El Banco de España ve un ajuste a la baja de las pensiones si no crecen los ingresos

Madrid, 22 may (EFE).- El Banco de España considera que si los ingresos del sistema de la Seguridad Social no crecen muy significativamente será imposible mantener las tasas de sustitución actuales de las pensiones públicas (importe de la pensión respecto al último salario), cuyo descenso podría llegar a 20 puntos en 2060.

En su Informe Anual de 2017, la entidad señala el envejecimiento de la población como el mayor reto para la sostenibilidad de las finanzas públicas, ya que las pensiones, la sanidad y los cuidados de larga duración generarán un incremento del gasto publico en las próximas tres décadas de hasta 3,5 puntos del PIB.

A juicio del Banco de España, la reforma de las pensiones de 2013, que ligó su revalorización a la situación financiera del sistema e introdujo el factor de sostenibilidad para adecuar la pensión inicial a la esperanza de vida, facilitará la reducción del déficit de la Seguridad Social y contrarrestará significativamente el aumento de la tasa de dependencia a largo plazo.

Para la entidad, cualquier nueva reforma de las pensiones debe mantener un “mecanismo de ajuste automático” que garantice las pensiones a futuro, además de aumentar la transparencia del sistema y reforzar su contributividad (relación entre contribuciones y prestaciones).

En su opinión, la clave reside en acordar la tasa de sustitución que se pretende asegurar y adecuar los ingresos para que la sostenibilidad de las pensiones quede garantizada.

Acerca de ProfesionalesHoy 21433 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy