El primer ministro defiende ante el FMI y el BM la «resistencia» de la economía china

Shanghái (China), 7 dic (EFE).- El primer ministro chino, Li Keqiang, defendió ante instituciones internacionales como el Banco Mundial (BM) o el Fondo Monetario Internacional (FMI) la "fuerte resistencia" del país para "apuntalar de forma sólida" su desarrollo económico en un momento de ralentización del crecimiento.

La agencia oficial de noticias Xinhua se hizo eco de las palabras de Li en un encuentro virtual celebrado anoche entre Li y los líderes del BM y FMI, así como de la Organización Mundial del Comercio (OMC), la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y el Consejo de Estabilidad Financiera (FSB).

En él, el jefe del Ejecutivo chino afirmó que su país tiene "confianza y capacidad" para conseguir un desarrollo económico "sólido" a largo plazo.

Más a corto plazo, Li recalcó la importancia de las entidades del mercado, aunque reconoció que, especialmente en el caso de las pymes y de los hogares que dependen del trabajo autónomo, todavía no se han recuperado totalmente del impacto de la pandemia de la covid-19 y que ahora se enfrentan a nuevas presiones como la subida de los costes de las materias primas.

Acerca de esto último, el primer ministro se refirió también a la escasez de energía que se tradujo en políticas de racionamiento del consumo de electricidad en algunos importantes polos industriales del país desde mediados de septiembre, derivada de una subida de los precios del carbón que ya perdió fuelle por los "múltiples pasos" que Pekín dio al respecto.

Li también volvió a insistir en que China seguirá avanzando en sus políticas aperturistas para "mejorar su entorno de negocios" a pesar de que algunas organizaciones empresariales extranjeras siguen criticando la lentitud o la insuficiencia de las medidas tomadas hasta el momento y piden igualdad a la hora de competir con las compañías locales, especialmente las de propiedad estatal.

"La buena experiencia de años de práctica sirve para confiar en la 'reforma y apertura' para impulsar la vitalidad y el ímpetu y para capear las presiones a la baja de la economía, al tiempo que ponemos en marcha políticas macro sólidas", explicó Li a los representantes de las seis instituciones económicas globales con las que mantuvo su sexto encuentro anual.

Aunque el alto mando chino no se refirió -o, al menos, los despachos de Xinhua no lo recogen- a la crisis que atraviesan las promotoras inmobiliarias más endeudadas como Evergrande, uno de los asuntos más seguidos sobre la economía china a nivel global, sí incidió en que "China tiene capacidad para afrontar las fluctuaciones económicas a corto plazo".

Refiriéndose a la coyuntura mundial, Li indicó que el ritmo de recuperación económica poscoronavirus se ha "reducido" al tiempo que aumentan los factores de incertidumbre e inestabilidad.

El primer ministro chino pidió "acelerar esfuerzos" para resolver los problemas de suministro y logística mediante una recuperación "ordenada" de la capacidad de producción y la protección de la "seguridad y la estabilidad" de las cadenas industriales.

Acerca de ProfesionalesHoy 40109 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy