Más del 80 % del comercio no reabre al prever altos gastos y cero ventas

Madrid, 4 may (EFE).- La actividad comercial ha pasado prácticamente desapercibida en su reapertura, y más del 80 % del pequeño comercio ha optado por no reabrir, tras permanecer cerrado desde el pasado 14 de marzo cuando se decretó el estado de alarma por el coronavirus, al prever altos gastos y cero ventas.

Después de que el Boletín Oficial del Estado (BOE) publicara este domingo las condiciones que deben cumplir los comercios para su reapertura, solamente un 20 %, según la organización de autónomos ATA, y del 15 % según ha señalado el presidente de la Confederación Española del Comercio (CEC), Pedro Campo, han abierto hoy sus puertas.

Dentro de los sectores del comercio, han sido las peluquerías y centros de estética, considerados servicio esencial, las que en mayor medida han cubierto las aperturas, con un 50 % de las mismas activas siempre, eso sí, con cita previa, como exige el Gobierno en esta etapa 0.

Además de los salones de estética y peluquerías, los centros de fisioterapia, ferreterías, ópticas y centros de reparación son principalmente los sectores que hoy podían retomar la actividad.

EL COMERCIO DENUNCIA FALTA DE INFORMACIÓN

Todo el sector del comercio ha coincidido al afirmar que la falta de información sobre las medidas de seguridad ha retrasado la apertura de miles de establecimientos, por lo que han exigido a las autoridades claridad en las medidas necesarias para que los autónomos sepan cuáles son sus obligaciones.

Las tiendas menores de 400 metros cuadrados que eran las que podían abrir, según la orden ministerial, han permanecido en su mayor parte, cerradas en su mayoría, ya que, según ha señalado Campo, no les “merecía la pena” precipitarse en la apertura con unas condiciones en el que las ventas iban a ser prácticamente inexistentes.

EL TEXTIL DEBERÁ “HIGIENIZAR” LA ROPA

En este mismo sentido, el presidente de la patronal del textil Acotex, Eduardo Zamácola, ha dicho que en la orden del Gobierno “es todo interpretativo” y ante la “incertidumbre” muchos comercios han optado por no abrir porque “no podrán pagar las nóminas” si vuelven al trabajo todos los empleados afectados actualmente por expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE).

En el caso de las tiendas de ropa, Zamácola ha dicho que el Gobierno “ha suavizado” las medidas, ya que ahora se habla solo de “higienizar” las prendas.

Zamácola ha señalado que “es una barbaridad que se considere más seguro un local de 400 metros cuadrados que uno de 1.200”, cuando en este último caso es “mucho más fácil controlar las distancias”.

RESTAURACIÓN E INMOBILIARIAS PRÁCTICAMENTE SIN ACTIVIDAD

Por su parte, el sector de la restauración ha reabierto este lunes el servicio de comida para llevar a casa “take away”, un tipo de venta con escaso peso en España, ya que según los últimos datos disponibles de la consultora NPD correspondientes a 2019 apenas un 14 % de los clientes consumen fuera del local.

En este caso, según ha señalado el presidente de ATA, Lorenzo Amor, el impacto ha sido muy reducido, “no más de un 3 %” y no se prevé “que a lo largo de la semana vaya a incrementarse mucho”.

Las inmobiliarias es otro de los sectores del comercio que tenían permitido desde este lunes abrir sus oficinas para atender a clientes de forma individualizada y con cita previa, pero no pueden realizar visitas con ellos a pisos, lo que constituye más del 50 % de su actividad y la mayoría han optado por no abrir y las que lo han hecho han vuelto a la actividad con horario restringido y menos empleados.

De esta manera y al no poder hacer las visitas hasta el día 11 cuando se pase a la Fase 1 del plan del Gobierno, han optado por abrir a lo largo de la semana y de manera “espaciada”.

También han retomado este lunes la actividad para el público en general y previa cita los talleres de mantenimiento y reparación de vehículos.

Hasta ahora habían limitado su actividad exclusivamente a vehículos que dan servicio a la movilidad esencial permitida en estos momentos.

Por último, el gerente de la Federación Nacional de Empresarios de Instalaciones Deportivas (FNEID), Alberto García Chapuli, ha comentado a Efe que le preocupan las condiciones de apertura de los establecimientos que fija el Gobierno para la fase 1, ya que con un tercio del aforo y sin vestuarios es inviable la vuelta a la actividad.

“Es más seguro ir a los gimnasios que salir a correr a la calle ahora mismo”, ha afirmado García Chapuli, y ha explicado que las instalaciones son capaces de garantizar las distancias de seguridad, cosa que no está ocurriendo ahora mismo en las calles.

El Gobierno ha permitido desde este lunes la apertura de los comercios menores de 400 metros cuadrados a través de un sistema de cita previa que garantice la permanencia en el interior del establecimiento o local en un mismo momento de un único cliente por cada trabajador.

Además, el Ejecutivo ha señalado que los establecimientos deberán realizar al menos dos veces al día una limpieza y desinfección de las instalaciones y en el caso del textil “higienizar” las prendas.

Acerca de ProfesionalesHoy 31656 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy