Los directivos de Sareb renuncian también en 2021 a cualquier posible «bonus»

Madrid, 7 mar (EFE).- El presidente de Sareb, Jaime Echegoyen, y el resto de los miembros de la dirección ejecutiva de la sociedad que se hizo con los activos inmobiliarios de la banca tras su rescate han acordado renunciar desde ya al cobro de cualquier retribución variable que pudiera derivarse en 2021.

Hace un año, ante la crisis de la COVID-19 y en pleno estado de alarma, el equipo ejecutivo de la compañía decidió renunciar al cobro de un "bonus" en los ejercicios 2019 y 2020 como muestra de responsabilidad por la situación que atravesaba el país, según recuerdan a Efe fuentes de la compañía.

Ahora, dada la ralentización del proceso de recuperación de la crisis y en el actual contexto económico, la dirección ejecutiva ha vuelto a adoptar esta medida para el ejercicio 2021, informan las mismas fuentes.

La renuncia a la retribución variable de la dirección ejecutiva se suma a la decisión aprobada por la junta de accionistas de Sareb el pasado octubre para reducir el salario de los consejeros externos en un 15 %. En esa fecha también se hizo efectivo el recorte del 15 % en el sueldo de Echegoyen para el resto del ejercicio.

SUELDOS CONGELADOS

Al margen de los sueldos de la cúpula, la compañía mantiene su política de no aplicar subidas salariales este año, con lo que ya serían tres los ejercicios con los sueldos congelados, pues esta decisión se tomó por primera vez en 2019.

Adicionalmente, Sareb está inmersa en un plan de eficiencia y ahorro de costes que, entre otras medidas, le llevó el pasado año al traslado de su sede corporativa desde el Complejo Azca, en pleno Paseo de la Castellana, a un edificio de su propiedad en la colonia Mirasierra, una zona residencial al norte de Madrid. EFECOM

mbr/ltm

Acerca de ProfesionalesHoy 38676 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy