El G20 atiende recomendaciones de la OCDE a la búsqueda de consensos en las finanzas

Buenos Aires, 19 mar (EFE).- Los ministros de Finanzas y presidentes de Bancos Centrales del G20 iniciaron hoy en Buenos Aires su primera reunión del año, en la que atendieron las recomendaciones sobre reformas estructurales formuladas por la OCDE mientras avanzan en la discusión de otros asuntos económicos.

Un fuerte hermetismo ha dominado la primera de las dos jornadas de la cita ministerial, la primera de alto nivel en el calendario de eventos para 2018 del grupo de las veinte mayores economías desarrolladas y en desarrollo, este año bajo la presidencia de Argentina.

“Este es el espíritu que queremos llevar al G20, donde prime el diálogo y donde se buscan consensos. Estos consensos no van a ser fáciles, pero serán necesario para cumplir con una agenda de crecimiento inclusivo”, dijo el ministro de Hacienda argentino, Nicolás Dujovne.

El ministro hizo estas declaraciones junto el secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), el mexicano Ángel Gurría, en un encuentro con periodistas que fue convocado como rueda de prensa pero que terminó abruptamente cuando ambos se levantaron sin dar espacio a preguntas, tras alegar que debían regresar pronto a las deliberaciones ministeriales.

En su breve comparecencia, ambos destacaron el informe anual de la OCDE titulado “Apuesta por el crecimiento”, presentado este lunes en la reunión en Buenos Aires y en la que se revisan las reformas estructurales realizadas por los miembros del G20 y se formulan nuevas recomendaciones de medidas estructurales.

El documento advierte de que el ritmo de reformas observado en el periodo 2015-2016, “ya moderado de por sí, registró una nueva desaceleración en 2017 y que existen escasos indicios de que vaya a producirse un repunte inminente”.

En este sentido, Gurría, tras celebrar las reformas aprobadas recientemente en Argentina, en particular la tributaria, comentó que “lamentablemente” no todos los países muestran este “ímpetu reformador”.

“Vemos en el G20 una especie de fatiga de las reformas y nos preocupa. Lo que estamos viendo es que, quizás, ante ese entusiasmo que debería existir ahora, lo que estamos viendo es quizás un poquito de laxitud en esta materia”, observó.

Dujovne agradeció al titular de la OCDE su comentario sobre los cambios puestos en marcha en Argentina y afirmó que el nuevo informe del organismo “es muy importante para el trabajo técnico” del G20, “ya que provee un excelente resumen de las reformas estructurales”.

En la breve comparecencia ante la prensa acreditada -unos 400 periodistas de todo el mundo, según la organización- no se hizo mención alguna a los temas de la agenda bajo deliberación en Buenos Aires, que incluyen asuntos como el futuro del trabajo, la financiación de la infraestructura para el desarrollo, regulaciones tributarias y los desafíos que presentan las criptomonedas.

En las conversaciones también se ha colado la crítica situación de Venezuela, con un aparte entre ministros de Finanzas de países del Hemisferio Occidental, la Unión Europea y Japón.

Según informó el Departamento del Tesoro de Estados Unidos, esa reunión se centró en la “crisis política, económica y humanitaria” en Venezuela con vistas a coordinar “medidas económicas” para alcanzar “objetivos políticos democráticos” en el país, y ofrecer “respuestas constructivas” una vez que Caracas permita “elecciones libres, justas y regulares”.

Fuentes cercanas a Román Escolano, ministro de Economía de España -país invitado permanente al G20-, dijeron a Efe que da “la bienvenida” a esta iniciativa centrada “en el tema humanitario” debido a la situación generada por la crisis de Venezuela no solo en ese país, sino también en las naciones vecinas.

El responsable de la política económica española intervino en la última reunión de la primera jornada de la cita ministerial del G20, dedicada a la inversión, y allí destacó la importancia del sector público y su rol de “impulsor” para también incentivar los desembolsos del sector privado.

En las deliberaciones del G20 también ha estado presente la espinosa cuestión del comercio global, en tensión desde que el pasado 8 de marzo el presidente de EEUU, Donald Trump, anunció que impondrá aranceles extraordinarios a las importaciones de acero y aluminio.

En el encuentro, que concluirá mañana, martes, participarán 22 ministros de Finanzas, 17 presidentes de Bancos Centrales y diez titulares de organizaciones internacionales.

La reunión, que tiene lugar en el Centro de Exposiciones y Convenciones de Buenos Aires y es la primera de una serie de encuentros del denominado canal de Finanzas del G20 que se realizará este año, pretende llegar a consensos para la cumbre de jefes de Estado prevista para el 30 de noviembre y el 1 de diciembre próximo en la capital argentina.

Acerca de ProfesionalesHoy 21488 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy