SMM

Home / A Fondo / El 66% de las empresas armadoras prevén optar por combustibles destilados, según Drewry

El 66% de las empresas armadoras prevén optar por combustibles destilados, según Drewry

La consultora marítima Drewry ha llevado a cabo una encuesta a un grupo de empresas armadoras según la cual una clara mayoría de las 38 que respondieron (66%) prevén optar por los combustibles destilados en sus flotas existentes, para cumplir las nuevas normas de la OMI sobre azufre que entrarán en vigor el próximo 1 de enero de 2020. Esta opción se impone a otras como el uso de depuradores de gases de exhaustación, scrubbers (13%) o el uso del gas natural licuado (8%) como combustible, debido fundamentalmente al elevado coste de inversión de la aplicación de estas soluciones a los buques existentes.

En el caso de los buques de nueva construcción, dichos porcentajes aumentan hasta un 20% en el caso de los scrubbers y un 25% en el del GNL, aunque los combustibles de bajo contenido en azufre siguen siendo la primera opción (55%) para la mayoría de los armadores que han respondido.

Según Drewry, los armadores están muy preocupados por el aumento de los costes que puede suponer la utilización de los combustibles destilados (más de la mitad espera que sus costes de combustible aumentarán más de un 50%), la posible falta de disponibilidad de éstos en la fecha de entrada en vigor de las nuevas normas y por la limitada capacidad técnica existente para instalar scrubbers en sus buques antes de dicha fecha límite.

Algunos de los armadores que respondieron tener previsto instalar scrubbers en sus buques o que ya lo han hecho, mostraron cierta preocupación ante la posibilidad de que éstos fueran solo una solución temporal y de que futura legislación prohibiera su uso. Según uno de los armadores encuestados, si las inversiones que llevan a cabo los armadores para cumplir la normativa se quedan obsoletas debido a nuevos cambios regulatorios, se estaría desincentivando la inversión para el cumplimiento de una legislación antes de que esté perfectamente definida”.

Las nuevas normas sobre combustibles marinos han incentivado la introducción del GNL en buques de nueva construcción, especialmente tras los encargos de grandes buques a gas por navieras importantes como CMA CGM. En cualquier caso, muchos armadores consideran que todavía no es suficiente la infraestructura disponible para la generalización del GNL como combustible y que se adapta mejor a los servicios de líneas regulares, como los portacontenedores, que a los tráficos tramp.

A pesar de las preocupaciones para los armadores, según algunos comentarios recibidos en la mencionada encuesta, la incertidumbre ante la nueva normativa ha podido tener algún “efecto beneficioso” sobre el mercado de fletes, al frenar los contratos de nuevas construcciones “puramente especulativos”. Según Drewry las condiciones de bajos niveles del mercado de fletes siguen siendo en este momento el factor principal en la toma de decisiones a la hora de encargar nuevas construcciones por los armadores.

About ProfesionalesHoy

Equipo editorial de ProfesionalesHoy

Te puede interesar

CEPESCA condena la comercialización ilegal de atún rojo y felicita a Guardia Civil, Europol y Administración Española por su actuación

La Confederación Española de Pesca (CEPESCA) ha condenado de manera rotunda la actividad de importación …

Publicidad

Volvo
Hempel
Bender
Econor
Schottel
Chorronaval
La-Parrilla
Northgate

Actualidad sobre el sector energético

Actualidad sobre obra pública