España ve de momento «difícil» suavizar recorte en captura de merluza y jurel

Bruselas, 16 dic (EFE).- España ve de momento «difícil» suavizar los recortes planteados por Bruselas para la merluza sur y el jurel en distintas aguas, aunque seguirá peleando entre hoy y mañana para convencer a la Comisión Europea (CE), explicó hoy a la prensa la secretaria general de Pesca, Alicia Villauriz.

El asunto se aborda en el Consejo de Pesca más complicado del año, en el que se negocian los Totales Admisibles de Capturas (TAC) y las cuotas del Atlántico y el mar del Norte para el próximo año.

En su primera intervención ante el Consejo, el ministro español de Agricultura, Pesca y Alimentación en funciones, Luis Planas, formuló las «principales prioridades» de España, dijo Villauriz, que explicó que se centran «en especies que afectan fundamentalmente al caladero nacional», como la merluza sur (para la que se plantea un recorte del 20 %), los jureles del oeste y del sur (-42 % y -50 %, respectivamente) y la cigala del Cantábrico.

Según la secretaria general de Pesca, en el caso de la merluza sur, «lo máximo que se podría conseguir dentro de respetar el Rendimiento Máximo Sostenible es una reducción del 3 %», algo que consideró «difícil de alcanzar» en este momento.

En cuanto al jurel del oeste, opinó que moderar la reducción del 42 % es «francamente complicado» y que España está «aportando datos económicos y sociales de impacto sobre la flota para que esto sea tenido en cuenta», ya que las alternativas que tienen esos buques de dedicarse a otras especies son «limitadas».

En cuanto al jurel del sur, el país confía en poder suavizar la reducción, al opinar que la CE no ha hecho «una propuesta adecuada» por haber ignorado «un dictamen científico positivo que se puede utilizar» para limitar el recorte.

Villauriz dijo que hasta el martes no habrá una «propuesta de compromiso» por parte de Finlandia, que ocupa la presidencia semestral del Consejo de la UE, para tratar de adecuar la propuesta inicial de la Comisión a las peticiones de los países, con vistas a lograr un acuerdo.

Este mismo lunes, España inició una batería de reuniones para buscar aliados en la negociación, que incluyeron encuentros a nivel técnico con Francia y con Portugal y con la CE para «seguir insistiendo en los argumentos que nos avalan para plantear las modificaciones que estamos reclamando».

En la primera reunión trilateral (de España, con la Comisión y la presidencia finlandesa) «no ha habido grandes perspectivas de cambios frente a la propuesta inicial. La reacción podemos calificarla de no muy positiva de momento», señaló Villauriz.

Además, el ministro Planas se reunió con su homólogo de Portugal y tenía previsto el lunes ver también al representante de Bélgica y «quizá» al de Francia.

En las conversaciones que mantendrá con la Comisión entre hoy y mañana, España «insistirá» en las explicaciones aportadas, que incluyen tanto datos de informes socioeconómicos como «elementos adicionales» para reforzar las propuestas, incluido el refuerzo del sistema de control en el caso de la merluza sur.

Otra de las peticiones que España peleará, junto con otros países, tiene por objetivo el bacalao en el mar Céltico.

El pasado año, Bruselas habilitó un mecanismo que obliga a los Estados miembros que tienen cupo de ciertas especies a ponerlas a disposición de otros que no las tienen.

España está tratando junto con otros países de «buscar soluciones» para el bacalao del mar Céltico, ya que la cuota cero de esta especie de estrangulamiento afectaría a los barcos de Gran Sol, que pescan merluza, gallo y rape.

Cuatro activistas de la organización ecologista Oceana esperaron esta mañana a las puertas del Consejo donde se celebra la reunión de los ministros para denunciar la sobrepesca en las aguas europeas y pedir medidas contundentes frente a ese problema.

Acerca de ProfesionalesHoy 29274 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy