ChemPlastExpo

Cogen

Home / AA En Portada / La luz seguirá cara en verano porque las energías contaminantes suben sus precios

La luz seguirá cara en verano porque las energías contaminantes suben sus precios

El precio de la electricidad en el mercado diario español (POOL) ha cerrado junio con un precio medio de 58,6 €/MWh. Sube un 6,45% desde mayo y está un 16,41% más caro que hace un año. Es más, este mes de junio es un 24% más caro que la media de los últimos cinco años (47,13 €/MWh). Detrás de esta tendencia están los precios de casación del gas y el carbón, muy elevados.
El hueco térmico (producción de electricidad a partir de carbón y gas) representó en junio un 24,1% del mix energético, frente al 21% que registraba en mayo. Aunque este mes ha producido más, está muy por debajo de la cifra que alcanzaba hace un año (35,8%), cuando la producción hidráulica fue muy baja. Ahora la producción hidráulica crece un 80%, ganando terreno principalmente al carbón (-36%), pero no sale barata.

El precio de las energías fósiles se dispara
Al margen de cuánto esté produciendo el carbón, lo que es significativo es su cambio de precio. En junio de 2017 ofrecía su producción a precios muy competitivos (45 €/MWh), pero este año sale a niveles de 55€/MWh. Diez euros por encima (+22%). Detrás de este incremento, al margen del encarecimiento del propio carbón en el mercado mayorista, está el aumento del precio de las emisiones de CO2, que se han encarecido un 200% en los últimos doce meses. El año pasado cotizaban a 5 € y ahora lo hacen a 16 €. Dado que el carbón tiene un factor de emisión de 0,9 €/ton, cada euro que sube el mercado de emisiones supone un incremento del coste de oportunidad de sus ofertas de 0,9 €/MWh.
El carbón no solo deja de ofrecer a un precio competitivo, además sube el techo del precio: el resto de tecnologías renovables, que compiten con la tecnología fósil más barata (el carbón), han subido también 10 €/MWh sus ofertas, aprovechando la oportunidad que les brinda el mercado. Porque, además, la energía eólica (que ofrecería a buen precio) prácticamente desaparece en verano y la hidráulica controla su flujo de producción para obtener la máxima rentabilidad.
La generación con carbón se ha encarecido por el impacto de la cotización de las emisiones de CO2 en sus costes de producción. Sus competidores (tecnologías renovables) aprovechan la oportunidad y suben también 10 €/MWh sus ofertas.

La demanda se reduce en un 6,3%
La demanda eléctrica se redujo un 6,3%, debido a las temperaturas suaves de junio. Una vez tenidos en cuenta los efectos del calendario y las temperaturas, la demanda peninsular de energía eléctrica descendió un 3,2%.

Futuros y commodities se mantienen caros
En junio el mercado de futuros eléctricos español registró recortes en todos sus productos, tras la fuerte subida acumulada en los meses anteriores. El YR-19 bajó un 2%, hasta los 53,7€/MWh, y el Yr-20 retrocedió un 4,4%, hasta 48,13 €/MWh.
En los mercados de futuros de Alemania y Francia, en cambio, registraron un repunte del YR-19. Subieron un 4,3% y un 3,81% respectivamente.
En cuanto a las materias primas, el precio del barril de Brent subió hasta los 79,42 $. Las emisiones de CO2 se mantienen en los niveles de 15 €. El gas TTF (SPOT) cerró junio con un bajada del 5% y el carbón (API2) con una subida del 2,47%.
Las reservas hidráulicas se redujeron ligeramente en junio. Aun así, se sitúan un 61% por encima de las que marcaban el mismo mes del año pasado y un 3,5% más elevadas que la media de los últimos 10 años.

El precio de la electricidad seguirá caro
El POOL ha registrado precios altos, sobre todo en los últimos diez días de junio, colocándose en niveles de 60 €/MWh. Que esta situación se haya producido con un hueco térmico reducido, en comparación con años anteriores, es relevante. Con el mix energético actual y las emisiones de CO2 en niveles de 15 €, se han disparado los precios de las energías fósiles y la energía hidráulica no tiene competencia por debajo de los 60 €/MWh. Si tenemos en cuenta el importante nivel de reservas y su capacidad para regular la oferta, en los meses estivales, en los que la energía eólica reduce su producción, es previsible que    los precios se sitúen por encima de los 60 €/MWh.
En opinión de los analistas de Grupo ASE, la frenética subida del 200% que se ha producido en el precio de las emisiones de CO2 ha anulado la posibilidad de que se reduzca el precio del POOL en los próximos meses, aunque se incorpore todo el parque nuclear y las reservas hidráulicas estén en máximos de diez años.
Si el precio de las emisiones se mantiene en estos niveles (algunos estudios incluso avanzan que aún tienen margen de subida) y no se producen cambios importantes en el mix de generación (poco probable a corto plazo), tendremos que acostumbrarnos a un nuevo nivel de precios que está aún por ver dónde se va a situar. Los mercados de futuros lo reflejan con las importantes subidas y gran volatilidad que estamos viviendo en los últimos meses.

Sobre ProfesionalesHoy

Equipo editorial de ProfesionalesHoy

Te puede interesar

Cerca de 250 asistentes confirman al VI Congreso ESEs como el gran foro de debate sobre servicios energéticos

La sexta edición del Congreso ESES, organizado por la revista El Instalador-Interempresas y las asociaciones …

Publicidad

Northgate
La-Parrilla

Actualidad de la eficiencia energética en la construcción

Actualidad de la minería energética

Actualidad de la construcción naval