Trump extiende la moratoria de prospecciones petroleras a la costa atlántica

Miami, 8 sep (EFE).- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció este martes que extendió por diez años la prohibición de hacer nuevas prospecciones petroleras en aguas cercanas a la costa floridana del Golfo de México y precisó que ahora abarcará también la costa atlántica.

Sin dar más detalles y al término de un acto celebrado al aire libre junto a un faro de 1853 situado en Jupiter, en la costa este de Florida, Trump firmó el documento ante las cámaras.

Tan solo dijo que las costas de Carolina del sur y Georgia, además del litoral atlántico de Florida, van a estar cubiertas por la extensión de la moratoria.

La Casa Blanca publicó después un breve documento titulado “Retirada de determinadas áreas de la plataforma continental exterior de EE.UU. de la disposición para concesiones” de exploración petrolera.

El documento establece que por diez años, del 1 de julio de 2022 al 30 de junio de 2032, no se harán concesiones para desarrollo, exploración y producción en determinadas áreas del Golfo de México y otras del Atlántico sur y los estrechos de Florida.

Trump viajó en el avión presidencial desde la base Andrews, en Maryland, hasta el aeropuerto internacional de Palm Beach y desde allí se trasladó a Jupiter, primera parada de un viaje que le llevará también a Carolina del Norte.

El propósito declarado de la cita en Jupiter era hablar de la política de su administración para proteger la reserva natural de los Everglades y en general el medio ambiente de Florida, algo que despertó críticas del Partido Demócrata y de organizaciones ecologistas, que señalaron el “pobre” historial de Trump en ese campo.

TRUMP ECOLOGISTA

Pese a ello, Trump no tuvo reparos en declararse el presidente que más ha hecho por el medio ambiente desde Teddy Roosevelt y prometió que Estados Unidos va a tener “el agua y el aire más limpios” de todo el planeta.

“Cada día de mi Presidencia, lucharemos para lograr un ambiente más limpio y a una mejor calidad de vida para cada uno de nuestros grandes ciudadanos”, subrayó.

Gran parte de su discurso lo dedicó a criticar a Joe Biden, el candidato demócrata al que se enfrentará en las urnas el 3 de noviembre, al que acusó de estar con los “grandes contaminadores” de la tierra, entre los que incluyó a China e India.

Según el presidente, Biden y los radicales demócratas “no quieren proteger el medio ambiente, sino castigar a Estados Unidos” con unos planes que buscan “destruir la independencia energética” que, según dijo, ha logrado su gobierno al hacer del país el número uno en petróleo y gas natural del mundo.

Para el presidente, su administración ha demostrado que se puede preservar el medio ambiente, crear empleos bien pagados en la industria energética y hacer que el precio de los combustibles baje.

Con Biden, pasará todo “lo contrario”, subrayó en un acto marcadamente electoralista.

ARMAS PERO NO CLIMA EN DECLARACIÓN SOBRE MEDIO AMBIENTE

También habló de abrir las posibilidades para la caza y la pesca y aseguró que con él en la Casa Blanca el derecho a poseer y portar armas de fuego, consagrado en la segunda enmienda constitucional, se va a mantener siempre “fuerte”.

Trump no habló de la crisis climática en todo su discurso, a pesar de que Florida es el estado más vulnerable según diversos estudios, pero sí de la proliferación de algas, la contaminación del lago Okeechobee, en el centro el estado, y las inundaciones, y prometió seguir aportando fondos para resolver esos problemas.

Frances Colón, copresidenta en Florida de Climate Power 2020, una organización ligada al Partido Demócrata que busca que la crisis medioambiental sea un tema de peso en esta campaña electoral, dijo hoy a Efe la administración Trump no ha cumplido sus promesas de ayudar a Florida a lidiar con sus problemas medioambientales.

“Trump prometió 100 millones de dólares para combatir la marea roja y otras algas tóxicas y en su solicitud de presupuesto de 2021 lo eliminó por completo”, dijo.

Para Colón, “claramente esto no es una prioridad para la administración de Trump, quien ni siquiera es capaz de poner la inversión mínima necesaria para una preservación medioambiental eficaz del agua en Florida”.

ENCUESTAS AUGURAN REÑIDOS RESULTADOS EN FLORIDA

Dos encuestas publicadas este martes muestran que la elección presidencial en Florida va a ser muy reñida.

Un sondeo de NBC News/Marist muestra que un 48 % de los posibles votantes se inclina por Trump y un 48 % por Biden y si solo se considera a los encuestados ya registrados para votar, Trump saca un punto de ventaja a Biden (48%/47%).

El sondeo de la empresa Bendixen & Amandi International y el diario Miami Herald, que solo abarca el condado de Miami-Dade, le da a Biden un 55 % de la intención de voto y a Trump un 38 %, con un margen de error de +/- 4,4 puntos.

Ambos sondeos muestran que Biden no tiene tanta popularidad entre los latinos de Florida como la tuvo Hillary Clinton, que perdió Florida ante Trump por 1,2 puntos en las elecciones de 2016, pero le superó en el voto de la comunidad hispana (62% frente a 35 %).

Acerca de ProfesionalesHoy 33417 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy