La automoción reivindica una estrategia «unitaria» para transformar el sector

Barcelona, 29 oct (EFE).- Las patronales españolas de fabricantes de vehículos (Anfac) y concesionarios (Faconauto) han reivindicado la definición de una estrategia «unitaria» y «homogénea para todo el Estado» por parte del Gobierno, para asegurar una transformación «justa y ordenada» de la industria de la automoción en el país.

Ambas organizaciones han hecho el llamamiento este martes en el 34 Encuentro del Sector de Automoción, organizado por la escuela de negocios IESE en Barcelona, donde los principales agentes del sector han debatido la situación actual del mercado, con especial atención a las nuevas formas de movilidad y el coche eléctrico.

El vicepresidente ejecutivo de Anfac, Mario Armero, ha afirmado que las administraciones «cada vez son más receptivas con los problemas del sector», pero cree necesaria la definición de una hoja de ruta «con un mensaje claro para la ciudadanía».

«No podemos tener tantas normativas de cambio climático, según las administraciones. Tenemos que tener una política de unidad de mercado», ha recalcado el directivo en referencia a las políticas contra las emisiones que adoptarán en los próximos meses comunidades autónomas como Cataluña para el área metropolitana de Barcelona.

Armero ha esgrimido de nuevo reivindicaciones históricas del sector hacia el Gobierno, como es la aprobación de un Plan Renove: «Llevamos el periodo más largo en España sin etapas de renovación, la última vez fue en 2015», ha lamentado.

Por otro lado, esta estrategia unitaria, que debe ser consensuada también con las empresas, debe mostrar su apoyo «absoluto y necesario» al vehículo eléctrico, pero debe ir acompañada de inversiones para reforzar la red de puntos de carga del país.

Aunque las principales demandas las ha trasladado al Gobierno, el vicepresidente ejecutivo de Anfac ha invitado también a las empresas a hacer autocrítica y reconocer su papel en la emisión de gases contaminantes: «Debemos asumirlo para poder trabajar en las soluciones», ha afirmado.

En este sentido, Anfac ha avanzado su solución particular: un plan, bautizado como «Switch», para conseguir que la aportación al producto interior bruto (PIB) español de la industria de la automoción alcance en 20 años los 310.000 millones de euros, lo que supone un 158 % más que la contribución actual de la industria española del coche.

En su intervención, el presidente de Faconauto, Gerardo Pérez, ha coincidido con Armero en que es «fundamental» esta unidad y que en toda España haya una legislación única y ha sugerido la creación de una Secretaría de Estado de movilidad.

De cara al futuro, los retos de los concesionarios pasan por la irrupción del vehículo autónomo, que la patronal vaticina en 2030, y que conllevará la reducción del parque de vehículos: «Hay que liberarnos del regazo de las marcas y ser proactivos», ha afirmado.

El segundo reto de los concesionarios, en palabras de Pérez, será el traspaso a formas de propulsión que ahora mismo «muchas familias no se pueden permitir», como es el vehículo eléctrico, y ha manifestado su preocupación por el impacto que pueda tener sobre los concesionarios la normativa europea CAFE sobre las emisiones.

En esta etapa de transformación en el sector, el director general de la patronal de fabricantes de componentes Sernauto, José Portilla, apuesta por aumentar la inversión en I+D+I para estimular la competitividad de las empresas proveedoras de la automoción.

Las baterías eléctricas, los puntos de carga, la conectividad de los vehículos, el coche autónomo y la seguridad son algunos de los retos que tienen por delante los fabricantes de componentes: «Tenemos la tecnología y sabemos cómo hacerlo», ha asegurado.

El coche eléctrico y su futuro frente a los motores de combustión ha sido otro de los grandes temas abordados este martes, y que ha centrado por ejemplo la intervención del vicepresidente de Nissan Europa, Gareth Dunsmore.

Aunque ha reconocido que las ventas de vehículos eléctricos todavía son «pequeñas» en Europa, Dunsmore ha invitado a no «subestimar» este tipo de movilidad y ha instado a las empresas a cambiar su mentalidad y transmitir el «valor emocional» a los clientes del hecho de conducir un coche eléctrico.

«El mundo está cambiando de base», ha asegurado el alto directivo de Nissan Europa que, sin embargo, ha considerado que los gobiernos no deben prohibir el resto de combustibles: «Tenemos unos objetivos sostenibles y como automoción podemos encajar en ellos».

También han participado en mesas redondas empresarios como el consejero delegado de Ficosa, Javier Pujol, quien ha afirmado que el coche autónomo «tardará muchos años en ser implementado en gran volumen» y, en todo caso, «no se implementará al ritmo que el mercado prevé».

Acerca de ProfesionalesHoy 29359 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy