir sobre el cierre de instalaciones de generación eléctrica, será tarde para hacerlo.

Nadal ha contestado que el real decreto no se hace para dar más dinero a las eléctricas, como han apuntado algunos diputados, que han criticado que se contemplen pagos por capacidad para mantener centrales abiertas en caso de que sus propietarios no las pueden vender, pues la concesión de esos pagos es la última posibilidad de las previstas y sólo en caso de que la instalación sea necesaria para asegurar el suministro y mantener los precios.

También ha dicho que la idea de que el carbón está subvencionado es antigua, de antes de 2010, pues ha sufrido una «reconversión increíble», y en España sólo quedan 400 mineros y diez instalaciones, y sólo sobrevivirán las que sean competitivas a nivel internacional.

Se ha mostrado en contra de la pretensión que figura en el Paquete de Invierno de la CE de que no se usen para la generación eléctrica combustibles que tengan emisiones superiores a 550 miligramos de CO2, con lo que el gas entraría, pero no el carbón.

Nadal considera que lo que la CE debe hacer es decir que no quiere carbón en Europa, y si quiere reducirlo que lo elimine en los sistemas que lo usan como energía de base, no en los que lo usan en los momentos de punta de demanda y que emiten menos CO2, que es lo que defenderá en el Consejo de Europa.

Acerca de ProfesionalesHoy 26592 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy