Hernández de Cos: es necesaria la coordinación para afrontar el cambio climático

Fráncfort (Alemania) 4 jun (EFE).- El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, considera que los bancos centrales deben coordinarse con los gobiernos nacionales de forma global para "asegurar estándares adecuados y que se puedan comparar regiones" al cuantificar los riesgos por el clima.

En la conferencia virtual Cisne Verde sobre los riesgos del cambio climático, Hernández de Cos recordó este viernes que el Banco Central Europeo (BCE) y el Banco de España realizan una prueba de solvencia a los bancos para ver su resistencia a riesgos relacionados con el clima, cuyos resultados se publicarán en otoño.

El BCE también ha añadido el cambio climático en la revisión que realiza de su estrategia de política monetaria.

El gobernador del Banco de España dijo que los gobiernos deben actuar de forma coordinada a nivel global en los sistemas de impuestos a las emisiones de carbono.

Y que "en política presupuestaria debe incluirse compensaciones en el periodo de transición" hacia una economía de emisiones neutral para evitar que aparezcan tensiones sociales que frenarían el proceso, según Hernández de Cos.

"El cambio climático genera riesgos para el sector financiero (riesgos físicos y de transición) que pueden ser significativos en magnitud y por eso impactar a la estabilidad financiera a nivel global", dijo Hernández de Cos.

Por ello hizo hincapié en que es necesario que los supervisores, los reguladores y el Comité de Basilea tomen decisiones.

En concreto, el gobernador del Banco de España dijo que "es necesario garantizar" que los bancos y el sistema bancario "están adecuadamente preparados para identificar, medir y mitigar los riesgos financieros relacionados con el clima.

"Deberíamos esperar una evolución natural en la composición de sus balances que, a cambio, reflejará nuestro camino hacia un mundo de bajas emisiones de carbono", según Hernández de Cos.

Si el sector financiero incorpora los riesgos por el clima y medioambientales, se traducirá en un cambio en los precios de los instrumentos financieros, que ayudará a asimiliar las consecuencias de esos riesgos.

Reconoció que hay "muchas limitaciones" a la capacidad de medición de esos riesgos" porque existen pocas bases de datos armonizadas para entender los riesgos.

Por ello es necesario recopilar datos concretos de calidad sobre las exposiciones de los bancos a los riesgos por el clima, datos concretos por localización, sector y a empresas.

El gobernador del Banco de España prevé que las políticas para lograr una economía de emisiones de carbono neutral pueden afectar a la volatilidad de la inflación general.

El cambio climático y las medidas para combatirlo pueden afectar la capacidad de los bancos centrales de lograr la estabilidad de precios por su impacto en la tasa de interés natural, que es una importante tasa de referencia para los bancos centrales cuando establecen el nivel de sus tipos de interés.

Asimismo, añadió Hernández de Cos, el cambio climático es un asunto que está en la agenda del Comité de Supervisión Bancaria de Basilea, que evalúa las medidas para reducir los riesgos medioambientales.

La conferencia Cisne Verde ha sido organizada por el Banco de Pagos Internacionales (BPI), el Banco de Francia, el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la red de bancos centrales y supervisores Network for Greening the Financial System.

En ella participan también la presidenta del BCE, Christine Lagarde, y el presidente de la Fed, Jerome Powell.

Acerca de ProfesionalesHoy 38603 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy