La CE pide a Facebook adaptarse a valores de la UE y controlar desinformación

Bruselas, 18 may (EFE).- La Comisión Europea espera que plataformas como Facebook “se adapten” a los valores y a la regulación de la Unión Europea y que mantengan a raya la desinformación relacionada con el coronavirus por el impacto que puede tener en las democracias.

“Apreciamos su negocio. Pero no somos nosotros los que nos tenemos que adaptar a ustedes (…). Tenemos que asegurarnos de que continuamos con nuestros propios sistemas democráticos”, declaró el comisario europeo de Mercado Interior, Thierry Breton, en un debate por videoconferencia con el fundador y consejero delegado de Facebook, Mark Zuckerberg.

La conversación, moderada por el Centro de Regulación en Europa (CERRE), se centró en la posibilidad de que los gobiernos y las grandes compañías tecnológicas lleguen a acuerdos sobre el sector digital dentro de la crisis de la COVID-19.

“Las plataformas están jugando un enorme papel hoy y lo harán mañana, y si quieren seguir jugándolo, tienen que aprender cómo discutir, cooperar con nosotros”, declaró Breton.

El comisario aseguró que trabajarán en regulación “ex ante” con las plataformas, igual que se ha hecho en telecomunicaciones, teniendo en cuenta que en determinadas situaciones esas empresas pueden jugar un papel importante para las pymes, y la Comisión debe proteger el mercado interior y garantizar un acceso y competencia equitativos desde cualquier país de la UE.

Por su parte, Zuckerberg puso en valor la aportación de las plataformas digitales durante la “emergencia sanitaria y económica” del coronavirus, que ha llevado a que la gente esté “más conectada que nunca”, y afirmó que ello requiere cada vez mayor grado de asociación entre el sector privado y el público.

“No se trata solo de lo que van las regulaciones en los libros”, comentó.

LA AMENAZA DE LA DESINFORMACIÓN

El comisario hizo especial hincapié en la necesidad de que Facebook y otras plataformas contengan la propagación de la desinformación, un asunto sobre el que ya trabaja la Comisión con esas empresas, que hacen balances periódicos de los avances en la retirada de contenidos que incitan al odio, al terrorismo o a la explotación infantil.

“Nunca haremos lo suficiente contra la desinformación”, indicó Breton, quien advirtió de que si no obtienen progresos suficientes, habrá que “regular”.

Aunque dijo sentirse “optimista sobre el tipo de relación establecida con las plataformas” a este respecto, dejó claro que se trata de un asunto “extremadamente importante para las democracias”: “Prestaremos especialmente atención a ello”, dijo.

“Cuando eres consejero delegado, al final eres el único responsable, nadie más. Pero tienes una obligación, la de ser debidamente diligente cuando se toman decisiones (…). Al final, será Mark quien será responsable, nadie más”, dijo Breton a Zuckerberg.

El máximo responsable de Facebook garantizó que la empresa está especialmente enfocada en combatir la desinformación y que cuando se detecta una información falsa han empezado a enviar notificaciones a los usuarios con un vínculo que les lleva a datos correctos sobre el virus.

Sobre la retirada de contenidos inapropiados, Zuckerberg explicó que han “avanzado significativamente” en inteligencia artificial, lo que les permite revisar información a gran escala.

PORTABILIDAD DE DATOS

Otro asunto que abordaron fue el de la gestión de los datos personales en las plataformas digitales, y ahí Zuckerberg aseguró estar “muy a favor de la portabilidad de datos”, que puede ser “muy útil con la regulación adecuada”.

“Creo que nadie está en contra de llevar tus datos de un servicio a otro”, comentó, aunque admitió que puede ser problemática la gestión de datos de terceras personas, como al decidir exportar las fechas de cumpleaños de amigos -introducidas por ellos- de Facebook a otra aplicación.

Breton consideró que, en Europa, prima “la sensación de que mis datos son parte de mi vida” y que “es importante anticiparse a lo que quieren tus clientes”.

“Cada vez más, los usuarios pedirán que los datos les pertenezcan y pedirán portabilidad de una manera u otra”, subrayó, a la vez que pidió “entender” los “valores fuertes” que tiene la UE para “anticiparse” y “trabajar mejor con nosotros”.

Breton también habló de la necesidad de “pagar impuestos donde se deben pagar” y de “tener cuidado con el mercado interior”, y pidió para afrontar esos retos “trabajar juntos para diseñar las herramientas adecuadas de gobernanza y comportamiento”, especialmente en la sociedad de la información.

“Que algo no esté prohibido, no quiere decir que esté autorizado”, apuntó.

Zuckerberg coincidió en la necesidad de cooperación y de que la regulación ayude a las empresas a “equilibrar” aspectos como la libertad de expresión y la seguridad o la competencia.

“La cuestión es qué el marco (regulador) va a ganar en el mundo, no que haya regulación o no”, y abogó por que sean los países occidentales, que “son más democráticos”, los que sienten un “estándar alrededor del mundo”.

Acerca de ProfesionalesHoy 33970 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy