Nautical

Home / AA Noticia principal / “Es necesario generar referentes, donde niñas y jóvenes vean cómo las actividades vinculadas al mar pueden ofrecerle una oportunidad laboral de éxito, si cuentan con la preparación que el ejercicio profesional requiere”

“Es necesario generar referentes, donde niñas y jóvenes vean cómo las actividades vinculadas al mar pueden ofrecerle una oportunidad laboral de éxito, si cuentan con la preparación que el ejercicio profesional requiere”

Iolanda Piedra, presidenta del Clúster Marítimo de Illes Balears

Cada vez son más las mujeres de la comunidad marítima que se encuentran al frente de cargos de gran representatividad institucional y empresarial. Iolanda Piedra, presidenta del Clúster Marítimo de Illes Balears, cuenta su experiencia como única mujer al frente de un Clúster, en el marco de la celebración este año del Día Marítimo Mundial “Empoderando a la mujer en la comunidad marítima”.

¿Sobre qué pilares se fundamenta el Clúster Marítimo de Illes Balears? ¿Cuáles son sus principales objetivos?

Debido a la insularidad de las Islas Baleares, y por la repercusión económica que tiene el mar en su PIB, tanto directa como indirectamente, el Clúster Marítimo de las Illes Balears ha establecido entre sus objetivos fundamentales conformar un lugar de encuentro de todos los agentes económicos y sociales, administraciones públicas, centros de investigación y tecnologías y otras entidades e instituciones que tengan intereses vinculados al mar, con la finalidad de mejorar su competitividad, sostenible a corto, medio y largo plazo.

¿Qué acciones se están emprendiendo desde el mismo para el fomento del sector marítimo?

Se realizan dos tipos de acciones:

  • Acciones de representatividad ante los estamentos públicos para mejorar la regulación y estimular el acceso a ayudas.
  • Acciones de servicios: a través de la participación en Proyectos de la Unión Europea que permiten mejorar el conocimiento, la innovación, la calidad de los bienes y servicios y su internacionalización.

En este sentido, CMIB participa como partner en proyectos europeos innovadores que recientemente se han depositado para su evaluación, en los campos del crecimiento inteligente y la economía azul sostenible y responsable. En concreto, el Clúster se ha presentado como partner en el Proyecto Argonauts -Impacto del turismo y la economía local en las islas del área mediterránea-, perteneciente a la convocatoria Interreg MED, y también como partner en el Proyecto “Bluefasma” cuyo objetivo específico es potenciar la capacidad de innovación de las PYMES, agrupaciones marítimas y redes en las islas MED y las zonas costeras para apoyar el crecimiento de la economía circular azul en la pesca / acuicultura y el turismo costero / marítimo.

¿Se están planteando nuevas acciones para desarrollar en un futuro?

Sí, estamos diseñando una Acceleradora Blue para el Mediterráneo, cuyo objetivo es brindar asesoramiento a Startups innovadoras, realizar chequeo empresarial y en paralelo realizar formación de Bussines Angels y píldoras de formación para los emprendedores. Pero para que el proceso sea más eficiente se impulsará el trabajo en red para captar talento dentro del ecosistema emprendedor Blue.

¿Qué aspectos principales destacaría de la industria marítima de Islas Baleares?

Pocas regiones españolas tienen una proyección internacional tan amplia como Illes Balears. Su especialización turística es sumamente conocida en Europa como referente de calidad. En la estructura de valor de la industria marítima, destacan la náutica y sus componentes, así como en estos últimos tiempos el transporte marítimo y los cruceros. No obstante, el sector turístico vinculado mundo hotelero sigue teniendo un papel dominante.

¿Cree que estamos ante una recuperación real del sector marítimo?

Sí creo que sí. A través de todos los esfuerzos sumados de los stakeholders, administraciones públicas, agencias sectoriales, organizaciones sindicales, empresas, cámaras de comercio e industria, organizaciones empresariales, etc. desde el trabajo en red que se está llevando a cabo, a través de proyectos que nos acercan y suman sinergias. De hecho, los indicadores económicos así lo apoyan. La economía balear ha mantenido su dinamismo en 2018 aunque las diferencias entre islas se mantienen. A pesar de llevar ya cinco años en positivo y tres en una senda expansiva con crecimientos del PIB superiores al 3%, el Archipiélago no consigue homogeneizar el crecimiento, con las Pitiüses a la cabeza, Mallorca a continuación y Menorca más rezagada. Eivissa y Formentera ganan peso año tras año en la economía balear.

Lo más importante es que la mayoría de empresarios de las Islas (61,9 %) considera estable la marcha del negocio en 2018.

¿Qué desafíos quedan aún por abordar?

En un mundo global donde la tecnología domina cada vez más los procesos productivos, la logística y comunicación, un claro ejemplo ha estado el MWC y la tecnología 5G, es necesario abordar el desafío tecnológico. Promover la creación de empresas innovadoras y aumentar las capacidades de red de los diferentes actores del ecosistema de crecimiento azul.

A este desafío deben sumarse los relacionados con la falta de un ecosistema marítimo integrado del Mediterráneo y los desafíos económicos, ambientales y de seguridad que permitan un desarrollo sostenible regional.

Este año la OMI ha escogido como lema para celebrar el Día Marítimo Mundial “Empoderando a la mujer en la comunidad marítima”, ¿qué opinión le merece este lema?

Me parece muy correcto ya que el elemento central de Naciones Unidas en la Conferencia CSW63 que tendrá lugar este año entre los días 11-22 de marzo, uno de los temas prioritarios es “el empoderamiento de la mujer y su vínculo con el desarrollo sostenible”. En el mismo sentido se manifiesta dentro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y, en concreto, ODS 5 y el ODS 8.3.

¿Considera que las mujeres que forman la comunidad marítima tienen la visibilidad y reconocimiento que merecen?

No. En general la mujer directiva y empresaria, no tiene la visibilidad que se merece como tampoco la tiene la mujer en determinadas profesiones típicamente masculinizadas como la marítima. Es necesario generar referentes, donde niñas y jóvenes vean cómo las actividades vinculadas al mar pueden ofrecerle una oportunidad laboral de éxito, si cuentan con la preparación que el ejercicio profesional requiere.

Desde su cargo de presidenta del CMIB, ¿cómo es trabajar en un entorno en el que, normalmente, los puestos de presidencia están ocupados por hombres?

Personalmente debo decir que me he visto francamente apoyada; porque, si bien es cierto que el Clúster Balear es el único clúster regional con una presidenta mujer, se han dado las circunstancias que la vicepresidencia, ostentada por sindicatos, y la secretaría general, ostentada por la patronal, son cargos todos ellos ejercidos por mujeres. Me permito resaltar la generosidad de hombres y mujeres que actúan en las respectivas organizaciones que han valorado la profesionalidad por encima del género, nombrando a la persona que han considerado que podía desempeñar mejor el cargo.

Además de presidir el CMIB, es presidenta de la Comisión Mujer y Empresa de la patronal de Pymes de Cataluña, ¿qué cualidades destacaría de la mujer española en su faceta de empresaria y, más concretamente, en el segmento marítimo?

Permítame explicar la respuesta la basaré en las conclusiones que se han elaborado a partir del primer Congreso Internacional Mujer y Empresa, que he tenido el honor de presidir en nombre de Pimec, han participado más de 230 personas, más de 130 entre empresarios y empresarias de Pymes y han estado presentes 13 asociaciones de mujeres empresarias y ponentes de 3 continentes, Europa, América y África. Esto es:

El número de directivas a nivel mundial entre 2006 y 2018 ha aumentado solo del 4,4 % al 4,5 % de acuerdo con el Índice de Liderazgo femenino elaborado por la escuela de negocios IESE. El país con mayor igualdad de directivos y directivas es Estados Unidos, con un 16,9 %.

Estudios recientes publicados en la revista Forbes sobre inversiones en capital riesgo indican que las empresas emergentes que incorporan mujeres como altas ejecutivas, o están directamente lideradas por mujeres, tienen mejores comportamientos económicos que aquellas en las que en la alta dirección hay exclusivamente hombres. En empresas de alta tecnología, la diferencia alcanza una mejora del 35 % en el retorno de la inversión, o del 12 % en el incremento de la facturación.

La mujer empresaria tiene los elementos fundamentales del liderazgo. Las mujeres son capaces de crear mejores equipos porque saben combinar el pensamiento intuitivo y lógico mejor que los hombres. Los aspectos clave del liderazgo emprendedor del siglo XXI, como la cooperación, la comunicación y la creación de valores compartidos son más propios del género femenino.

Las empresas con una diversidad superior a la media y con una presencia real de mujeres obtuvieron una media de 19 % puntos más de ingresos para innovación y un margen de beneficios superior al 9 % de media.

En el sector marítimo faltaría hacer un análisis pormenorizado de cuáles son los resultados, pero me gustaría entender que esta media puede en parte trasladarse al tratarse de un ámbito productivo altamente tecnificado.

Suscrbete

About Beatriz Miranda

Te puede interesar

La Fundación Ingeniero Jorge Juan prepara una nueva edición de Madrid Aqua Energy

España debe aspirar al liderazgo mundial en gestión del agua integrada con energía renovable y …

Publicidad

Hawke

Iguazuri
Volvo
Hempel
Bender
Econor
Schottel
Chorronaval
La-Parrilla
Northgate

Actualidad sobre el sector energético

Actualidad sobre obra pública