Fomento inicia un plan de choque para mejorar el servicio de Cercanías

Madrid, 5 feb (EFE).- El Ministerio de Fomento ha puesto en marcha medidas de choque para el servicio de Cercanías, con actuaciones para mejorar la accesibilidad, aumentar la frecuencia de paso y renovar la flota de trenes, y que se suman al plan general para la red para los años 2018-2025, que se elaborará en coordinación con la Comunidad y los Ayuntamientos.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna; la presidenta regional, Cristina Cifuentes; la delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa; y la delegada de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento, Inés Sabanés, han participado en la inauguración de la estación de Cercanías Mirasierra-Paco de Lucía, que entrará en funcionamiento mañana y dará servicio a las líneas C3, C7 y C8.

Una estación cuya apertura reclamaban los vecinos desde hace años, que conectará con la red de Metro y no sólo mejorará el acceso al transporte público a los barrios de la zona, sino que facilitará la interconexión de transportes a muchos viajeros de toda la Comunidad, como han destacado De la Serna, Cifuentes y Sabanés.

La estación -a cuya inauguración han acudido familiares de Paco de Lucía- ha supuesto una inversión de unos 6,2 millones de euros, dará servicio a unos 500.000 viajeros anuales y conectará directamente con la línea 9 de Metro.

Tanto el ministro como Cifuentes y Sabanés han resaltado el carácter intermodal de la nueva estación, y la presidenta regional ha recalcado que un sistema de transporte eficaz es “indispensable” para seguir impulsando el crecimiento económico y social de la Comunidad.

“Además de impulsar la economía, un buen sistema de transporte reduce los desequilibrios, proporciona oportunidades y se convierte en el eje vertebrador de una región dinámica y desarrollada como Madrid”, ha dicho la presidenta.

Inés Sabanés, por su parte, ha celebrado una apertura que contribuirá a mejorar no solo la movilidad, sino también la contaminación. “Es una gran noticia”, ha insistido la delegada, que se ha alegrado del “diálogo constante” de todas las administraciones para crear nuevas conexiones intermodales y ha aprovechado para reclamar un aparcamiento disuasorio en la zona.

Durante la inauguración Íñigo de la Serna ha aprovechado para explicar el apoyo de su departamento a la red de Cercanías de Madrid, la más grande de España, que cuenta con 384 kilómetros en 36 municipios (donde vive el 89 % de la población de toda la Comunidad), y que utilizan anualmente 241 millones de personas (849.000 usuarios diarios en jornadas laborales).

De ahí que sea lógico, ha seguido diciendo, que una red de esa envergadura por la que circulan diariamente 1.300 trenes sufra incidencias y averías, “como en todos los países”, y aún con todos estos problemas el porcentaje de puntualidad llega al 96 %, por lo que ha pedido a partidos políticos y sindicatos que no utilicen las incidencias como arma arrojadiza “con argumentos demagógicos”.

No obstante, ha subrayado que su departamento trabaja para evitar estas averías, y por ello va a presentar en marzo un plan global para Cercanías para los años 2018-2025, “ambicioso” y que requerirá “un gigantesco esfuerzo por parte del Gobierno”, y un plan de choque que ya está en marcha, con actuaciones para mejorar la accesibilidad de las estaciones, mejoras en la frecuencia en las líneas C5 y entre Coslada y Madrid, o la renovación del 60 % de los trenes, con 160 nuevas unidades.

En este sentido, ha explicado que solo el hecho de mejorar un minuto la frecuencia de paso en la C5 y meter dos trenes a la hora entre Coslada y Madrid conlleva un gasto adicional de 9 millones de euros al año.

El plan de choque incluye actuaciones en materia de seguridad para mejorar los tiempos de recorrido, la sustitución de enclavamientos eléctricos por enclavamientos electrónicos o la prolongación de varias vías en la estación de Atocha, actuaciones que por sí solas suman 100 millones de euros.

Se actuará también sobre diversas estaciones para mejorarlas, entre ellas Ramón y Cajal o Atocha.

Al margen del plan de choque, el ministro ha recordado que en marzo se presentará el plan de Cercanías de Madrid para los años 2018-2025, que se consensuará con el resto de administraciones -Comunidad y Ayuntamientos- y que prevé actuaciones en la infraestructura existente (renovando y ampliando la capacidad donde sea necesario), análisis sobre la necesidad de extender la red, mejorar las estaciones (pasos inferiores, accesibilidad, mobiliario, señalización, etc.), o mejorar los trenes para acabar con las averías.

Acerca de ProfesionalesHoy 22042 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy