La producción industrial modera su crecimiento en junio al 11,2 %

Madrid, 6 ago (EFE).- La producción industrial sumó en junio su cuarto mes consecutivo al alza con un crecimiento interanual del 11,2 %, más moderado que los de abril y mayo al compararse con un mes de 2020 en que la actividad económica ya empezaba a recuperarse.

El índice de producción industrial (IPI) de junio publicado este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE) muestra el segundo mes consecutivo de moderación del crecimiento -es 16,7 puntos inferior al de mayo-, lo que deja lejos el máximo histórico anotado en abril.

El IPI de los últimos meses ha estado marcado por el efecto comparación con la primavera de 2020, cuando el estado de alarma y la paralización de buena parte de la actividad no esencial por la pandemia de coronavirus hundieron la producción industrial.

Así, abril marcó el máximo histórico del índice, con un avance del 50,3 %, frente a una caída también histórica en ese mes de 2020 (34,1 %), de la misma manera que mayo anotó un avance del 27,9 % frente a la fuerte caída del 28 % del año anterior.

El crecimiento del IPI en junio, más moderado, se produce frente a una caída del 10,1 % en ese mes de 2020, cuando el fin del estado de alarma permitió una cierta recuperación de la actividad económica.

CRECE LA PRODUCCIÓN DE TODOS LOS SECTORES

El repunte de la producción industrial de junio vino respaldado por todos los sectores, especialmente los bienes de consumo duradero (24,9 %), los bienes intermedios (19,1 %) y los bienes de consumo no duradero (10,9 %).

También crecieron, aunque con menor intensidad, la producción de bienes de equipo (un 6 %) y energía (3,4 %).

De hecho, el desglose de actividades revela que la fabricación de vehículos de motor fue la única rama que redujo su producción en junio, con un descenso del 10,1 %.

Por el contrario, creció con fuerza la confección de prendas de vestir (un 72 %, después de haber sido una de las ramas de actividad más afectadas por la pandemia), la metalurgia (30,7 %) y la fabricación de muebles (27,7 %).

Con avances más moderados, la fabricación de productos metálicos (que aumentó un 17,8 %), maquinaria (un 24,8 %) y la industria de la alimentación (9,5 %) fueron las actividades que más presionaron al alza el índice general gracias a su peso en la economía española.

En junio, la producción industrial aumentó en todas las comunidades autónomas excepto en Murcia, donde cayó un 2,2 %, un avance que fue especialmente significativo en Extremadura (35,5 %), Asturias (23,2 %) y La Rioja (21 %).

Una vez corregidos los datos de los efectos estacionales y de calendario, el repunte de la producción industrial en junio fue del 11,1 %, 13,9 puntos inferior al de mayo.

CAÍDA MENSUAL

En términos mensuales y corregidos, la producción industrial cayó un 1 % en junio con respecto a mayo, con lo que puso fin a cuatro meses consecutivos de crecimiento, que llegaron al 1,5 % en abril y mayo.

El índice mensual estuvo lastrado por la caída de la producción de bienes de consumo duradero (un 5,8 %), bienes de equipo (2,5 %) y energía (2,4 %).

El director de Coyuntura y Análisis Internacional de Funcas, Raymond Torres, apunta que esta caída mensual está relacionada con "problemas de suministro en muchos de los sectores industriales, en especial el del automóvil", lo que afecta a la producción.

En ese mismo sentido, el director de ATL Capital, Féliz López, señala que sectores como el del automóvil, el farmacéutico o de maquinaria "han tenido unos datos peores de lo esperado" debido a la falta de componentes, "una situación que se va a mantener probablemente para los próximos dos o tres trimestres".

A pesar de ello, Torres defiende que "el sector mantiene su pujanza", por lo que espera una vez que se recompongan las cadenas de valor "podamos asistir de nuevo a un crecimiento industrial muy sólido", una normalización que López retrasa hasta el segundo trimestre de 2022.

Acerca de ProfesionalesHoy 38725 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy