Jan Marsalek, exnúmero dos de Wirecard, entró a Filipinas el 23 de junio

Manila, 26 jun (EFE).- El exnúmero dos de Wirecard, Jan Marsalek, entró a Filipinas el 23 de junio por Manila y, según los registros de la Oficina de Inmigración, habría salido al día siguiente con destino a China por el aeropuerto de Cebú, aunque no hay rastro suyo en las cámaras de seguridad del lugar.

“Lo que me molesta es el hecho de que aparece en la base de datos de Inmigración. Queremos saber si realmente llegó aquí o si solo se trata de un problema técnico”, señaló el secretario de Justicia filipino, Menardo Guevarra, la noche del jueves en una entrevista con CNN Philipines.

Según la información de Guevarra, Marsalek llegó al país acompañado de su esposa de nacionalidad filipina, lo que le permitió ingresar a Filipinas pese a las restricciones de viaje para extranjeros por la COVID-19, y se sospecha que no ha salido del país.

Marsalek, austríaco de 40 años, fue cesado el lunes de su cargo como director de operaciones de Wirecard, el número dos que supervisaba las gestiones en el Sudeste Asiático de esa firma alemana de pagos electrónicos, que ayer se declaró insolvente tras haber falsificado sus cuentas.

Inmigración está investigando si Marsalek sigue en el país, mientras que el Buró Nacional de Investigación ha abierto una pesquisa sobre la implicación de varios filipinos en el posible fraude de Wirecard, ya que han desaparecido de sus cuentas 1.900 millones de euros.

Filipinas investiga el papel en el caso del abogado filipino Mark Tolentino, que ejerció como administrador de Wirecard y abrió en Filipinas varias cuentas, aunque él ha negado su implicación en cualquier irregularidad y se ha ofrecido a colaborar con las autoridades.

Tolentino fue subsecretario del Departamento de Transporte hasta 2018, cuando fue relegado por el presidente Rodrigo Duterte.

El dinero desaparecido corresponde a avales bancarios de las entidades filipinas Bank of the Philippine Islands (BPI) y BDO Unibank, aunque ambas entidades han negado que Wirecard fuera su cliente y aseguran que los documentos que prueban los avales están falsificados.

El exconsejero delegado de la compañía, Markus Braun, está el libertad bajo en fianza en Alemania tras haber sido acusado de haber inflado el volumen de negocios y el balance con ingresos simulados, cargos que también se le imputan a Marsalek.

Wirecard, que parecía ser una tecnológica de gran éxito y llegó a sustituir al Commerzbank en el selectivo de Fráncfort en septiembre de 2018, fue acusada de irregularidades contables en Asia y de blanqueo de dinero en 2019 por el diario “Financial Times”.

Acerca de ProfesionalesHoy 33381 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy