Kushner presenta un proyecto económico para Palestina sin hablar del conflicto político

Manama, 25 jun (EFE).- Jared Kushner, asesor y yerno del presidente de EEUU, Donald Trump, abrió hoy el controvertido foro económico “Prosperidad para la Paz” en Baréin con un alegato en favor de las inversiones y el desarrollo económico de Palestina mencionando la necesidad de la paz pero sin hablar de las causas y situación del conflicto.

En el medio de una sala rodeado de representantes empresariales y funcionarios de distinto rango -en su mayoría bajo- de los países de la región, Kushner hizo una presentación propia de un foro de negocios al subrayar que no era un día para “hablar de temas políticos” ya que estos “llegarán en el momento oportuno”.

“La paz solo se puede conseguir si se acompaña de una ruta económica para el pueblo con el fin de mejorar sus vidas (…) una ruta económica es una condición necesaria para resolver lo que previamente era una situación política irresoluble”, indicó Kushner prácticamente en su única mención a la situación del enquistado conflicto.

El marido de la hija de Trump no mencionó las disputas y víctimas que se han sucedido durante los picos de violencia, la última el pasado mayo, entre palestinos e israelíes, que han optado por no enviar ninguna misión institucional al foro de Baréin.

Sí hizo hincapié en que “las enormes cantidades de dinero que han sido desperdiciadas en corrupción” han sido uno de los contratiempos que han afectado a la vida de los palestinos.

“Durante los últimos 70 años una respuesta común ha sido culpar a Israel de muchos problemas, pero muchos de los problemas de la gente tienen que ver con la forma de gobernar”, aseveró.

“Durante mucho tiempo el pueblo palestino ha estado atrapado en un esquema ineficiente y obsoleto”, sentenció el enviado estadounidense en su alocución rodeado de figuras como el presidente de la Federación Internacional de Fútbol Asociación (FIFA), Gianni Infantino, y la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, que intervendrán mañana en el foro.

Pasando unas diapositivas, Kushner revisó por encima algunos de los puntos del controvertido plan de 50.000 millones de dólares para Palestina que la Casa Blanca publicó el pasado fin de semana.

Será a lo largo de los dos días de foro económico cuando ahondará en esos puntos del plan, que forma parte del que Donald Trump ha ensalzado como “el Acuerdo del siglo”, aunque hoy Kushner le ha puesto otro nombre: “La oportunidad del siglo”.

“A pesar de lo que dicen los que se han decepcionado en el pasado, el presidente Trump y Estados Unidos no se han dado por vencidos. Este taller es para vosotros”, subrayó.

Aseguró que “esta no es una conferencia de gente que quiere beneficiarse de ellos”, sino de aquellos que “se preocupan por la región” y por el futuro de los palestinos.

Horas antes del discurso de Kushner, la cadena catarí Al Yazira retransmitía una entrevista al estadounidense en el que aseguraba que en el caso de que exista un acuerdo para resolver el conflicto palestino-israelí, no será con un pacto que esté en la línea de lo acordado en la Iniciativa de Paz Árabe, rubricada por los miembros de la Liga Árabe en Beirut en 2002.

Esta iniciativa propuesta por Arabia Saudí, uno de los pocos consensos alcanzados por los países de la región, aboga por el reconocimiento y normalización de relaciones del mundo árabe con Israel a cambio de su retirada de los territorios palestinos ocupados en 1967, aunque Israel lo rechaza.

El primer día de este foro se ha resumido en la alocución del yerno de Trump y un panel sobre la inclusión del sector privado que jugaría un rol importante en la economía de Cisjordania y Gaza.

Este miércoles se cerrará este taller que no ha suscitado simpatía entre los países de la región -que o han rechazado ir o han enviado delegaciones de bajo rango ministerial- con una conversación entre el ex primer ministro británico Tony Blair y Kushner, de acuerdo con la agenda publicada.

Acerca de ProfesionalesHoy 33363 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy