El comercio entre China y el resto del mundo ralentizó en marzo su ritmo

Shanghái (China), 13 abr (EFE).- El comercio entre China y el resto del mundo ralentizó en marzo su ritmo de avance interanual hasta el 5,8 % ante la contracción de las importaciones, según datos oficiales divulgados hoy por la Administración General de Aduanas del país asiático. En el primer bimestre, el comercio exterior chino había aumentado un 13,3 % interanual, mientras que en el global de 2021 lo hizo en un 21,4 % merced a un importante repunte de las exportaciones en el marco de la recuperación económica global tras el impacto inicial de la pandemia de la covid-19. Los analistas ya pronosticaban una importante ralentización del avance de los intercambios en 2022, especialmente en los primeros meses, debido al progreso "excepcionalmente fuerte" de las exportaciones chinas en ese mismo período del año anterior. Finalmente, según los datos de Aduanas, en marzo el comercio entre China y los demás países se situó en unos 3,21 billones de yuanes (503.660 millones de dólares, 464.943 millones de euros). Concretamente, las exportaciones crecieron un 12,9 % con respecto al mismo mes de 2021, situándose en los 1,75 billones de yuanes (275.432 millones de dólares, 254.210 millones de euros). Sin embargo, las importaciones se contrajeron un 1,7 %, cayendo hasta los 1,45 billones de yuanes (228.220 millones de dólares, 210.665 millones de euros). Así pues, el superávit comercial chino cerró marzo en los 300.580 millones de yuanes (47.213 millones de dólares, 43.583 millones de euros), un 241,7 % más que en el mismo mes del año anterior. En lo que va de año, los intercambios aumentaron un 10,7 % hasta los 9,42 billones de yuanes (1,48 billones de dólares, 1,37 billones de euros), con una subida del 13,4 % en el caso de las exportaciones y del 7,5 % en el de las importaciones. EL COMERCIO CON RUSIA CRECE UN 26 % ESTE AÑO En el desglose por áreas geográficas, todas las miradas estaban puestas en el comercio entre China y Rusia después de que los líderes de ambos países reforzasen su asociación estratégica apenas semanas antes de que Moscú lanzase su ataque militar contra Ucrania, ante el que Pekín ha reaccionado de forma ambigua, criticando las sanciones y culpando del conflicto a Estados Unidos. En marzo, los intercambios comerciales sino-rusos denominados en yuanes aumentaron un 11 % interanual hasta los 74.140 millones de yuanes (11.647 millones de dólares, 10.745 millones de euros), mientras que en lo que va de año el ritmo de crecimiento es del 26,2 %, alcanzando los 243.030 millones de yuanes (38.178 millones de dólares, 35.215 millones de euros). No obstante, en 2021 el comercio entre ambas potencias había aumentado bastante más (un 35,8 %) hasta alcanzar la cifra récord de 147.000 millones de dólares, con destacado protagonismo de las compras chinas de combustibles rusos ante el gran repunte del consumo energético por la reactivación industrial pospandémica. "Claramente, China no está interviniendo para comprar el petróleo ruso desdeñado por los países occidentales, al menos no a un nivel significativo", explica Julian Evans-Pritchard, analista de la consultora británica Capital Economics. ¿CAÍDA DE LA DEMANDA? Los dos primeros puestos en la lista de principales socios comerciales de China siguieron yendo a parar a manos de dos bloques supranacionales: la Asociación de Países del Sudeste Asiático (Asean) y la Unión Europea (UE). Entre enero y marzo, los intercambios con el grupo de naciones asiáticas avanzó un 8,4 %, menos que con los Veintisiete (+10,2 %). Por su parte, el comercio denominado en yuanes con Estados Unidos, país con el que China mantiene una guerra comercial desde marzo de 2018, subió un 9,9 % en ese período gracias a la fuerza de las exportaciones (+14,3 %), ya que las compras chinas de productos de la nación norteamericana descendieron un 1,3 %. En el caso de Latinoamérica, el comercio con China subió un 9,6 % hasta marzo, alcanzando los 675.440 millones de yuanes (106.099 millones de dólares, 97.985 millones de euros). Evans-Pritchard, que toma como referencia los datos del comercio denominados en dólares -divisa en la que los intercambios crecieron un 7,5 % interanual en marzo-, asegura que la ralentización se debe no solo a las restricciones por los últimos rebrotes de la covid-19 vividos en China sino también a una menor demanda de sus exportaciones. "Las mayores bajadas en envíos al exterior fueron de electrónica, muebles y productos recreativos, lo que apunta a una relajación de la demanda de esos bienes vinculada a la pandemia", indica el experto, que pronostica una caída todavía mayor de las ventas chinas al exterior a lo largo de los próximos meses.
Acerca de ProfesionalesHoy 41676 Articles
Equipo editorial de ProfesionalesHoy