El Consejo Mundial del Turismo dice que peligran 50 millones de empleos

Madrid, 13 mar (EFE).- El Consejo Mundial del Turismo y los Viajes (WTTC, en inglés) entiende que la crisis del coronavirus hace peligrar 50 millones de empleos en el sector en todo el mundo, entre un 12 y un 14 % de la industria turística, según ha dicho en una entrevista con Efe su vicepresidenta sénior, Maribel Rodríguez.

La vicepresidenta del Foro -una organización privada que reúne a más de 200 presidentes y consejeros delegados de las principales compañías de viajes y turismo de todo el mundo- ha explicado que se van a cancelar el 25 % de todos los viajes previstos para 2020, que es el equivalente a tres meses completos sin actividad, aunque confían en que una vez pase el momento más crítico la recuperación sea rápida.

Rodríguez cree que esta crisis no es comparable a ninguna otra situación de emergencia anterior, porque incluso en 2001, cuando los atentados del 11-S contra las Torres Gemelas en Nueva York, que supuso también un duro golpe para el sector, China no era un jugador relevante en el mapa mundial.

A modo de ejemplo, tras el 11-S el sector tardó 26 meses en recuperarse y en 2018 esa respuesta se produce en 10 meses. Los estudios del WTTC reflejan también que en caso de epidemias y pandemias hace una década hacían falta casi 20 meses para que el sector se repusiera y ahora esa cifra está en 10 meses.

MEDIDAS FISCALES

Entre las medidas que pide este Consejo para reactivar el sector destacan las políticas fiscales, con la reducción y eliminación de impuestos a los pasajeros aéreos, semejantes al que ha propuesto el Gobierno español que gravaría el combustible en el transporte por avión.

Solicitan igualmente el levantamiento temporal de las reglas de franjas aéreas (slots), una medida que también ha pedido el Gobierno español pero que compete a la Comisión Europea, que ya lo está estudiando para evitar que las compañías aéreas tengan que operar sus vuelos para no perder estos derechos de vuelo.

El sector necesita igualmente incentivos para apoyar la continuidad del negocio, especialmente las pequeñas y medianas empresas, que tardarán más en recuperarse.

Rodríguez ha explicado además que es preciso eliminar o simplificar visados y establecer visas flexibles para reducir costes y mejorar los tiempos, así como la eliminación o reducción de barreras “innecesarias” para aliviar la presión en los puertos y aeropuertos.

Finalmente, defiende el aumento de presupuestos para la promoción, comercialización y desarrollo de productos en destinos cuando estén listos para recibir nuevamente a los visitantes, para lo que es crucial la colaboración público-privada y una mayor cooperación internacional.

UNO DE CADA DIEZ EMPLEOS

“Sólo nos acordamos de los turistas cuando no están”, ha dicho Rodríguez, que ha recalcado que el turismo y los viajes generan uno de cada diez empleos en el mundo y en los próximos años esta ratio será más alta, uno de cada nueve.

Además, se trata de un sector con una alta resiliencia, “muy acostumbrado a hacer frente a situaciones inesperadas, muy capaz de salir adelante”.

Ha apostado por estrechar la colaboración entre estados y el sector privado porque sólo así se podrá hacer frente a esta crisis, que además de una emergencia de salud pública es ya una emergencia económica.

El WTTC elude valorar la decisión del Gobierno de EEUU de prohibir la entrada a pasajeros procedentes de Europa: “No sabemos lo efectiva que va a ser”, dice su vicepresidenta.

Acerca de ProfesionalesHoy 33918 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy