“Apagón” sin precedentes en la Bolsa de Tokio por un fallo informático

Tokio, 1 oct (EFE).- La Bolsa de Tokio suspendió todas las transacciones durante este jueves y hasta nuevo aviso debido a un problema en su sistema informático, que ha causado la interrupción más grave hasta la fecha en el tercer mercado de valores del mundo.

Minutos antes de que comenzara la negociación hoy las 9.00 hora local (00.00 GMT), el parqué de la capital japonesa anunció a través de un comunicado la suspensión de todas las operaciones a causa de “un problema relacionado con la información de mercado”.

Japan Exchange Group (JPX) añadió después que la suspensión se prolongaría todo el día, y tras la hora habitual de cierre de sesión los responsables del operador bursátil anunciaron que trabajan con el objetivo de recuperar la normalidad este viernes.

El parón sin precedentes dejó en el limbo la cotización de 3.700 valores y sus 640.750 billones de yenes de capitalización (5,17 billones de euros/6,07 billones de dólares), según datos del operador, que sitúan a Tokio como el tercer mercado bursátil mundial por dimensión económica tras Wall Street y el Nasdaq.

El problema tuvo lugar en un día en que los otros principales mercados de Asia cerraban por festividades nacionales, entre ellos las Bolsas de Shanghái, Hong Kong y Seúl, y cuando se esperaba una intensa actividad tras las ganancias de la víspera en Wall Street y la publicación de indicadores económicos clave.

EXPLICACIONES DEL OPERADOR

El presidente de JPX, Koichiro Miyahara, afirmó que se está haciendo todo lo posible por resolver el problema y reanudar las operaciones este mismo viernes durante una rueda de prensa convocada hoy, tras hacer una profunda reverencia en señal de disculpa.

“Sentimos mucho que esto haya sucedido mientras el Gobierno tiene la idea de situar a Japón como un centro financiero global”, dijo Miyahara, en alusión al plan del Ejecutivo de incrementar el atractivo de los mercados nipones para inversores extranjeros.

El operador bursátil ha identificado el origen del problema en un fallo de memoria en uno de sus 350 servidores conectados en red interna, por lo que descarta que haya podido tratarse de un ciberataque.

El hardware afectado no podía ser reiniciado ni sustituido por otro de apoyo sin desencadenar una caída del sistema en su conjunto y una “confusión generalizada” en el mercado, explicó en este sentido el director de sistemas informáticos de JPX, Ryusuke Yokoyama.

GOLPE A LA CONFIANZA DE LOS INVERSORES

Se teme que el imprevisto, unido a la falta de información clara por parte del operador durante gran parte de la jornada, pueda minar la confianza de los inversores de Tokio, que mueven diariamente una media de 3 billones de yenes (24.200 millones de euros/28.435 millones de dólares).

“Lamento mucho que los inversores hayan visto sus oportunidades de inversión limitadas en el mercado”, dijo el ministro portavoz del Ejecutivo nipón, Katsunobu Kato, en su rueda de prensa diaria al ser preguntado al respecto.

Kato indicó que la Agencia de Servicios Financieros ha pedido al operador “que tome medidas para saber la causa del error y para la recuperación del sistema”.

Las Bolsas de Nagoya, Fukuoka y Sapporo, que emplean el mismo sistema informatizado de negociación que el parqué tokiota, también suspendieron hoy sus operaciones hasta nuevo aviso debido al mismo efecto.

En cambio, la Bolsa de Osaka, que usa un sistema distinto, no se vio afectada y operó con normalidad este jueves.

Los futuros negociados en ese mercado del índice Nikkei, el de referencia en la Bolsa de Tokio, se cotizaron hoy ligeramente al alza respecto al nivel de cierre del selectivo en la víspera.

LARGO HISTORIAL DE FALLOS

La de este jueves fue la primera suspensión durante toda la jornada de la Bolsa de Tokio por un problema técnico desde que su sistema de negociación fue informatizado en 1999, aunque ya había sufrido otros problemas parecidos.

En 2005 ya se vio obligada a detener las transacciones durante más de 4 horas por una actualización fallida del sistema utilizado entonces.

Más recientemente, en 2012, el principal mercado bursátil japonés tuvo que congelar la negociación de algunas empresas al menos en dos ocasiones por un fallo en sus sistemas de respaldo, y en 2018 se cayó durante un día una de las cuatro líneas de acceso a su sistema de transacciones.

La Bolsa de Tokio usa desde 2010 un sistema informático desarrollado junto a la compañía nipona Fujitsu, que también se encuentra “actualmente revisando la situación”, indicó un portavoz al diario económico Nikkei.

Acerca de ProfesionalesHoy 33798 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy