BBVA reclama más reformas a España y augura un futuro brillante para el grupo

Bilbao/Madrid, 16 mar (EFE).- El presidente de BBVA, Francisco González, ha vuelto a reclamar un amplio consenso para seguir con las reformas que España necesita y, en la recta final de su mandato, confía en el futuro «brillante» del grupo.

El banquero está convencido de que BBVA está preparado para hacer frente a los nuevos competidores digitales, que considera pueden ser una gran oportunidad para el sector, más que una amenaza, y prevé un año «mucho mejor» en todos los mercados en los que opera.

Durante su discurso en la junta de accionistas celebrada en Bilbao y retransmitida a la prensa en la sede del banco en Madrid, el presidente de BBVA ha insistido en que el país lleva demasiado tiempo ocupado en problemas de ámbito local.

Y con ello, en su opinión, se están posponiendo las cuestiones clave para el futuro de España y las reformas que le sitúen como un país capaz de crecer y prosperar en un entorno «cambiante, complejo y cada vez más competitivo».

Por eso ha abogado por actuar «con responsabilidad y valentía» pensando en el futuro de todos.

En el plano financiero, la competencia será «durísima», la inmensa mayoría de los bancos desaparecerán, y las entidades que sobrevivan tendrán que competir con algunas «fintech» y los grandes de la red, ha vaticinado.

Pero está convencido de que BBVA será uno de los supervivientes porque «tenemos el mejor proyecto y el mejor equipo de la industria», antes de afirmar que «nunca había visto al grupo tan fuerte y tan comprometido» con su transformación digital y «tan decidido» a seguir impulsándola.

Tras enumerar varios hitos logrados desde 2007, ha puesto como ejemplo que este año más de la mitad de los clientes serán digitales y en 2019 más del 50 % operarán exclusivamente a través de sus teléfonos móviles.

Para que la banca pueda adaptarse más fácilmente a los nuevos tiempos, González ha urgido a que haya una nueva institución global que pueda crear una arquitectura legal 2.0 y garantice el equilibrio entre los intereses de los consumidores, la competencia, el riesgo sistémico, la estabilidad y el apoyo a la innovación.

Y en un escenario en el que las normas van por detrás de la innovación «cobran especial relevancia los principios», ha dicho González, que ha puesto como ejemplo a BBVA, que ha salido de la crisis «con una enorme reputación».

Sin embargo, en el turno de los accionistas, varios han aprovechado para criticar que el banco no devuelva todas las cláusulas suelo a los clientes, que no facilite la conciliación laboral o que la plantilla trabaje «bajo presión» y desconozca el alcance que puede tener el cierre de más sucursales.

Los accionistas de BBVA han aprobado por mayoría las propuestas contenidas en el orden del día de la junta, entre ellas el nombramiento como consejeros independientes del exgobernador del Banco de España Jaime Caruana, de Ana Peralta y de Jan Verplancke.

También han dado su visto bueno a la reelección de José Miguel Andrés, Belén Garijo, Juan Pi y José Maldonado, con lo que el consejo de administración de BBVA cuenta ahora con mayoría de independientes y completa su composición hasta 15 miembros.

Los accionistas han autorizado el reparto de un dividendo complementario en efectivo de 0,15 euros brutos por acción en abril, con lo que el total de dividendos con cargo a 2017 será de 0,37 euros brutos por acción (26 céntimos en efectivo y 11 céntimos con la opción de elegir nuevas acciones).

La junta ha servido asimismo para autorizar a la sociedad a que adquiera acciones propias durante 5 años y para aprobar que un colectivo de empleados pueda recibir un variable de hasta el 200 % del sueldo fijo.

Acerca de ProfesionalesHoy 28337 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy